Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Describen el fósil de tortuga más antiguo encontrado, de 120 millones de años

El ejemplar vivió hace por lo menos 120 millones de años en la actual Colombia


Científicos del Instituto de Investigación Senckenberg de Frankfurt (Alemania) han descrito recientemente el fósil de tortuga más antiguo del mundo. El ejemplar vivió en la actual Colombia hace por lo menos 120 millones de años, es decir, unos 25 millones de años antes que el espécimen más antiguo conocido hasta ahora.





Así sería el hábitat de la tortuga marina más antigua hasta ahora encontrada.  Imagen: © Jorge Blanco. Fuente: AlphaGalileo.
Así sería el hábitat de la tortuga marina más antigua hasta ahora encontrada. Imagen: © Jorge Blanco. Fuente: AlphaGalileo.
Científicos del Instituto de Investigación Senckenberg de Frankfurt (Alemania) han descrito recientemente el fósil de tortuga más antiguo del mundo. El ejemplar vivió hace por lo menos 120 millones de años, es decir, unos 25 millones de años antes que el espécimen más antiguo conocido hasta ahora.

Su esqueleto, casi completamente preservado desde el Cretácico, presenta una longitud de unos dos metros y muestra todos los rasgos característicos de las tortugas marinas modernas, informa el
Instituto de Investigación Senckenberg en un comunicado difundido por AlphaGalileo

25 millones de años más antigua

Hasta hace muy poco, la tortuga marina más antigua conocida era la Santanachelys gaffneyi, pero la historia escrita de las tortugas debe ser cambiada.

"Hemos descrito un fósil de tortuga que es unos 25 millones de años más antigua", explica el Dr. Edwin Cadena, autor del descubrimiento, junto con colaboradores de la Universidad Estatal de California, Fullerton (EEUU).  La nueva tortuga ha sido bautizada como Desmatochelys padillai sp.

En general, todas las tortugas marinas  actuales descienden de tortugas terrestres y de agua dulce surgidas en la Tierra hace aproximadamente 230 millones de años.

Durante el período Cretácico (que terminó hace unos 65 millones de años) las tortugas se dividieron entre la tierra y el mar. Pero, dado que las evidencias fósiles que se tienen de este período son muy escasas, el momento exacto de dicha división resulta muy difícil de verificar.

Por eso, cada descubrimiento al respecto tiene una especial importancia para los especialista: cada fósil que se encuentra puede contribuir a aclarar la filogenia de las tortugas marinas, explican los investigadores.

Esqueleto de Desmatochelys padillai sp. casi completamente preservedo. Imagen: © PaleoBios/Cadena.  Fuente: AlphaGalileo.
Esqueleto de Desmatochelys padillai sp. casi completamente preservedo. Imagen: © PaleoBios/Cadena. Fuente: AlphaGalileo.
De dónde venían

Los restos fósiles de Desmatochelys padillai sp. fueron encontrados en dos sitios cercanos al municipio colombiano de Villa de Leyva por la paleontóloga Mary Luz Parra y sus hermanos Juan y Freddy Parra. Esto sucedió en 2007.

Desde entonces, permanecieron almacenados en colecciones del
Centro de Investigaciones Paleontológicas de Villa de Leyva y del Museo de Paleontología de la Universidad de California.

Cadena y sus colaboradores los examinaron y determinaron, a partir de diversas características morfológicas, que los fósiles pertenecían al grupo de las tortugas Chelonioidea. Estas tortugas habitan en los océanos tropicales y subtropicales. Entre sus representantes actuales estarían la moderna tortuga carey y la tortuga verde de mar.

"En base a la morfología de los animales y a los sedimentos en que se encontraron, estamos seguros de que realmente se trata del fósil de tortuga de mar más antiguo conocido", concluye Cadena.

Emparentadas con los dinosaurios

 
Si queremos ir incluso más atrás para conocer el origen de las tortugas, el año pasado, un equipo de científicos, tras reconstruir su "árbol de la vida", señaló que los parientes más cercanos de estos animales serían las aves, los cocodrilos y los dinosaurios (eso a pesar de que se las suele relacionar con los reptiles).

Este punto fue determinado gracias a una tecnología puntera de secuenciación del ADN,  que permitió generar cantidades sin precedentes de información genética para comprender la historia evolutiva de estos animales.

Otro de los elementos de las tortugas que desde siempre ha sido intrigante para la ciencia ha sido su caparazón. En este sentido, en 2013, un equipo de investigadores
del Museo Nacional de Historia Natural dependiente del Instituto Smithsoniano (EEUU) determinó que la formación del caparazón de la tortuga empezó unos 40 millones de años antes de lo que se pensaba. Así, la tortuga fósil más antigua con un caparazón como los actuales data de hace unos 210 millones de años.

Referencia bibliográfica:

Cadena, E.A., J.F. Parham. Oldest known marine turtle? A new protostegid from the Lower Cretaceous of Colombia. PaleoBios (2015).
 


Martes, 8 de Septiembre 2015
Redacción T21
Artículo leído 2160 veces



Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Viernes, 9 de Diciembre 2016 - 10:00 El ritmo de la respiración afecta a la memoria