Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura



Tendencias 21
25 Aniversario




Estudio climático del IPCC advierte que así vamos mal




Las emisiones humanas de gases de efecto invernadero crecieron más rápidamente entre 2000 y 2010 que en las tres décadas anteriores, a pesar de la adopción simultánea de leyes nacionales para reducirlas en distintos lugares del planeta, sostienen los principales científicos del clima. Las conclusiones aparecen en el tercer volumen del Quinto Informe de Evaluación […]

El artículo Estudio climático del IPCC advierte que así vamos mal fue publicado originalmente en IPS Agencia de Noticias.

La mitigación está en el corazón de lo que deben lograr las negociaciones de cambio climático: cómo pagar las costosas transformaciones hacia un modelo económico y energético de bajo carbono. Crédito: Bigstock

La mitigación está en el corazón de lo que deben lograr las negociaciones de cambio climático: cómo pagar las costosas transformaciones hacia un modelo económico y energético de bajo carbono. Crédito: Bigstock

Por Carey L. Biron
WASHINGTON, Apr 15 2014 (IPS)

Las emisiones humanas de gases de efecto invernadero crecieron más rápidamente entre 2000 y 2010 que en las tres décadas anteriores, a pesar de la adopción simultánea de leyes nacionales para reducirlas en distintos lugares del planeta, sostienen los principales científicos del clima.

Las conclusiones aparecen en el tercer volumen del Quinto Informe de Evaluación que publica este martes 15 el Grupo Intergubernamental de Expertos sobre el Cambio Climático (IPCC), dedicado a la mitigación o, en otras palabras, a la reducción de las emisiones de gases que causan el calentamiento global.

El informe, de casi 500 páginas y firmado por 235 autores de 58 países, advierte que “solo grandes cambios institucionales y tecnológicos pueden hacer posible que el calentamiento global no exceda” los dos grados centígrados para fines de este siglo, el umbral que, según la ciencia, no se debe cruzar para evitar transformaciones catastróficas.

Antes de que el domingo 13 se publicara en Berlín un resumen de este informe para los gobiernos, hubo una semana de acaloradas negociaciones entre sus representantes.

El informe sostiene que aún es posible limitar el calentamiento global a dos grados respecto de las temperaturas anteriores a la era industrial. “Pero no estamos en camino de lograrlo”, dijo a IPS la experta Kelly Levin, del World Resources Institute, un centro de pensamiento con sede en Washington.“El informe deja en claro que para evitar un cambio climático catastrófico, debemos dejar de invertir en combustibles fósiles”. – Oscar Reyes

“Otros estudios concluyeron que no estaríamos en esa senda ni siquiera si los países hubieran cumplido sus anteriores compromisos (de reducción de emisiones). Y hay varios que no están ni cerca de cumplir”, agregó.

“Un mensaje clave es que debemos hacer un esfuerzo mucho mayor en mitigación, y esta es una década crucial para tales acciones”, dijo Levin.

El primer volumen del Quinto Informe, publicado en 2013, se enfocó en la ciencia del cambio climático.

El segundo, divulgado el 31 de marzo, sopesó los impactos del cambio climático que se sienten ya en casi todos los países del mundo. El nuevo documento examina qué hacer para enfrentar y detener el fenómeno.

“Es un potente llamado a la acción internacional, centrado especialmente en la noción de que es un problema de bienes comunes”, dijo Levin.

“Cada país debe participar en la solución, lo cual es complejo porque los países tienen capacidades muy diferentes de reducir las emisiones y de adaptarse al cambio climático. Ahora es esperable mucho debate sobre el grado en que deben crecer la cooperación y la acción colectiva para parecer equitativas”, añadió.

El informe expone el actual consenso científico sobre el cambio climático y el potencial para responder a él.

Su contenido es polarizante.

Los tres volúmenes ya publicados se presentarán en una obra conjunta en octubre, que constituirá la base para las negociaciones que deberían conducir, en 2015, a un nuevo tratado para enfrentar este problema ambiental global, bajo los auspicios de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático.

Enormes inversiones

La mitigación, es el asunto más polémico de las negociaciones: cómo pagar las costosas transformaciones que se requieren para adoptar un modelo productivo y energético que emita muy poco dióxido de carbono, el principal gas invernadero.

