Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




China desarrolla una innovadora tecnología de reprocesamiento de combustible nuclear

Podría incrementar el suministro de electricidad libre de carbono


Ingenieros y científicos de la empresa estatal China National Nuclear Corporation han elaborado una nueva metodología de reprocesamiento de combustible nuclear, que podría aumentar en gran medida la disponibilidad de electricidad libre de emisiones de dióxido de carbono en el país asiático. La innovación sería vital para mantener el elevado crecimiento económico e industrial chino. Por Pablo Javier Piacente.




Las centrales eléctricas a carbón son una necesidad en China, pero suponen un elevado costo ambiental. El reprocesamiento de combustible nuclear podría ser una salida para la producción de electricidad libre de carbono. Imagen: physorg.com
Las centrales eléctricas a carbón son una necesidad en China, pero suponen un elevado costo ambiental. El reprocesamiento de combustible nuclear podría ser una salida para la producción de electricidad libre de carbono. Imagen: physorg.com
China podría multiplicar su producción eléctrica libre de carbono luego de desarrollar una nueva tecnología de reprocesamiento del combustible producido en sus centrales nucleares. El avance, desarrollado por especialistas de la firma estatal China National Nuclear Corporation, permitiría separar y recuperar el uranio y el plutonio no utilizados, además de reducir los residuos e incrementar la seguridad de las centrales.

La novedad fue difundida en los primeros días de enero a través de Associated Press, aunque también fue recogida por distintos medios como la BBC, Beijing News y Physorg.com, entre otros. El desarrollo permitiría a China disminuir su dependencia de las centrales eléctricas a carbón, que resultan altamente contaminantes.

La producción energética que podría lograrse con esta tecnología multiplicaría por varias veces la generación obtenida actualmente a partir de las centrales nucleares de China, ya que supone la recuperación y reutilización de distintos materiales que no son utilizados en primer término en los procesos nucleares.

Varios países europeos, Rusia, India y Japón ya llevan adelante tecnologías de reprocesamiento del combustible nuclear, logrando separar y recuperar el uranio y el plutonio que no son utilizados. Estas tecnologías, al igual que la desarrollada en China, permiten reducir los residuos nucleares y optimizar la seguridad del ciclo nuclear.

Ventajas e inconvenientes

Todavía no existen precisiones sobre el momento en el cual China comenzará a realizar este reprocesamiento nuclear a escala industrial y masiva. Pero su necesidad resulta muy clara si tenemos en cuenta que China superó a Estados Unidos como mayor consumidor mundial de energía en 2009, de acuerdo con datos de la Agencia Internacional de la Energía, con sede en París.

Junto a esta importante necesidad energética, motorizada por el fuerte crecimiento económico, industrial y poblacional, China tiene otro grave problema: depende en gran medida de las centrales a carbón, que resultan contaminantes a gran escala. Es así que ha encarado un fuerte programa nuclear, con 13 centrales actualmente en uso y ambiciosos planes para sumar cientos de nuevas plantas.

Sin embargo, el proyecto nuclear chino también supone desventajas para la administración estatal. Por un lado, los costos de las tecnologías de reprocesamiento de combustible nuclear son mucho mayores que el uso y almacenamiento de desechos nucleares planteado en forma convencional.

Por otro lado, también genera diversas controversias a nivel global porque el plutonio extraído puede ser utilizado en armas nucleares, un tema históricamente sensible para China y su inserción en la comunidad internacional. Sin embargo, las recompensas del esfuerzo son más que interesantes.

Amplia potencialidad a futuro

De acuerdo a los datos indicados por los expertos chinos, las tecnologías de reprocesamiento podrían multiplicar la cantidad de energía obtenida originalmente a través del combustible de uranio en alrededor de 60 veces. Los ingenieros de China National Nuclear Corporation dicen haber hallado un proceso químico eficaz y seguro para llevar adelante el reprocesamiento.

En el último experimento efectuado, los especialistas trabajaron con uranio y plutonio, obteniendo productos de calidad luego del reprocesamiento. Con este avance, China podría asegurar la producción de combustible de origen nuclear para los próximos 3.000 años, cuando en la actualidad las expectativas solamente llegan a los 70 años.

Pero para poder producir esa cantidad de combustible, China tendría que construir un reactor de neutrones muy costoso y altamente peligroso, según explicó Matthew Bunn, un experto sobre el programa nuclear chino de la Escuela de Gobierno de la Universidad de Harvard. De esta manera, Bunn cree que la construcción de este reactor de neutrones o incluso el inicio del reprocesamiento a escala comercial no serían beneficiosos para China.

Según Bunn, China debería simplemente almacenar el combustible utilizado y listo para reprocesar con el propósito de trabajarlo en las próximas décadas, por lo menos mientras se desarrolla una tecnología más segura y menos costosa para la producción de combustible de origen nuclear a gran escala. A pesar de estas opiniones, los detalles del proceso que los científicos chinos desarrollaron después de trabajar 20 años se mantienen en secreto.


Lunes, 10 de Enero 2011
Pablo Javier Piacente
Artículo leído 9843 veces



Nota

Comente este artículo

1.Publicado por Alejandro Álvarez Silva el 10/01/2011 18:28
Bueno, interesante posibilidad. Ya veremos si se confirma. De todas formas, falta todo tipo de detalles respecto a esta tecnología que al final podría quedar en nada. Tomamos nota, pero simplemente eso. Saludos:
Alejandro Álvarez

2.Publicado por Carlos el 16/01/2011 17:50
Queridos amigos. Imaginemos que exista una ciencia socialista, es decir, una ciencia que sin dejar de activar la máquina de producción y asegurar la competitividad y progreso de todos, deje menores puertas abiertas por donde se cuelen las múltiples externalidades no pagadas de las que se nutre impunemente el capitalismo, tal como la aquí descrita, tan esperanzadora.
Imaginemos que los chinos -y otros que se le sumen- pueden encarnar por su reciente pasado socialista, quizás descaecido tempranamente, algún remanente de tal inspiración comunitaria y bienhechora para la humanidad.
Entonces creería que los próximos siglos se estarían volviendo bien interesantes. ¡Como para alquilar balcón, ¿cierto?!

3.Publicado por Carlos el 16/01/2011 17:58
El señor Bunn podría estar equivocado. Por ejemplo, de los rayos en las tormentas, que hoy se sabe que empiezan unos desde la tierra y otros desde el cielo, no se sabía que se le van agregando unas partes a otras hasta conformarlo plenamente a velocidades fantasmáticas. Sirvió para desarrollar luego la tecnología, quién los creyera, de los Mapas Mentales. Una vez echada andar una senda, a los chinos puede "salirles la Virgen". Otras fuerzas y genialidades se sumarán.
"Una vez que lanzas un deseo, el Universo entero se confabula para ayudarte", dijo alguien.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Jueves, 24 de Noviembre 2016 - 10:30 Crean un laboratorio que se pega a la piel