Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




El 53% de los directivos ya implementan políticas verdes

Se han dado cuenta de que la ecología no sólo es buena para el medio ambiente, sino también para sus finanzas


La tendencia verde cada vez tiene más seguidores y demuestra más beneficios. Según una nueva encuesta de la firma consultora Buck Consultants, el año pasado hubo un gran incremento (43%) en la implementación de políticas verdes en compañías estadounidenses con un total de 53% de los directivos afirmando que cuentan con este tipo de programas en sus organizaciones. Además, los líderes manifestaron obtener muchos beneficios y ahorrar a través del cuidado del medio ambiente, lo que demuestra que no solo se está protegiendo el medio ambiente, sino también las finanzas de las empresas. Por Catalina Franco R.



Energía verde. Imagen de Steve Jurvetson. Flickr.
Energía verde. Imagen de Steve Jurvetson. Flickr.
De un tiempo para acá la palabra verde se ha tomado millones de campañas publicitarias y comerciales, y se ha vuelto parte fundamental de las decisiones de millones de compradores que evalúan el impacto ambiental de los productos y servicios que eligen y utilizan; compradores que son cada vez más conscientes de que aquello que compran y apoyan tiene una incidencia importante en el medio ambiente y en el futuro de sus hijos.

Es por eso que, poco a poco, un creciente número de compañías alrededor del mundo empezaron a prestar un poco más de atención a ese movimiento verde que comenzó a sentirse en las ciudades de todo el planeta y a evaluar cuál era la mejor forma de integrarlo a sus prácticas corporativas y a sus productos para no quedarse atrás, y para estar dentro de la aprobación del público.

Pero así como en un principio se trató más de estar a la vanguardia y de fortalecer la imagen de las empresas, ahora la tendencia verde ha empezado a demostrarles a los directivos que no sólo es rentable en cuanto al cuidado de la naturaleza y a la opinión de los ciudadanos, sino que también produce ahorros importantes y ayuda a ganar más dinero para el negocio.

Eso es lo que queda claro en una nueva encuesta de la firma consultora Buck Consultants según la cual el año pasado se dio un gran incremento (43%) en la implementación de programas verdes dentro de las organizaciones, hasta llegar a que el 53% de los directivos norteamericanos afirmen que cuentan con políticas verdes en funcionamiento en sus negocios.

La encuesta se realizó entre más de cien directivos y líderes de empresas estadounidenses de distintas industrias como la manufacturera, la salud, el sector financiero, las organizaciones sin ánimo de lucro, entro otras.

Un verde cada vez más fuerte

En un mundo cada vez más preocupado por el impacto ambiental de la actividad industrial de una sociedad capitalista y en constante competencia, lo importante de la encuesta no es sólo que el número de líderes implementando políticas verdes haya aumentado considerablemente durante el último año, sino, sobre todo, que estos directivos estén afirmando que obtienen muchos beneficios gracias a sus inversiones en el cuidado del medio ambiente (casi dos tercios de ellos reportaron grandes ahorros en los costos de papel y electricidad).

Esto constituye un ejemplo muy motivador para millones de empresarios que aún no han comprendido la importancia de implementar políticas de protección del medio ambiente, o que aún no se han arriesgado a hacerlo por miedo a invertir en algo que ven lejano al negocio y que, a su juicio, puede representar riesgos de pérdidas.

Como lo explica Allison Artnak, directora de Buck Consultans, “La encuesta indica que más compañías y sus líderes no solo están haciendo uso de programas verdes en el lugar de trabajo, sino que también se están dando cuenta de los beneficios tan significativos que estos representan para sus negocios. Desde una mayor participación de los empleados hasta ahorros en los costos, la encuesta evidencia que seguir la tendencia verde puede estimular la moral y los resultados generales”.

Y es que las cifras demuestran que las actividades verdes dentro de las empresas son cada vez más comunes; de las compañías que cuentan con un programa verde formal, más de la mitad han implementado prácticas como reciclar y reducir el uso de papel (95%); Internet y/o teleconferencias (85%); estilos de vida saludables y bienestar (80%); programa interno de comunicación verde (78%); comunicaciones de recursos humanos en línea (72%); sitio web verde a través de intranet organizacional (58%); resúmenes en línea de descripción de planes (57%); trabajo a distancia (57%); y compartir el carro para llegar juntos al trabajo (52%).

El hecho de que las empresas hagan uso de cada vez más actividades de este tipo demuestra que en cada una de ellas están encontrando resultados positivos de diversa índole que los motivan a continuar invirtiendo en estrategias verdes: ya mencionamos que casi dos tercios de los directivos afirman ahorrar en papel y electricidad, lo que va de la mano con que la mayor motivación manifestada por 94% de los encuestados haya sido el ahorro en los costos; mientras que para 82% de ellos la motivación es la buena voluntad de la comunidad; y para 59% es una mejor percepción de los accionistas debido a los mejores retornos de la inversión.

Líderes verdes

Ya son muchos los líderes de grandes empresas que se han hecho suyas las causas del medio ambiente y que se han convertido en voceros a favor de las prácticas verdes como costumbres necesarias y beneficiosas que deben implementarse en todas las empresas alrededor del mundo.