El informe examina 1.200 posibles escenarios y determina que las emisiones deberán reducirse entre 40 y 70 por ciento en los próximos 35 años para contener el calentamiento en dos grados. Y a partir de allí deberán llegar casi a cero para fines del siglo.

“Muchas vías diferentes conducen a un futuro donde se sostenga la frontera de los dos grados”, dijo el domingo 13 uno de los vicepresidentes del grupo de trabajo del IPCC encargado del informe, Ottmar Edenhofer. “Todas requieren grandes inversiones”.

No hay montos especificados. Pero se aclara que tendrían un impacto relativamente bajo en el crecimiento económico y que los “esfuerzos de mitigación ambiciosos” reducirían el aumento del consumo en solo 0,06 por ciento.

Pero los autores advierten que “la reducción sustancial de emisiones exigirá grandes cambios en los modelos de inversiones”.

El IPCC estima que la inversión en la generación eléctrica convencional con combustibles fósiles –la más contaminante— decline posiblemente en 20 por ciento en las próximas dos décadas.

Al mismo tiempo, la financiación del suministro eléctrico de “bajo costo”, incluyendo fuentes renovables pero también energía nuclear, gas natural y técnicas para “capturar carbono”, se duplicará.

“El informe deja en claro que para evitar un cambio climático catastrófico debemos dejar de invertir en combustibles fósiles”, dijo a IPS el miembro asociado del centro de pensamiento Instituto de Estudios Políticos, Oscar Reyes.

“Sin embargo, la forma en que el IPCC afronta este asunto es problemática y refleja la situación actual de las dinámicas energéticas”, añadió Reyes.

“Es positivo que los autores señalen que las fuentes renovables son posibles a gran escala, pero también se refieren al gas como un combustible de transición, cuando muchos modelos indican que ese paso desalienta las inversiones en renovables”, objetó.

“También hay problemas con los tremendos costos de muchas de las soluciones tecnológicas que están impulsando”, dijo.

Ingresos y equidad

El resumen para gobernantes es un documento de consenso, lo que implica que los 195 países miembros del IPCC han aceptado estampar su firma debajo de sus hallazgos.

Al parecer, las discusiones previas en Berlín fueron agitadas, sobre todo porque los países buscan colocarse en la posición más favorable para las negociaciones del año próximo.

La discusión sobre cómo se va a repartir el costo financiero de la mitigación y de la adaptación se hizo patente entre los países de ingresos medios y las potencias industriales. Estas últimas son los responsables principales de las grandes emisiones de gases del pasado. Pero el escenario actual no es el mismo.

Los informes anteriores del IPCC, siguiendo el lenguaje de la Convención, calificaban a los países como “desarrollados” y “en desarrollo”.

Pero varias potencias ricas han reclamado una diferenciación más precisa para los países de ingresos medios y la responsabilidad que les cabe en las emisiones actuales.

En lo que parece una respuesta a ese reclamo, el último documento del IPCC caracteriza las economías nacionales en un rango de cuatro estadios.

Pero varias potencias emergentes rechazaron semejante caracterización. En una nota formal de “reservas sustantivas” a la que tuvo acceso IPS, la delegación de Arabia Saudita advierte que “agrupar a los países según sus niveles de ingreso” es especialmente vago puesto que estos pueden pasar de un grupo a otro “sin tomar en cuenta sus verdaderas emisiones por habitante”.

Otros nueve países se sumaron a la nota de disenso de los saudíes, ntre ellos Egipto, Malasia, Qatar y Venezuela.

Bolivia presentó una objeción por separado que rechaza la misma clasificación de los países según sus ingresos. Pero también deplora que el IPCC haya ignorado “enfoques no basados en el mercado, sino de cooperación internacional en cambio climático mediante la financiación y la transferencia de tecnología desde los países desarrollados hacia los que están en desarrollo”.

El artículo Estudio climático del IPCC advierte que así vamos mal fue publicado originalmente en IPS Agencia de Noticias.



Fuente : http://www.ipsnoticias.net/2014/04/estudio-climati...


Martes, 15 de Abril 2014
Carey L. Biron
Artículo leído 704 veces


Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.