Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Engendran ratones a partir de óvulos no fecundados, inyectando esperma

El logro abre la posibilidad de desarrollar mamíferos a partir de células distintas al gameto femenino


Científicos del Reino Unido han conseguido engendrar ratones sanos inyectando esperma en partenogenotes, es decir, óvulos no fecundados. Esto desafía la idea de que sólo un óvulo fecundado puede dar lugar a un mamífero vivo, y abre la posibilidad de engendrar mamíferos a partir de células distintas al óvulo.





Embrión de dos células creado con el nuevo método. Una contiene sólo ADN materno (en verde), la otra contiene también ADN de esperma (rojo). Fuente: Universidad de Bath.
Embrión de dos células creado con el nuevo método. Una contiene sólo ADN materno (en verde), la otra contiene también ADN de esperma (rojo). Fuente: Universidad de Bath.
Los óvulos pueden ser engañados para que desarrollen un embrión sin ser fertilizados, pero los embriones resultantes, llamados partenogenotes, mueren después de algunos días debido a que procesos de desarrollo clave que requieren aportes de los espermatozoides no suceden.

Sin embargo, científicos del Departamento de Biología y Bioquímica de la Universidad de Bath (Reino Unido) han desarrollado un método para inyectar esperma en partenogenotes de ratón que les permite convertirse en bebés de ratón sanos con una tasa de éxito de hasta un 24 por ciento, frente a una tasa del cero por ciento en los partenogenotes o de cerca del dos por ciento en la clonación por transferencia nuclear. El estudio se ha publicado en la revista Nature Communications, informa la universidad en una nota.

El embriólogo molecular Tony Perry, autor principal del estudio, dice: "Esta es la primera vez que se ha logrado un desarrollo a término mediante la inyección de esperma en embriones".

"Se había pensado que sólo un óvulo era capaz de reprogramar los espermatozoides para permitir el desarrollo embrionario", sigue.
"Nuestro trabajo desafía el dogma, en vigor desde que los primeros embriólogos observaron por primera vez óvulos de mamíferos alrededor de 1827 y observaron la fertilización 50 años más tarde, de que sólo un óvulo fecundado con un espermatozoide puede resultar en el nacimiento de un mamífero vivo."

La idea partió de Toru Suzuki, del equipo de Perry en el Laboratorio de Embriología Molecular de Mamíferos de la universidad, que realizó el estudio junto con Maki Asami, y colegas de la Universidad de Ratisbona y del Instituto Fraunhofer de Toxicología y Medicina Experimental (Alemania).

Sanos

Los ratones nacidos como resultado de la técnica parecen completamente sanos, pero su ADN comenzó mostrando marcas epigenéticas diferentes a las de la fertilización normal. Esto sugiere que diferentes vías epigenéticas pueden llevar al mismo destino de desarrollo, algo que no se había visto anteriormente.

El descubrimiento tiene implicaciones éticas en la posiblidad de que se utilicen parteenogenotes humanos como fuente de células madre embrionarias, que se consideraban inviables hasta ahora.

También sugiere que en el futuro a largo plazo podría ser posible engendrar animales utilizando células distintas al óvulo, y esperma. Un partenogenote es mucho más parecido a una célula cualquiera que un óvulo fecundado.

Aunque esto sigue siendo sólo una idea, podría tener potenciales aplicaciones futuras en el tratamiento de fertilidad humana y en la cría de especies en peligro de extinción.

Referencia bibliográfica:

Toru Suzuki, Maki Asami, Martin Hoffmann, Xin Lu, Miodrag Gužvić, Christoph A. Klein, Anthony C. F. Perry: Mice produced by mitotic reprogramming of sperm injected into haploid parthenogenotes. Nature Communications (2016). DOI: 10.1038/NCOMMS12676


Jueves, 15 de Septiembre 2016
Universidad de Bath/T21
Artículo leído 6675 veces



Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >