Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Los adictos a los videojuegos tienen un cerebro distinto

Están más preparados para reaccionar, pero también controlan peor los impulsos


Investigadores de Corea del Sur y EE.UU. han comprobado que el cerebro de los jugadores compulsivos de videojuegos está organizado de forma distinta que el de las personas sanas. En algunos casos eso es positivo, porque les hace estar más preparados para sucesos inesperados, pero también significa que tienen un control peor de los impulsos. Los investigadores no saben si son los videojuegos los que cambian el cerebro, o si son los que tienen el cerebro así los que se enganchan a ellos.





Las líneas unen las redes cerebrales conectadas. Imagen: Jeffrey Anderson. Fuente: Universidad de Utah.
Las líneas unen las redes cerebrales conectadas. Imagen: Jeffrey Anderson. Fuente: Universidad de Utah.
Los escáneres cerebrales de cerca de 200 muchachos adolescentes demuestran que el cerebro de los jugadores compulsivos de videojuegos está conectado de forma diferente.

La adicción a los videojuegos se asocia con hiperconectividad entre varios pares de redes cerebrales. Algunos de los cambios, se prevé, ayudan a los jugadores a responden a la nueva información. Otros cambios están asociados con la distracción y el pobre control de impulsos. La investigación, una colaboración entre la Universidad de Utah (EE.UU.) y la Universidad Chung-Ang (Corea del Sur), se ha publicado en línea en Addiction Biology.

"La mayoría de las diferencias que vemos podrían considerarse beneficiosas. Sin embargo, los cambios buenos podrían ser inseparable de los problemas que vienen con ellos", dice el autor principal Jeffrey Anderson, profesor asociado de neurorradiología en la Facultad de Medicina de la Universidad de Utah, en la nota de prensa de ésta.

Las personas con trastorno por juegos de Internet están obsesionadas con los videojuegos, a menudo hasta el punto de que dejan de comer y de dormir para jugar. Este estudio informa que en los varones adolescentes con el trastorno, ciertas redes cerebrales que procesan la visión o la audición son más propensas a tener una mayor coordinación de la llamada red de prominencia. El trabajo de la red de prominencia es centrar la atención en los acontecimientos importantes, impulsando a la persona a la acción.

En un videojuego, la mejora de la coordinación podría ayudar a un jugador a reaccionar más rápidamente contra un luchador que se aproxima. Y en la vida, a una pelota lanzada delante de un coche, o una voz desconocida en una habitación llena de gente.

"La hiperconectividad entre estas redes cerebrales podría conducir a una capacidad más sólida para dirigir la atención hacia los objetivos, y para reconocer información nueva en el entorno", dice Anderson. "Los cambios podrían básicamente ayudar a alguien a pensar de manera más eficiente." Uno de los próximos pasos será determinar directamente si los chicos con estas diferencias cerebrales hacen mejor las pruebas de rendimiento.

Jeffrey Anderson. Fuente: Universidad de Utah.
Jeffrey Anderson. Fuente: Universidad de Utah.
Problema

Más problemática es la mayor coordinación entre dos regiones del cerebro, la corteza prefrontal dorsolateral y la unión temporoparietal, un cambio que también se observa en los pacientes con enfermedades neuropsiquiátricas, como la esquizofrenia, el síndrome de Down y autismo, y en personas con pobre control de impulsos.

"Tener estas redes demasiado conectadas puede aumentar la distracción", dice Anderson. En este momento no se sabe si la adicción a los videojuegos provoca el cableado del cerebro, o si las personas que están conectadas de manera diferente se sienten atraídas por los videojuegos.

Según Doug Hyun Han, de la Facultad de Medicina de la Universidad Chung-Ang y de la Universidad de Utah, esta investigación es la mayor y más completa realizada hasta la fecha sobre las diferencias cerebrales de los jugadores compulsivos de videojuegos.

Los participantes del estudio eran de Corea del Sur, donde los videojuegos son una actividad social popular, mucho más que en los Estados Unidos. El gobierno de Corea apoya que se investiguen con el objetivo de encontrar formas de identificar y tratar a los adictos.

