Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura



Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




La capa de hielo de la Antártida continuará derritiéndose durante los próximos mil años

Esto solo se podrá evitar si se reducen de manera significativa las emisiones de gases de efecto invernadero más allá de 2020


Un estudio del Centro de Investigación Antártica de Nueva Zelanda (UNSW) ha revelado que, si no se produce una reducción significativa de las emisiones de gases de efecto invernadero, la capa de hielo de la Antártida continuará derritiéndose de modo generalizado en los próximos mil años. La forma de evitar esto, dicen los científicos, es reducir de manera significativa las emisiones contaminantes ya. Las decisiones que se tomen a partir de ahora en este sentido tendrán un significado moral, por sus trascendentes implicaciones, añaden. Por Laura Villasán.




La contribución de la Antártida al aumento del nivel del mar para el 2100 será cercana a 40 centímetros. Fuente: iStock.
La contribución de la Antártida al aumento del nivel del mar para el 2100 será cercana a 40 centímetros. Fuente: iStock.
Un equipo internacional dirigido por el Dr. Nicolás Golledge, investigador del Centro de Investigación Antártica de la Universidad de Victoria de Nueva Zelanda (UNSW), ha publicado un estudio "El compromiso de la Antártida multi-milenaria para el futuro aumento del nivel del mar ", que predice cómo la capa de hielo antártica responderá al futuro calentamiento atmosférico.

"Si no se produce una reducción significativa de las emisiones de gases de efecto invernadero, vamos a conseguir que la capa de hielo de la Antártida continúe derritiéndose de modo generalizado en los próximos mil años. ¿Es eso algo de lo que realmente queremos ser responsables? " afirmó Golledge en una nota de prensa publicada por la UNSW.

Usando modelos de diseño informático, el Dr. Golledge y sus colegas simularon la respuesta del manto de hielo a un calentamiento del clima bajo una serie de escenarios de emisiones de gases de efecto invernadero. Encontraron en todos menos en uno de los escenarios (el de la reducción de emisiones de manera significativa más allá de 2020) que gran parte de la capa de hielo de la Antártida se había perdido, lo que da lugar a un aumento sustancial del nivel del mar global.

"El largo tiempo de reacción de la capa de hielo de la Antártida (puede tardar miles de años en manifestar plenamente su respuesta a los cambios de las condiciones ambientales) junto al hecho de que el CO₂ permanece en la atmósfera durante mucho tiempo significa que el calentamiento que generamos ahora afectará a la capa de hielo de un modo que será muy difícil de deshacer ", dijo el Dr. Golledge.

Bajar 2ºC el calentamiento atmosférico

"Alrededor de 93% del calor producido por el calentamiento global antropogénico ha entrado en el océano, y este calentamiento de las aguas oceánicas está ahora comenzando a entrar en contacto con los márgenes flotantes de la capa de hielo de la Antártida, conocido como plataformas de hielo. Si perdemos estas plataformas de hielo, la contribución de la Antártida al aumento del nivel del mar para el 2100 será cercana a 40 centímetros".

Para evitar la pérdida de las plataformas de hielo de la Antártida, y un compromiso a largo plazo con muchos metros de elevación del nivel del mar, el calentamiento atmosférico debe mantenerse por debajo de 2°C sobre los niveles actuales. "La pérdida del objetivo de 2° resultará en la contribución de la Antártida al aumento del nivel del mar que podría ser de hasta 10 metros más alto que hoy", dijo el Dr. Golledge. "Las apuestas son obviamente muy altas (el 10 por ciento de la población mundial vive a menos de 10 metros del actual nivel del mar)."

Lo que hace del informe que sea particularmente convincente es la forma en que se alcanzaron los resultados. "Lo sorprendente de estos resultados es que hemos tomado las estimaciones más conservadoras posible", dijo el co-autor del estudio, el Dr. Chris Fogwill del Centro de Investigación de Cambio Climático de la UNSW Australia.

"En todos los escenarios de calentamiento global del IPCC, sólo uno (RCP2.6) vio que las plataformas de hielo antárticas pudieran evitar el colapso en curso. En todos los demás casos que vimos los niveles de colapso y el aumento de mar eran importantes, además continuaban por cientos de miles de años”.

