Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Idean un hormigón sin agua para construir una base estable en la Luna

Abarataría mucho la construcción de edificios en la superficie de nuestro satélite


Entre las ideas que tiene la NASA está la de crear una base humana permanente en la Luna. Uno de los mayores problemas para llevar a cabo este sueño es lo astronómicamente caro que es transportar cosas hasta allí. Por eso, dos ingenieros estadounidenses han ideado un modo de fabricar hormigón sin agua, que sería el modo de hacer construcciones a un precio mucho más razonable. Su propuesta es usar el polvo lunar y mezclarlo usando sulfuro purificado y sometido a calor, que también abunda en la Luna. Las pruebas llevadas a cabo demuestran que el resultado es un hormigón que consigue su máxima resistencia en apenas una hora, cuando el hormigón que usamos habitualmente tarda entre siete y veintiocho días en alcanzarla. El reto ahora es saber cómo extraer el sulfuro de la superficie lunar o qué fuente de energía se usará para calentarlo y fundirlo. Por Raúl Morales.




Proyecto de base lunar. Nasa
Proyecto de base lunar. Nasa
Dos ingenieros estadounidenses de la Universidad de Alabama en Hutsville creen que sería posible construir una base humana en la luna sin necesidad de agua, únicamente usando el polvo lunar para fabricar hormigón.

El año que viene, la sonda de la NASA Lunar Reconnaissance dedicará un año a cartografiar la superficie lunar. Los datos recibidos permitirán a la NASA elegir los emplazamientos de alunizaje de las próximas misiones tripuladas a la Luna, identificar recursos lunares y estudiar cómo afectará a los humanos el entorno lunar.

La NASA tiene previsto llegar a la Luna de nuevo en 2020. Ese año, un equipo compuesto por cuatro personas recorrerá su superficie durante una semana, pero la Agencia estadounidense espero tener en el futuro una base permanente en nuestro satélite.

Construir edificios permanentes en la superficie lunar sería astronómicamente caro. Según indica el ingeniero civil Houssam Toutanji, de la Universidad de Alabama en Huntsville, en un comunicado, transportar un kilo de material hasta la luna costaría entre 50.000 y 100.000 dólares.

Pero este ingeniero propone otras soluciones tecnológicas que podrían reducir esos costes de manera muy significativa. En concreto, cree que se podría usar el polvo lunar como material principal de construcción de estas bases permanentes. Lo explica en un artículo titulado “Unconventional Appoach”

Sulfuro purificado

Aquí, en la Tierra, el hormigón se hace ligando agua con cemento. El “hormigón” lunar podría hacerse sólo con el polvo, que se ligaría con el sulfuro purificado que abunda en el suelo lunar.

“Queremos que el sulfuro esté en estado líquido o semilíquido para que pueda ligar, lo que cual requiere que esté a entre 130 y 140 º C”, comenta Toutanji en New Scientist .

Una vez enfriado, lo que se obtiene es un hormigón que es tan duro como la roca. “En una hora, más o menos, se el hormigón alcanza la máxima resistencia”. Sin embargo, en el caso del hormigón terrestre, hay que esperar entre siete y veintiocho días para que alcance ese punto.

Para probar las propiedades de este hormigón lunar, Tountanji y Richard Grugel, otro ingeniero del Marshall Space Flight Center de la NASA, que también está situado en Huntsville, usaron un suelo lunar simulado.

En concreto, añadieron 35 gramos de sulfuro purificado por cada 100 gramos de polvo y repartieron la mezcla en unos pequeños cubos de 5 centímetros de largo. Estos cubos fueron expuestos a 50 ciclos de severos cambios de temperatura. En cada uno de los ciclos, bajaron la temperatura a 27 grados bajo cero, para luego subirla a temperatura ambiente.

Incluso después de este tratamiento, el hormigón podía soportar presiones de 17 megapascales (un megapascal es igual a 1 millón de pascales. Un pascal es la unidad de presión del Sistema Internacional de Unidades. Se define como la presión que ejerce una fuerza de 1 newton sobre una superficie de 1 metro cuadrado), o sea 170 veces la presión atmosférica. Según estos dos ingenieros, si el material es reforzado con silicio, que también puede extraerse del polvo lunar, esta resistencia podría alcanzar los 20 megapascales.

Otra propuesta

Hace unos meses, Peter Chen, del Goddard Space Flight Center de la NASA, diseñó su propio cemento lunar. Lo que hizo fue mezclar un sucedáneo de polvo lunar con resina epoxi y una pequeña cantidad de nanotubos de carbono. El resultado fue igualmente un material duro, denso y resistente como el hormigón. La idea de Chen es usar este material para construir un gran telescopio en nuestro satélite natural.

El hormigón de Chen tiene la desventaja de que habría que transportar epoxi y una mezcladora hasta la luna, pero sostiene que, una vez hecho esto, sería muy sencillo de fabricar. En el caso del hormigón de Toutanji, además de una mezcladora, requeriría una fuente de energía para calentar y derretir el sulfuro del suelo lunar.

Tountanji sostiene, en cualquier caso, que el coste energético para elaborar su hormigón sería menor que el coste de transportar materiales a la Luna. Eso sí, todavía no ha empezado a idear la mejor manera de extraer el sulfuro lunar.




Domingo, 19 de Octubre 2008
Raúl Morales
Artículo leído 9396 veces



Nota

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Jueves, 24 de Noviembre 2016 - 10:30 Crean un laboratorio que se pega a la piel