Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Baten el récord de velocidad de los aceleradores de partículas compactos

El gradiente energético es 1.000 veces mayor que en los complejos tradicionales


Investigadores del Berkeley Lab han batido el récord de velocidad en un acelerador de partículas compacto, en concreto en un acelerador de láser-plasma, que utiliza la luz láser para conseguir velocidades muy altas en longitudes de centímetros. El gradiente de energía obtenido es 1.000 veces mayor que el que se obtiene en los aceleradores tradicionales, que tienen kilómetros de circunferencia.




El acelerador compacto de Berkeley Lab, que utiliza el láser Bella. Imagen: Roy Kaltschmidt. Fuente: Berkeley Lab.
El acelerador compacto de Berkeley Lab, que utiliza el láser Bella. Imagen: Roy Kaltschmidt. Fuente: Berkeley Lab.
Utilizando uno de los láseres más potentes del mundo, un grupo de investigadores han acelerado partículas subatómicas a las energías más altas jamás registradas en un acelerador compacto.

El equipo, del Laboratorio Nacional Lawrence Berkeley (Berkeley Lab, California), del Departamento de Energía de Estados Unidos, utilizó un láser de petavatio especializado y un gas de partículas cargadas llamado plasma para conseguir que las partículas alcanzaran esa alta velocidad.

La configuración se conoce como acelerador de láser-plasma, una clase emergente de aceleradores de partículas que los físicos creen que pueden reducir los aceleradores tradicionales, de kilómetros de largo, a máquinas que puedan caber en una mesa.

Cómo se hizo

Los investigadores aceleraron las partículas -electrones, en este caso- dentro de un tubo de plasma de nueve centímetros de largo. La velocidad correspondía a una energía de 4,25 giga-electrón-voltios.

La aceleración en una distancia tan corta como esa corresponde a un gradiente de energía 1.000 veces mayor que el de los aceleradores de partículas tradicionales y marca un récord mundial de energía en aceleradores láser-plasma.

"Para obtener este resultado hace falta un control exquisito sobre el láser y el plasma", explica Wim Leemans, director de la División de Tecnología de Aceleradores y Física Aplicada del Berkeley Lab y autor principal del artículo, en la información oficial. Los resultados aparecen en la edición más reciente de Physical Review Letters.

Como un surfista cabalgando sobre una ola

Los aceleradores de partículas tradicionales, como el Gran Colisionador de Hadrones (LHC) del CERN, con 27 kilómetros de circunferencia, aceleran partículas mediante la modulación de campos eléctricos en el interior de una cavidad de metal. Es una técnica que tiene un límite de unos 100 mega-electrón-voltios por metro antes de que el metal se fracture.

Los aceleradores láser-plasma tienen un enfoque completamente diferente. En el caso de este experimento, un pulso de luz láser se inyecta en un tubo corto y delgado, similar a una pajilla, que contiene plasma.

El láser crea un canal a través del plasma, así como ondas que atrapan electrones libres y los aceleran a altas energías. Es similar a la forma en que un surfista gana velocidad al cabalgar una ola.

Con la ayuda de BELLA

Las energías récord se lograron con la ayuda de BELLA (Berkeley Acelerador Laser Lab), uno de los láseres más potentes del mundo. BELLA, que produce un petavatio de potencia (1.000 billones de vatios) comenzó su actividad el año pasado.

"Es un logro extraordinario para Leemans y su equipo producir este resultado récord en su primera campaña de operaciones con BELLA", señala James Symons, director asociado de Ciencias Físicas para el laboratorio en el Berkeley Lab.

Además de por su gran potencia, BELLA es conocido por su precisión y control. "Estamos haciendo entrar este rayo láser por un agujero de 500 micras a unos 14 metros de distancia", recuerda Leemans.

A energías tan altas, los investigadores tenían que ver cómo varios parámetros afectarían al resultado. Así que utilizaron simulaciones por ordenador en el National Energy Research Scientific Computing Center, también en el Laboratorio, para probar la configuración antes siquiera de encender el láser. "Pequeños cambios en la configuración producen grandes perturbaciones", recalca Eric Esarey, asesor científico en Berkeley Lab, que lidera la investigación teórica.

Con el fin de acelerar los electrones a energías incluso mayores -el objetivo a corto plazo de Leemans es 10 giga-electrón-voltios, más del doble de lo conseguido-, los investigadores tendrán que controlar con mayor precisión la densidad del canal de plasma a través del cual fluye la luz láser.

En esencia, los investigadores deben crear un túnel para el pulso de luz que sea exactamente de la forma correcta para controlar los electrones más energéticos. Leemans afirma que, en futuros trabajos, probarán una nueva técnica para la conformación de canales de plasma.

Referencia bibliográfica:

W. P. Leemans, A. J. Gonsalves, H.-S. Mao, et al.: Multi-GeV electron beams from capillary-discharge-guided subpetawatt laser pulses in the self-trapping regime. Physical Review Letters (2014). DOI: http://dx.doi.org/10.1103/PhysRevLett.113.245002.

Martes, 9 de Diciembre 2014
Berkeley Lab/T21
Artículo leído 4061 veces




Nota


Comente este artículo

1.Publicado por FRANCISCO BARRAZA CERVANTES el 10/12/2014 23:55
Rincon de la ciencia y tecnología, es este un excelente articulo y sin duda un gran avance en la construcción de aceleradores de partículas. Sin embargo a las condiciones actuales de energía con las que se maneja, difícilmente servirá para la investigación de las interacciones fuertes. Se debe recordar que para poder romper estas interacciones y estudiar las partículas subatomicas se requiere de una energía próxima o igual a 10 GeV. ( giga-electrón-volt ), y tal vez mas de 15 GeV si pretendemos ver un Quar libre. De igual forma es pertinente comentar que a menor confinamiento de las partículas subatomicas mayor la energía requerida para romper la interacción. La libertad asintotica no quiere decir menor fuerza, solo es un apantallamiento cuantico. Las nuevas adaptaciones al LHC del CERN, pretenden manejar estas energías, de tal forma que nos permita comprender mejor la estructura subatomica. Saludos.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Jueves, 1 de Diciembre 2016 - 08:00 Inteligencia artificial para catar quesos