Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Las plantas toman decisiones igual que los seres humanos o los animales

Un estudio observa que corren riesgos cuando hace falta


Las plantas son aversas al riesgo cuando serlo les garantiza la supervivencia, y propensas a él cuando es la única oportunidad que tienen para sobrevivir, igual que los seres humanos o los animales. Un experimento con la planta del guisante ha demostrado que eligen una maceta u otra para crecer según los mismos criterios que los seres con sistema nervioso.





Planta del guisante. Imagen: AKuptsova. Fuente: Pixabay.
Planta del guisante. Imagen: AKuptsova. Fuente: Pixabay.
Un equipo internacional de científicos de la Universidad de Oxford (Reino Unido) y Tel-Hai College (Israel) ha demostrado que las plantas del guisante pueden demostrar sensibilidad al riesgo - es decir, que pueden tomar decisiones de adaptación que tengan en cuenta la variación ambiental, una habilidad previamente desconocida fuera del reino animal.

En el estudio, publicado en la revista Current Biology, las plantas de guisante se hicieron crecer con sus raíces divididas entre dos macetas, haciendo frente así la decisión de qué olla priorizar.

En un experimento preliminar, los investigadores demostraron que las plantas hacían crecer más raíces en una macete dotado con niveles más altos de nutrientes -una respuesta adaptativa similar a la de los animales que comen más de los alimentos más ricos.

En una serie de experimentos de seguimiento, dividieron las raíces de cada planta entre dos macetas que tenían iguales concentraciones medias de nutrientes, pero una de ellas con un nivel constante y la otra con un nivel variable, para averiguar si las plantas preferían una u otra.

Basándose en los análisis teóricos de cómo toman decisiones los seres humanos o los animales, los investigadores predijeron que las plantas podrían preferir la maceta variable (propensas al riesgo) cuando el nivel de nutrientes promedio era bajo, y la maceta constante (aversión al riesgo) si el nivel de nutrientes medio era alto.

Esto se debe a que cuando el nivel de nutrientes promedio está por debajo de lo que requiere la planta para prosperar, la opción variable al menos ofrece la oportunidad de que haya una racha de buena suerte. Por otro lado, cuando las condiciones medias son buenas, tiene sentido tomar la opción más segura. Los investigadores encontraron que esto es exactamente lo que hicieron los guisantes.

El profesor Alex Kacelnik, del Departamento de Zoología de la Universidad de Oxford, dice: "A nuestro entender, esta es la primera demostración de una respuesta adaptativa al riesgo en un organismo sin sistema nervioso. No concluimos que las plantas sean inteligentes en el sentido utilizado para los seres humanos u otros animales, sino más bien que se pueden predecir teóricamente comportamientos complejos e interesantes como adaptaciones biológicas.

La decisión

Un ejemplo humano ilustra el problema al que se enfrentan las plantas de guisante: si usted tiene que elegir entre 800 euros garantizados, o lanzar una moneda para recibir 1.000 si sale cara y nada si sale cruz, ¿cuál elegiría? La mayoría de las personas se dan cuenta de que la primera opción paga más en promedio.

Pero imagine que usted está sin dinero en un lugar remoto, y la tarifa para llegar a casa cuesta 900 euros, y se le permite una sola tirada de la moneda. La moneda al aire le da una oportunidad de conseguir los fondos que necesita, mientras que la opción "segura" siempre va a caer por debajo.

Las plantas de guisante eran propensas al riesgo, lo que significa que hacían crecer más raíces en la maceta impredecible, cuando la concentración de nutrientes media de las dos macetas estaba por debajo de 0,01 g / L. Eran aversas al riesgo, lo que significa que hacían crecer más raíces en la maceta constante, cuando la concentración de nutrientes promedio era de 0,15 g / L o más.

Efrat Dener, ahora estudiante de maestría en la Universidad Ben Gurion (Israel), y primer autor del estudio, dice en la nota de prensa de Oxford: "Como la mayoría de las personas, incluidos agricultores y jardineros, incluso con experiencia, yo solía mirar a las plantas como receptores pasivos de las circunstancias. Esta línea de experimentos ilustra lo equivocado que es este punto de vista: los organismos vivos han sido diseñados por la selección natural para explotar sus posibilidades, y esto a menudo implica un alto grado de flexibilidad".

Los investigadores creen que este tipo de experimentos puede dar lugar a nuevas investigaciones interdisciplinares.

Referencia bibliográfica:

Efrat Dener, Alex Kacelnik, Hagai Shemesh: Pea Plants Show Risk Sensitivity. Current Biology  (2016). DOI: 10.1016/j.cub.2016.05.008.


Viernes, 1 de Julio 2016
Universidad de Oxford/T21
Artículo leído 11166 veces



Nota



Comente este artículo

1.Publicado por Andrés Amado Zuno Arce el 20/07/2016 02:55
https://www.ted.com/talks/stefano_mancuso_the_roots_of_plant_intelligence?language=es
Stefano Mancuso parece probar que el cerebro de las plantas está en el ápice de las plantas.

2.Publicado por Andrés Amado Zuno Arce el 21/07/2016 02:52
Debí haber dicho: "el ápice de las raíces" Error.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Viernes, 9 de Diciembre 2016 - 10:00 El ritmo de la respiración afecta a la memoria