Tendencias 21
25 Aniversario




Moderar Presseurop




Blog

La participación de los lectores constituye una parte fundamental de la misión de Presseurop de fomentar el debate sobre cuestiones que afectan a Europa.

En Internet, el modo más sencillo de hacer partícipes a "las personas anteriormente denominadas público es ofrecer la posibilidad de comentar los artículos. En la calidad del debate posterior, que como todos sabemos es variable, influirá la buena voluntad de los participantes y el carácter técnico del foro, pero también la moderación del editor.

En este artículo tratamos algunas de las decisiones adoptadas por Presseurop.eu.

Hacia un foro de debate para los lectores

Siempre ha existido cierta confusión sobre la finalidad de los comentarios de los usuarios en los sitios web de noticias. Parece que en un principio se idearon para que fueran "cartas al editor", cuyo único fin era aportar información adicional sobre el artículo en cuestión. No fue hasta más tarde cuando los propietarios del sitio decidieron que las conversaciones entre las personas que comentaban podría ser un objetivo legítimo en sí mismo.

Existe una tensión entre estos dos objetivos, tanto en Presseurop como en cualquier otro lugar.

  • la "información adicional" implica una moderación activa y el estímulo de testimonios de experiencias personales y puntos de vista de expertos, y su intención es beneficiar a los lectores que no participen (un ejemplo clásico de ello es BBC News)

  • "conversación" implica facilitar el libre intercambio de opiniones y su objetivo es dar la oportunidad a los participantes y a otros a cambiar de opinión al conocer la perspectiva de otras personas (un ejemplo clásico es Reddit e infinidad de foros similares)

Al principio del proyecto de Presseurop, dimos abiertamente prioridad al objetivo inicial. Pero los lectores que realizaban comentarios pronto empezaron a responderse entre sí tanto como a los artículos. Dada la misión de Presseurop, claramente existía la oportunidad de avanzar hacia el segundo objetivo, mediante la creación de una plataforma de debate única. Y eso es lo que hicimos, iniciando una integración parcial de los comentarios en sitios de distintos idiomas (2010), citando contribuciones con notificaciones de respuesta (2011), con la integración multilingüe total (2011) y por último con la traducción automática mediante Google (2012).

Organización

"Resulta complicado medir el éxito, pero nuestro foro ha recibido con frecuencia elogios por su alto e inusual nivel de civismo

Resulta complicado medir el éxito, pero nuestro foro ha recibido con frecuencia elogios por su alto e inusual nivel de civismo

Presseurop emplea la "moderación automatizada" inspirada en la geografía urbana. Las investigaciones han concluido en repetidas ocasiones que los ciudadanos tratan mejor los espacios públicos cuando dichos espacios se cuidan debidamente. Al aplicar esta observación a nuestro debate en línea, nuestro motor de comentarios emplea una serie de filtros para garantizar que los comentarios aparecen de modo presentable y serio. Resulta complicado medir el éxito, pero nuestro foro ha recibido con frecuencia elogios por su alto e inusual nivel de civismo.

Por desgracia, resultó ser imposible tratar mediante filtros automáticos el idioma no traducible, uno de los inconvenientes de la traducción automática. Por lo tanto, la corrección ortográfica y a veces gramatical es el tipo de moderación que realizamos con más frecuencia, aunque sin duda resulta el menos estimulante.

Fundamentos de la moderación

Al igual que todos los foros en Internet, nos enfrentamos a tres retos clásicos de la moderación: provocaciones (insultos y hostigamiento), difamación (injuria) e incitación al odio. Por suerte, ninguno de estos aspectos ha constituido un problema grave, debido a la excepcional buena voluntad y consideración de la comunidad de Presseurop.

Las provocaciones envenenan el ambiente, obligan a los miembros del foro más considerados a abandonar y disuade a otros a la hora de unirse. Nunca hemos dudado en rechazar y eliminar comentarios claramente insultantes (aunque han sido pocos los casos), pero las dificultades surgen cuando nos encontramos ante casos que no son tan obvios. Entre ellos se incluyen:

  • consignas e invectiva: frases que incluyen términos como "delincuente", "extremista", "fanático", "loco", "EURSS", "bancos ladrones", "dictador"

  • Referencias Godwinescas a ideologías y políticos de los años treinta

En pocas ocasiones borramos o eliminamos comentarios con provocaciones vacías de este tipo, pero a menudo sí realizamos advertencias educadas. En general, pedimos a los lectores que "se basen en hechos y se centren en el tema", eludiendo de este modo las recriminaciones sobre el carácter preciso de la provocación.