Patty Calkins, vice presidenta de Medio Ambiente, Salud y Seguridad de Xerox, explica que “Nosotros aprendimos hace mucho tiempo que no hay que escoger entre el medio ambiente y las ganacias. Durante años la innovación verde en Xerox nos ha o ahorrado dinero o creado nuevos mercados y nuevos ingresos. Hoy nosotros compartimos nuestros conocimientos y nuestra experiencia con nuestros clientes para ayudarles a alcanzar las metas de sostenibilidad al mismo tiempo que se alcanzan las necesidades del negocio”.

Y es que los líderes tienen mucho que ver con el éxito de las políticas verdes dentro de una compañía; ellos deben ser ejemplo a seguir y deben involucrarse en los procesos para motivar a todos los empleados y para que las estrategias puedan integrarse como parte global de una organización. Además, deben estar al tanto para llevar siempre un control de los logros que se van obteniendo.

En este punto la encuesta encontró que 80% de los empleadores de empresas que cuentan con programas verdes incluyen a los directores ejecutivos en el desarrollo y las comunicaciones de estos, mientras que 86% tienen un líder dedicado exclusivamente a las estrategias verdes de la organización.

Por otra parte, hay directivos que cuentan con formas de motivar y fomentar los comportamientos verdes entre sus empleados; por ejemplo, 31% de ellos otorgan reconocimientos especiales a los trabajadores que se destacan en estos esfuerzos, 24% dan premios y 9% ofrecen recompensas monetarias.

Son muchas y muy variadas las formas de contribuir con el cuidado del medio ambiente dentro de una organización, y ya se está comprobando que la naturaleza no es la única beneficiada, sino que tanto los clientes como las finanzas demuestran su agradecimiento.



Lunes, 24 de Mayo 2010
Catalina Franco
Artículo leído 5941 veces





Nota


Comente este artículo

1.Publicado por vturiserra el 24/05/2010 22:37
Los ingleses tienen un refrán: "No te creas nada de lo que oigas, y créete solamente la mitad de lo que ves". Eso se puede aplicar a la política verde de mi empresa (cuyo nombre no diré, por razones obvias). Es una gran empresa (unos 20.000 trabajadores).

La empresa tiene una normativa escrita sobre política ecológica, normativa que en mi delegación no cumple ni Dios. Os pongo unos ejemplos:

1) En todas las oficinas hay luz natural de sobra. Pues bien, cuando tengo turno de mañana, tanto si empiezo a las nueve como a las diez, o incluso más tarde, las luces del techo están todas encendidas. Cuando llego las apago, y nadie protesta, pero tampoco las apaga nadie de los que empiezan antes que yo. Si llego por la tarde, igual: las luces han estado encendidas todo el día.

2) Se hacen auditorías periódicamente, pero supongo que nunca se revisa el cumplimiento de la normativa medioambiental. Las auditorías, además, nunca son de incógnito, no fuera que encontrasen algo mal. Ese día todo se hace "según el libro", a rajatabla, excepto la normativa verde, que no se cumple ni durante las auditorías. Cuando éstas han acabado, la cosa se relaja otra vez y todo vuelve "a la normalidad".

3) Un día, en un cuarto trastero donde se entra con muy poca frecuencia, vi un cargador para seis baterías de walkie-talkie. Estaba enchufado pero vacío. Era un cargador antiguo, de los que se calientan bastante con sólo estar enchufados, aunque no estén cargando ni una sola batería. Cuando lo vi, no supe el tiempo que llevaba allí, ya que ése no es el sitio de los cargadores que usamos a diario. No supe si hacía días, semanas o meses que ese cargador estaba enchufado, gastando no poca energía que no servía absolutamente para nada.

4) La mayoría de los ordenadores que tenemos tienen monitores CRT viejísimos, y también en ellos se puede apreciar lo que gastan con sólo poner la mano en las rejillas de ventilación.

5) Tenemos vehículos para hacer durante todo el turno desplazamientos de 100 a 700 metros. Hay un trabajador en particular que, si está de turno nueve horas, tiene su vehículo con el motor encendido durante las nueve horas. Al principio yo, igual que el que va detrás de un niño, apagaba el motor cada vez que veía que ese trabajador (que pasa de todo y no sirve de nada decirle algo) lo dejaba encendido más de un par de minutos. Al final pensé que si hay un jefe de servicio que cobra por no hacer su trabajo, no voy a ser yo quien haga el trabajo del jefe de servicio sin cobrar. Y ese vehículo, aunque me duela el corazón cada vez que lo veo, se queda con el motor en marcha durante toda la jornada. El repostaje de los vehículos se hace apuntando litros, kilómetros, fechas... Todo un control muy útil, como se ve.

Pero eso sí, la compañía es muy ecológica, de cara a la galería, y cumple todas la normas UNE, ISO y todas las siglas que queráis. Por eso, cuando he leído vuestro titular, "El 53% de los directivos ya implementan políticas verdes", me he preguntado en cuántas de esas empresas se "cumplen" las normas implementadas igual que en la mía.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Lunes, 29 de Julio 2013 - 09:45 Cómo sobrellevar un trabajo tóxico






Noticias de España y Chile