"Los resultados sugieren que la estabilidad de las plataformas de hielo antárticas tienen un punto de inflexión dependiente del umbral de temperatura crítica que puede conducir a un sustancial aumento del nivel del mar incluso si reducimos las emisiones después de que ese punto de inflexión haya sido alcanzado."

Los resultados plantean una decisión ética

De acuerdo con el Dr. Golledge, los resultados plantean una decisión ética para todos nosotros. "Si no realizamos una reducción significativa de las emisiones de gases de efecto invernadero durante las próximas par de décadas, vamos a conseguir que la capa de hielo de la Antártida continúe derritiéndose de modo generalizado en los próximos mil años. ¿Es eso algo de lo que realmente queremos ser responsables? "

Dr Golledge dijo que ha llegado el tiempo para algunas preguntas serias que hay que responder. "Se convierte en una cuestión de si elegimos mitigar el efecto ahora para el beneficio de las generaciones futuras o adaptarnos a un mundo en el que las costas son re-dibujadas de manera significativa”.

"Lo más probable es que vamos a tener que hacer las dos cosas, porque ya estamos comprometidos a 25 centímetros de aumento del nivel del mar para el año 2050, y al menos 50 centímetros para el año 2100."

Según el Dr. Golledge la última vez que las concentraciones de CO₂ en la atmósfera eran similares a los niveles actuales fue hace unos tres millones de años. "En ese momento el promedio de la temperatura global fue dos o tres grados más caliente, gran parte de la capa de hielo de la Antártida se habían fundido, y los niveles del mar tenían la asombrosa cifra de 20 metros más altos de lo que son ahora."

"Actualmente estamos en camino de un aumento de la temperatura global en un par de grados que nos tiene en ese estadio, por lo que bien puede haber algunas espantosas sorpresas almacenadas para nosotros, posiblemente dentro de unos pocos cientos de años."

Continúas investigaciones que arrojan los mismos resultados

La semana pasada esta revista publicaba en un artículo una investigación realizada por científicos de la Woods Hole Oceanographic Institution (WHOI) de Estados Unidos (en otra parte del mundo distinta al actual estudio) en la que se indicaba que para 2050 habrá una duplicación del deshielo superficial de las placas de la Antártida.

Para el año 2100 indicaban que si las emisiones de gases de efecto invernadero procedentes del consumo de combustibles fósiles continúan al ritmo actual el deshielo podría superar las intensidades asociadas con el desplome de plataformas heladas.

El estudio fue llevado a cabo por Trusel y Karen Frey, profesores asociados de Geografía en Clark University, por los científicos de la WHOI Sarah Das y Kristopher Karnauskas ; y por Peter Kuipers Munneke y Michiel R. van den Broeke, de la Universidad de Utrecht (IMAU); y Erik van Meijgaard del Royal Netherlands Meteorological Institute (KNMI).
 
Para estudiar cómo el derretimiento evoluciona con el tiempo y predecir el futuro del deshielo de las capas de hielo a lo largo de toda la costa de la Antártida, los científicos combinaron observaciones satelitales de la superficie de hielo derritiéndose con simulaciones de modelos climáticos bajo escenarios de niveles intermedios y altos de emisiones de gases de efecto invernadero hasta 2100.
 
Sus resultados indicaban un fuerte potencial para la duplicación del deshielo de la Antártida en toda la superficie de las capas de hielo en 2050, bajo cualquiera de los escenarios de emisiones. Sin embargo, entre 2050 y 2100, los modelos mostraban una divergencia significativa entre los dos escenarios.
 
Bajo el escenario climático de altas emisiones, en el año 2100 el deshielo de la capa de hielo de la superficie se acercaría o superaría las intensidades asociadas con el desplome de la plataforma de hielo en el pasado. Bajo un escenario de reducción de emisiones, hay relativamente poco aumento del deshielo de la capa de hielo, tras la duplicación de 2050.

Referencia bibliográfica:

N. R. Golledge, D. E. Kowalewski, T. R. Naish, R. H. Levy, C. J. Fogwill, E. G. W. Gasson. The multi-millennial Antarctic commitment to future sea-level rise. Nature, 2015.

Alexander Robel. Climate science: The long future of Antarctic melting. Nature, 2015


Jueves, 22 de Octubre 2015
Artículo leído 2832 veces



Nota


Comente este artículo

1.Publicado por ghgyt el 22/10/2015 16:47
la tonteria del año, y las cataras del Niagara heladas

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.




Más que ciencia