La difamación es una cuestión mucho más seria, porque está sancionada por la ley. Nos han acusado de publicar comentarios difamatorios en muy pocas ocasiones y nunca con razón, en parte porque la parte difamada debe ser una persona públicamente identificable, algo que por lo general no sucede, dado que los comentaristas escriben bajo seudónimo.

En general, hemos intentado dar preferencia a la libertad de expresión.

En cambio, la incitación al odio, sí ha sido un problema ocasional. El contenido de Presseurop.eu se encuentra alojado en Francia y por lo tanto está sujeto a la ley francesa, que es bastante estricta sobre el odio en Internet (e incluso sanciona insultos simples). Pero por desgracia el odio es algo difícil de definir. ¿Debemos rechazar un argumento expresado con calma contra la inmigración basado en un claro racismo pseudo-científico y respaldado por un estudio de los niveles nacionales del coeficiente intelectual? Nosotros lo permitimos. ¿Y qué ocurre con la evidente homofobia expresada basándose en normas culturales o religiosas, por ejemplo, el caso de un lector en los Balcanes? También lo permitimos. ¿Y con el mismo argumento pero utilizando un idioma vulgar? Lo eliminamos.En general, hemos intentado dar preferencia a la libertad de expresión.. Esto parece de especial importancia en un sitio web cuyo público presenta orígenes culturales muy diversos, con conceptos divergentes sobre qué es la libertad de expresión y todos basados en diferentes leyes y diferentes historias.

Retos difíciles

En realidad, los retos más complicados a la hora de moderar han sido menos obvios. Se trata de problemas insidiosos en los foros en Internet, para los que no existen soluciones obvias.

Los malentendidos constituyen un clásico riesgo en cualquier conversación:

–Nunca lo he defendido. ¿Me puede decir en qué momento lo he "defendido"? ¡Qué impertinencia!

–Ha escrito "basta ya". Tengo derecho a expresarme y yo nunca le he pedido que se calle.

–Exprésese, por favor. Vamos, no se enfade y sea menos rencoroso.

–Soy una persona tranquila y no soy en absoluto rencoroso. Usted sí que está lleno de rencor y sólo dice trivialidades insultantes.

En este caso (real), en un hilo de conversación que de otro modo habría sido civilizado, la comunicación no funcionó debido a un cúmulo de malentendidos. Sin el contacto visual y sin el idioma corporal, es fácil que una conversación se desvíe de este modo. Uno de los participantes habituales del foro trata este problema firmando con frecuencia sus comentarios con emoticonos o símbolos de sonrisas. No es el método más perfecto, pero quizás sí tenga un cierto efecto profiláctico. :)

La negatividad y el cinismo son igualmente aspectos difíciles de moderar, ya que no constituyen una agresión explícita. Pero su efecto es acabar con el debate:

¿Democracia europea? Están de broma ¿verdad?

No disponemos de los recursos para comprobar cada afirmación, pero con frecuencia pedimos a los lectores que las justifiquen

Esta observación sin importancia en un artículo sobre el Parlamento Europeo no admite ninguna respuesta y no conduce a ningún lugar. Tanto si está dirigido contra los políticos (en Bruselas o no), como contra las élites y su "propaganda", o contra los banqueros, los periodistas, o incluso los científicos, el resultado es el mismo: rebajar el tono, desalentar a los comentaristas a que aporten ideas más sofisticadas y, en última instancia, llevar la conversación a un punto muerto. En general, hemos respondido con la táctica básica de pedir a los lectores que respalden sus afirmaciones con hechos documentados.No disponemos de los recursos para comprobar cada afirmación, pero con frecuencia pedimos a los lectores que las justifiquen.

