Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Saber elaborar un buen currículum es garantía en las entrevistas de trabajo

Expertos aseguran que contar con una hoja de vida bien hecha es primordial para conseguir un empleo


Asegurar, dados los tiempos que corren, que es casi imposible conseguir una entrevista de trabajo es acertado hasta cierto punto. Sin embargo, si sumamos a la lista de problemas actuales el enorme número de errores que se cometen a la hora de realizar un currículum, es mucho más comprensible que las probabilidades disminuyan. Las empresas, aún en tiempos de austeridad, siguen contratando, con lo cual la prioridad como aspirante a un puesto de trabajo debe ser dar la mejor imagen profesional en una media de tiempo, según los expertos, de 20 segundos, desde el momento en que el contratante coge nuestro currículum entre sus manos. Por Iván Abreu Anaya.



¿Cuál es la clave? Se preguntan todos a la hora de elaborar su hoja de vida. Es incluso habitual conseguir aspirantes que prefieren dejar en manos de otros la realización de su currículum, por no sentirse “capacitados” para sintetizar su experiencia profesional en un par de folios. Ahí se comete el primer error: nadie mejor que el aspirante para construir su propio esquema de experiencia laboral, en todo caso la recomendación será supervisar el proceso de redacción e inclusive una vez culminado pedir opinión a algún experto en el área, pues de esta herramienta depende el segundo paso: concertar una entrevista.

En tiempos tan críticos como los que vivimos, el formato de hoja tradicional incluso parece ya obsoleto. Hay quien se atreve a asegurar incluso que pronto desaparecerá del todo y la tecnología dará paso y consolidará el formato digital. Sin embargo, en papel tradicional o en la web, cualquiera que sea su presentación debe intentar captar la mayor atención de los potenciales contratantes, a la hora de echar el primer vistazo.

El experto Dan Bobinski, Director general de Desarrollo de Liderazgo, y del Centro para la Excelencia en el lugar de trabajo, asegura en un reciente artículo difundido por el digital Management-Issues que en términos de la convencional hoja de papel, los fundamentos no han cambiado mucho en los últimos años. Sin embargo, Bobins señala que el objetivo es que el empresario comprenda sólo con leer un curriculum qué puede hacer el aspirante por la empresa.

Ir al grano y sin rodeos

En el afán de impresionar a los posibles contratantes, muchas veces el aspirante cae en el error de “adornar” en exceso su hoja de vida y dar detalles innecesarios de cada proyecto, sin priorizar. A partir de entonces, según el experto, comienzan los errores.

“El mes pasado un amigo me entregó su hoja de vida y me pidió que le echara un vistazo para darle mi opinión. Con el debido respeto a mi amigo, que es muy talentoso y que aportará un gran valor para cualquier organización, su hoja de vida era un completo desastre. Contenía detalles minuciosos de cada proyecto, incluso los más pequeños”, y actuando desde la perspectiva de un empleador, pensé: "¿Y qué? ¿Qué va a hacer esta persona por mí?", dijo Bobinski.

¿Quiere mejorar su curriculum vitae? El experto aconseja conseguir a alguien que le ayude y sea diestro con la redacción. Un error ortográfico impulsaría el fracaso absoluto del aspirante. Desde la perspectiva de un empleador, identificar cuáles son los atributos que desea ver y cómo sus habilidades son probadas puede estar redactado en una forma de mostrar habilidades valiosas, transferibles.

Una vez que hemos dado con un buen diseño, otra vez, dar su hoja de vida a otros amigos y permitir que la critiquen por completo es otra recomendación de Bobinski: “La única manera de mejorar es si la gente lo critica, por lo que aceptar ese hecho y trabajar con el fin de afinar y pulir la hoja de vida es el objetivo final.”

Lo impersonal reduce la posibilidad

Si ya es difícil de por sí obtener una entrevista de trabajo acudiendo como aspirante “puerta a puerta” por las posibles empresas contratantes, en las que existe un primer contacto ya con el simple hecho de dejar la hoja de vida en manos del encargado del negocio, o algún otro trabajador de la empresa, es mucho más complicado conseguir captar la atención de contratantes en un medio tan impersonal como Internet.