Resonancia

Los investigadores realizaron una resonancia magnética a 106 niños de entre 10 y 19 años que estaban en tratamiento para el trastorno por juegos de Internet, una enfermedad psicológica que, según el Manual Diagnóstico y Estadístico de los Trastornos Mentales (DSM-5), necesita una mayor investigación. Los escáneres cerebrales se compararon con los de 80 niños sin el trastorno, y se buscaron las regiones que se activaban simultáneamente cuando los participantes estaban en reposo, una medida de la conectividad funcional.

El equipo analizó la actividad de 25 pares de regiones cerebrales, 300 combinaciones en total. En concreto, los niños con trastorno por juegos de Internet tenían conexiones estadísticamente significativas y funcionales entre los siguientes pares de regiones del cerebro:

-Córtex auditivo (audición) - corteza motora (movimiento)
-Córtex auditivo (audición) - cortezas motoras suplementarias (movimiento)
-Córtex auditivo (audición) - cingulada anterior (red de prominencia)
-Campo frontal del ojo (la visión) - cingulada anterior (red de prominencia)
-Campo frontal del ojo (la visión) - ínsula anterior (red de prominencia)
-Dorsolateral de la corteza prefrontal - unión temporoparietal.

Referencia bibliográfica:

Doug Hyun Han, Sun Mi Kim, Sujin Bae, Perry F. Renshaw, Jeffrey S. Anderson: Brain connectivity and psychiatric comorbidity in adolescents with Internet gaming disorder. Addiction Biology (2015). DOI: 10.1111/adb.12347.


Martes, 5 de Enero 2016
Universidad de Uta/T21
Artículo leído 8852 veces



Nota



Comente este artículo

1.Publicado por Diego el 05/01/2016 20:49
Como ex-gammer de FPS (Juegos de disparos,en primera persona) veo cierta coherencia en el estudio. A mi parecer les doy ciertos pro y/o contras.

Eustres:
Si bien disfrutamos del juego, un eustres constante se convierte en distres y respectivas consecuencias a función del tiempo dedicado.

Entretenimiento por novedad:
La siguiente interpretación de los investigadores "Las personas con trastorno por juegos de Internet están obsesionadas con los videojuegos" es parcialmente cierta según el caso. En el mío, la obsesión era la constante novedad a nivel de competición y dificultad que me brindaban otros jugadores por RED.

Respuestas al entorno/estímulo y control de impulsos:
Los juego FPS favorecen a los impulsos o reflejos en TAL entorno, en principio. Es de esperar que influya en otras circunstancias, sin embargo, el control de impulsos diferentes al juego son de mejor dominio para la persona.

Tipos de individuos:
Las diferencias están, es obvio, pero solo puedo comentar mi caso.
Tengo una personalidad adictiva, me ha pasado con juegos y el cigarrillo. Actualmente he dejado estos "hábitos" por deporte, mejor alimentación... mejores hábitos en general. Todo lo anterior a base de introspección, voluntad "sistémica", sin intervención profesional, aunque reconozco que tal vez me hubiera llevado menos tiempo los cambios.

Saludos!

PD: Me gustaría profundizar, pero tengo otros asuntos ahora.

2.Publicado por Albert el 12/01/2016 13:35
Los efectos beneficios del uso de los videojuegos son innegables, entre ellos tenemos:
- Mejora de la visión espacial
- Mejora de la atención y aprendizaje a través de la gamificación
- Aumento de la empatía y decrecimiento de la agresividad (en el caso de juegos sociales)

A la par, no se pueden obviar los efectos negativos, sobre todo los derivados por un uso desmedido de los mismos:
- Aumento de la agresividad motivado por el consumo de juegos violentos.
- Bajada en el rendimiento académico.
- Síntomas de adicción.

(para ampliar información, consultar este artículo)

En definitiva, los efectos beneficiosos de los videojuegos son evidentes, siempre que no deriven en un consumo compulsivo y se complementen con otras actividades que son igualmente importantes.

Totemcat

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >