Tendencias 21
Universidad Comillas




Las personas religiosas confían más en las autoridades

Estudio analiza la relación entre religión, moralidad y confianza


Las personas religiosas confían más en la capacidad de las autoridades para hacer lo correcto en determinados temas de contenido moral que las personas con convicciones morales fuertes, señala un estudio de la Universidad de Illinois. Una encuesta llevada a cabo con más de 700 personas reveló asimismo que esta confianza o esta desconfianza en las autoridades es fruto de una actitud instintiva, y no de una reflexión elaborada. Por Yaiza Martínez.



Oración. Kellisuite. Everystockphoto.
Oración. Kellisuite. Everystockphoto.
Oración. Kellisuite. Everystockphoto.
Oración. Kellisuite. Everystockphoto.
Las personas más religiosas confían más en las autoridades que las personas con convicciones morales fuertes, siendo ambos tipos de actitudes más instintivas que racionales, señala un estudio realizado por un equipo de psicólogos de la Universidad de Illinois, en Chicago.

Daniel C. Wisneski, Brad L. Lytle y Linda J. Skitka analizaron la interacción de las convicciones morales y de las creencias religiosas con la confianza en las instituciones de gobierno, concretamente, en la Corte Suprema de los Estados Unidos, que es el tribunal más alto del país, cabeza de su poder judicial.

La hipótesis de partida de la presente investigación, explican los psicólogos en un artículo recientemente publicado por la revista Psychological Science, fue que las convicciones morales más férreas suelen estar relacionadas con una mayor desconfianza, mientras que las creencias religiosas fuertes se asocian con una confianza mayor en que las autoridades hagan “lo correcto”.

Características de la encuesta

Esta hipótesis fue probada utilizando una encuesta realizada online a una representativa cantidad de estadounidenses (en total 727 personas). Dentro de ese grupo, el 53% de los encuestados fueron mujeres, el 72% fueron blancos, el 12% fueron negros y el 11% hispanos.

La edad de las personas encuestadas fue de entre 19 y 90 años (una media de edad de 45 años), y entre ellas el 16% tenía un nivel de estudios básico, el 31% había pasado el instituto, el 28% había ido a la universidad y el 26% tenía un título universitario o más alto.

La encuesta fue diseñada para medir la postura de los participantes frente a un tema concreto: el suicidio asistido por médicos o eutanasia, es decir, la posibilidad de facilitar la muerte a personas que sufren una enfermedad terminal o incurable.

Al mismo tiempo, con ella también se midieron el extremismo de las actitudes de los encuestados, sus convicciones morales, su religiosidad, su confianza en la Corte Suprema en la decisión sobre la eutanasia, y el tiempo que los participantes tardaron en contestar a cada cuestión.

Confianza y desconfianza viscerales

Así, se constató que aquellos encuestados que declararon tener fuertes convicciones morales sobre el suicidio asistido por médicos mostraron una desconfianza mayor sobre la capacidad de la Corte Suprema de tomar la decisión correcta.

Por el contrario, las personas que se declararon más religiosas tendieron más a afirmar su confianza en la Corte Suprema sobre el mismo tema.

En ambos grupos, sin embargo, se produjo una situación común: todas estas personas basaban sus creencias en una sensación instintiva, más que en una deliberación cuidadosa o meditada.

Según los científicos, los procesos subyacentes a la confianza de los religiosos y a la desconfianza de las personas con fuertes convicciones morales se revelaron rápidos y viscerales.

En definitiva, las personas religiosas mostraron una confianza visceral en la capacidad de las autoridades para hacer lo correcto, mientras que los moralmente convencidos hicieron justo lo contrario.

Efecto proactivo

Estudios previos habían demostrado que las convicciones morales fuertes están relacionadas con una disminución de la percepción de justicia y legitimidad de las decisiones de las autoridades, cuando éstas se producen en relación a temas de contenido moral.

Los investigadores explican que una de las aportaciones del presente estudio es el descubrimiento de que este efecto es proactivo (se produce de forma anticipada) en lugar de ser simplemente reactivo.

Aunque serán necesarias futuras investigaciones para establecer la generalización de estos resultados a otros temas espinosos y a otras instituciones y autoridades, los presentes resultados sugieren que la gente no sólo reacciona a las decisiones con las que se encuentra moralmente en desacuerdo, sino que incluso desconfía de la legitimidad de las autoridades que toman dichas decisiones.



Martes, 22 de Septiembre 2009
Visitas de este artículo: 5059



Nota

Comente este artículo

1.Publicado por Maniks el 22/09/2009 18:41
Un momento:

Las personas más religiosas confían más en las autoridades que las personas con convicciones morales fuertes


¿Eso significa que las personas religiosas son moralmente débiles?