Con un simple “click” o un “siguiente” el captador desecha a los aspirantes a un puesto si en un promedio de entre 17 y 20 segundos según el experto, el curriculum no consigue llamar su atención. Elegir una buena fotografía (en los sitios que permitan fotos) es importante, es después de todo a parte de la experiencia reseñada en el formato la única imagen con la que se queda el jefe de recursos humanos. Transmitir seriedad, madurez y profesionalismo es indispensable. Si, todo eso en una simple fotografía tipo carnet, difícil tarea.

Hoy en día, muchas empresas piden recibir hojas de vida por vía electrónica. Esto significa que una vez evaluado y aprobado el modelo de curriculum que utilizará en lo sucesivo, deberá guardarlo en un documento de Word o PDF, e inclusive guardarlo en un pen drive y enviarlo a su propio correo electrónico para contar con todas las opciones.

A la hora de introducir sus datos en estos modelos predeterminados de las páginas en Internet, el experto recuerda a los aspirantes que cada aplicación es diferente, “así que asegúrese de leer y entender las instrucciones de la empresa antes de postularse” dice Bobinski. Sitios de redes sociales como LinkedIn y Facebook se están convirtiendo en popular para publicar puestos de trabajo y la presentar hojas de vida.

En el caso en que se envíe el curriculum por correo electrónico, para hacer más fácil que la persona revise su hoja de vida, Bobinski sugiere escribir una breve carta de presentación y luego incluir su curriculum vitae en el cuerpo del mensaje. “También se puede incluir como un archivo adjunto, pero con esto ya está obligando a la persona para abrir el documento, y si sólo cuenta con 20 segundos, nos arriesgamos a perder su atención.” Puntualiza el experto.

Decir: “presente” en la web

En esta época de fuerzas de trabajo móviles y de comercio electrónico, algunas empresas están renunciando a las hojas de vida tradicionales y es incluso habitual observar como los profesionales en diversas áreas cuentan con sus propios sitios en Internet que además de adentrarnos en su biografía nos relatan sus experiencias laborales y capacidades. Según Dan Bobinski, esta es una opción atractiva a la que habría que sumarse.

“Pedir a los candidatos que envíen un enlace a su presencia en la Web, tales como los blogs, cuentas de Twitter, y los perfiles de LinkedIn es ya una realidad entre las empresas. De acuerdo con un reciente artículo en el Wall Street Journal, algunas compañías incluso están solicitando un breve vídeo que demuestra el interés de una persona en el trabajo para la empresa.” Apunta el estudioso.

Obviamente, este tipo de hoja de vida no es habitual para muchos puestos de trabajo tradicionales, pero es muy apropiado para un número creciente de ocupaciones centradas en la Web. Periodistas, diseñadores gráficos e informáticos entran en ésta lista.

Debido a esta tendencia es probable que crezca, el "quién eres" en Internet y será lo que prime entre los empleadores y sus decisiones de contratación, por lo que ser consciente cada vez que publique algo en línea es la observación que hace Dan Bobinski. “Un comentario sarcástico publicado en un tiempo de diversión o desde la frustración puede ser lo que le impida conseguir un trabajo dentro dos años y a partir de ahora.” Puntualizó.

Es bien sabida la influencia que ahora juegan los medios de comunicación y redes sociales en nuestro día a día. Tener presencia en la web, elegir un diseño adecuado de curriculum, inclusive la fotografía acertada nos allanará el camino. Sin embargo, una buena hoja de vida no le asegurará el empleo, su razón de ser es solo “lograr” una entrevista. Con lo que la mayor parte del trabajo esta en sus manos, deberá transmitir confianza durante la entrevista y develar sus capacidades de manera acertada, entonces ahí habrá triunfado.



Lunes, 23 de Abril 2012
Artículo leído 7505 veces





Nota


Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Lunes, 29 de Julio 2013 - 09:45 Cómo sobrellevar un trabajo tóxico






Noticias de España y Chile