La información incorrecta no tiene cabida en un sitio web serio y sin embargo, es algo que inevitablemente se encuentra presente en las conversaciones informales en Internet. No disponemos de los recursos para comprobar cada afirmación, pero con frecuencia pedimos a los lectores que las justifiquen. Sin embargo, algunas afirmaciones destacan por ser especialmente problemáticas:

Es difícil justificar el "calentamiento" global cuando en los últimos años se están batiendo los récords de bajas temperaturas en todo el mundo.

Esta afirmación es casi seguro una falsedad. El asunto de la negación del calentamiento global antropogénico parece un candidato especialmente idóneo para la moderación por varios motivos:

  • es en parte el resultado de una campaña deliberada de desinformación por parte de intereses poderosos, de la que no debería ser cómplice ninguna organización de noticias

  • la complejidad de la ciencia hace que la alegación sea prácticamente imposible de falsificar por parte de los no expertos (ninguno de los cuales se encuentra entre nuestros contribuyentes)

  • su efecto es acabar con la conversación, para que el tema del artículo, como era la intención del autor, no se debata en absoluto

Muchos estarían de acuerdo en rechazar comentarios de lectores que nieguen o minimicen el Holocausto. Pero pocas fuentes de noticias – un ejemplo de ello es el LA Times – aplican una política así para la negación del cambio climático, a pesar de las posibles consecuencias de que se divulgue información errónea. Nosotros decidimos limitarnos a realizar "advertencias sanitarias" sobre comentarios concretos.

Es inevitable que ciertos puntos de vista no hayan estado lo suficientemente representados en el foro de Presseurop

La desproporción de los puntos de vista es un riesgo que se corre en todos los foros de debate. En los debates políticos televisados, se invita a oradores teniendo muy en cuenta la popularidad de las opiniones que representan. En entornos menos formales como nuestro sitio, no existen esos controles. Por lo tanto, se corre el riesgo de que ciertos puntos de vista eclipsen a otros. La situación es aún más complicada en Presseurop, dada nuestra necesidad de equilibrar no sólo los puntos de vista políticos divergentes y las actitudes sobre la integración europea, sino también los distintos idiomas y las nacionalidades.Es inevitable que ciertos puntos de vista no hayan estado lo suficientemente representados en el foro de Presseurop.

En términos absolutos, en raras ocasiones hemos llegado a este delicado equilibrio, pero sí hemos logrado algunos triunfos en este sentido. Por ejemplo, los primeros 10 comentarios sobre la reciente entrada de blog de Martin Schulz se escribieron en 9 traducciones distintas del artículo. Por otro lado, es inevitable que ciertos puntos de vista no hayan estado lo suficientemente representados en el foro de Presseurop. Las opiniones son subjetivas, pero entre los candidatos se pueden incluir los siguientes:

  • voces de centro-izquierda de Europa del Norte

  • partidarios de la política fiscal dura de países afectados por la crisis

  • moderados, centristas y euro-agnósticos de todos los países

  • opiniones de Europa Central y del Este, de Escandinavia y de los Balcanes

En concreto, un comentarista del foro, en todo momento educado pero también constante de forma inquebrantable en su condena a la integración económica de la UE, ha escrito más de 6.000 comentarios, incluidos 31 de los 81 en un artículo. Por otro lado, de los 120 comentarios en un reciente artículo breve sobre la política monetaria, se produjo un equilibrio relativo: 20 podrían interpretarse como pro-austeridad, 17 como anti-austeridad, con unos cuantos que criticaban la moneda única en general como algo sin solución. (El resto no se centraban en el tema, pero incluía una interesante conversación sobre las fuentes de noticias europeas.)

Al igual que con los demás retos, la desproporción de los puntos de vista es algo en cierto modo inevitable en cualquier foro en Internet. Pero aunque las opiniones se distribuyan de forma desigual, escucharlas siempre puede ser beneficioso. Tal y como escribió un atento italiano miembro del foro a otro participante alemán muy franco:

Sus últimos comentarios son de gran valor y creo que pueden convencer a personas tanto del norte como del sur de Europa. Este foro puede ser una oportunidad de aprendizaje para los lectores que participen en él.

Nosotros también pensamos así.



Fuente : http://www.presseurop.eu/es/content/blog/4423321-m...


Viernes, 20 de Diciembre 2013
Artículo leído 1658 veces





Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.