2.Publicado por AB el 23/09/2009 04:04
A mí también, me parece haber entendido lo mismo que Maniks... o sea que las personas religiosas no tienen convicciones morales fuertes (!) Lo otro que me sorprende es la afirmación de que las personas religiosas confían más en la capacidad de las autoridades. ¿De cuál religión estamos hablando? ¿De cuál autoridad? Me parece que la investigación está mal planteada. Esto me hace desconfiar más en los psicólogos.

3.Publicado por Bianor el 23/09/2009 10:14
Acaban de descubrir América.Todo buen cristiano sabe , debería saber que Dios tiene debilidad por los ateos -le gustan mas- que por los fieles.Ya sabéis la fábula del hijo pródigo.Y todo ateo es en gran medida un estudioso teórico de la moral y la religión.Lo fácil es vivir protegido de la incertidumbre constante que genera la búsqueda de la verdad por convicciones, por marcos morales, etc...En definitiva por LA RELIGIÓN.Es menos costoso es mas sencillo.Que piensen otros.No por casualidad se llama rebaño a los fieles y son pastores los que los dirigen.Esto es un conocimiento muy antiguo, tan antiguo como la civilización.Estar fuera siempre da terror.Pues se acaba por conocer al hombre.Y no gusta.Es cansado.

4.Publicado por fran el 23/09/2009 15:44
¿Eso significa que las personas religiosas son moralmente débiles?


No, eso significa que las personas religiosas son más fácilmente dominables por los gobiernos que aprobechan esta "debilidad" en beneficio propio

5.Publicado por Alejandro Sánchez el 23/09/2009 16:03
El estudio lo ha especificado bien, es una reacción instintiva, primaria y básica. Ahora, los religiosos del Zen Budismo y de tendencias filosófico-teológicas similares no actuarán así, sino que actuarán más reflexivamente, algo muy necesario para la permanente evolución y adaptación cultural. Este estudio da cuenta de cómo muchas religiones simplemente no ayudan a la adaptación cultural urgente que se necesita debido a la crisis ecosistémica actual. Ya otros estudios neurológicos dieron cuenta de cómo el cerebro regula las jerarquías y como los individuos tienden a confiar demasiado en sus líderes (algo que en ciertas condiciones se vuelve muy inconveniente, sobre todo ante las crisis, que es cuando se necesita contar con un análisis logrado con la mayor cantidad de puntos de vista posibles, para la debida riqueza cognitiva) Nos hace falta evolucionar más o desapareceremos como especie.

6.Publicado por Ramon López de Mántaras el 27/09/2009 23:19
Esto no debería sorprender a nadie. Es obvio que las personas religiosas son menos críticas y más manipulables
que nosotros los ateos y ello es consecuente con esa "confianza visceral" (realmente preocupante que la confiana sea visceral, que horror!)

7.Publicado por Krisaltis el 28/09/2009 03:44
Los tibetanos se enfrentaron a China.

8.Publicado por MARCIA CASTELLANOS el 11/10/2009 00:42
Pues claro la religíóncon su doctrina de sometimiento hace que las personas sean menos críticas. autónomas y de comportamiento dócil y manejable. La moral la catalogan entre bueno y malo y el discurso lo enfocan y redireccionan hacia esa dualidad, por eso lo politiqueros de turno siempre hacen uso y abuso de sus creencias para que los electores lo sigan y los elijan. Muchas veces en países católicos la IGLESIA Y SUS JERARCAS
VIVEN METIENDO LAS NARICES EN POLÍTICA Y SE HACE LA MISMA DESDE EL PÚLPITO.

9.Publicado por Claudio Lopez el 07/11/2010 12:04
Esto NO es cierto en Venezuela donde son los mismos sacerdotes los que critican al Gobierno.

10.Publicado por Jack el 09/07/2011 19:04
Tendencias21 desde hace tiempo que es más cristiano que científico, eso no es unión entre ciencia y religión, es sometimiendo de ciencia por la religión. Lo que digo es una crítica constructiva.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Martes, 22 de Noviembre 2016 - 07:55 ¿En qué creen los que no creen?









Acceda al Blog de Javier Monserrat sobre el papel de la sociedad civil en el cambio global



Acceda al Blog de Javier Monserrat sobre el paradigma de la modernidad en el cristianismo



NUEVO LIBRO DE JAVIER MONSERRAT
El gran enigma
Ver artículo sobre el libro en Tendencias21 de las Religiones




PVP: 18 euros
Disponible en cualquier librería, Amazon y La Casa del Libro (Madrid)
También en la Editorial San Pablo
Puede solicitar su ejemplar a este correo electrónico