Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Un descubrimiento mejora el pronóstico de eventos meteorológicos extremos

El hallazgo de la relación existente entre la evaporación terrestre y la frecuencia de lluvias permitirá alertar de inundaciones o sequías


Un equipo de ingenieros e investigadores de la Columbia University y de la Rutgers University de Estados Unidos han realizado un importante descubrimiento acerca del papel de la evaporación de la tierra en la frecuencia de las lluvias. El hallazgo podría dar lugar a nuevos y más exactos modelos predictivos de fenómenos meteorológicos extremos. Estos sistemas resultarían de gran utilidad para reducir, por ejemplo, las catastróficas consecuencias de inundaciones y sequías. Por Pablo Javier Piacente.


Pablo Javier Piacente
Pablo Javier Paciente, periodista de Tendencias21 y redactor freelance para diversos medios. Saber más del autor


Nuevos datos sobre la relación entre la evaporación de la tierra y las lluvias permitirán el desarrollo de modelos de predicción más eficaces. Imagen: Jessica Merz . Fuente: Everystockphoto.
Nuevos datos sobre la relación entre la evaporación de la tierra y las lluvias permitirán el desarrollo de modelos de predicción más eficaces. Imagen: Jessica Merz . Fuente: Everystockphoto.
Según un trabajo conjunto de ingenieros y especialistas de la Columbia University y de la Rutgers University, ambas en Estados Unidos, los modelos de pronóstico destinados a predecir fenómenos meteorológicos de extrema gravedad, como por ejemplo inundaciones y sequías, podrían ser optimizados gracias a recientes descubrimientos sobre el comportamiento de distintos factores relacionados, como la evaporación de la tierra o los períodos de lluvias.

Las fluctuaciones de humedad y del calor en la superficie de la tierra, junto a otros elementos, resultan primordiales para los fenómenos inherentes a la hidrología de superficie y a los procesos atmosféricos, especialmente aquellos relacionados con las lluvias. La teoría actual sugiere que la humedad del suelo tiene un impacto positivo en las precipitaciones.

Sin embargo, hasta ahora se habían realizado escasas observaciones a gran escala sobre este fenómeno. Un equipo de ingenieros e investigadores del Geophysical Fluid Dynamics Laboratory y de la School for Engineering and Applied Science de Columbia University y de la Rutgers University se ha enfrentado este desafío.

Según las conclusiones de este trabajo, financiado por la National Science Foundation estadounidense, puede demostrarse que la evaporación de la superficie terrestre es capaz de modificar las precipitaciones de verano al este del Mississippi y en las regiones monzónicas del sur de Estados Unidos y México.

Una nueva comprensión de estos fenómenos

Una de las principales conclusiones es que la evaporación de la tierra solamente es capaz de modificar la frecuencia de las lluvias de verano, no así su cantidad. El estudio fue resumido en un artículo recientemente publicado en el medio especializado Nature Geoscience. Además, también se publicaron artículos sobre este descubrimiento en otros medios, como por ejemplo Science Daily.

Según Pierre Gentine, uno de los autores del informe y profesor adjunto de matemáticas aplicadas en la School for Engineering and Applied Science de la Columbia University, la investigación “marca un cambio importante en nuestra comprensión de las relaciones entre la superficie de la Tierra y la atmósfera, y fundamentalmente sobre la prolongación de los fenómenos hidrológicos extremos, como inundaciones y sequías".

Los otros co-autores del informe son Kirsten Findell (Geophysical Fluid Dynamics Laboratory), Benjamín Lintner (Rutgers University) y Christopher Kerr (Geophysical Fluid Dynamics Laboratory). Para su trabajo, los investigadores analizaron datos de los National Centers for Environmental Prediction (NCEP).

Con esta información, lograron cuantificar los efectos de la evaporación continental en la frecuencia e intensidad de las precipitaciones de verano en América del Norte. Así descubrieron que el aumento de la evaporación incrementa la probabilidad de lluvias por la tarde al este del Mississippi y en México, aunque no tiene influencia en las precipitaciones sobre el sector occidental de los Estados Unidos.

Diferentes impactos

La diferencia se debe a la humedad presente en la atmósfera. Como en las zonas occidentales la atmósfera es extremadamente seca, la entrada de humedad a través de la evaporación de la superficie terrestre no supone ningún cambio importante capaz de provocar nuevos fenómenos climatológicos, como por ejemplo lluvias.

En cambio, en las regiones orientales la concentración de humedad presente en la atmósfera es suficiente para que la humedad añadida por la evaporación de la tierra genere lluvias de distinta intensidad. Según el estudio realizado, un mayor incremento en los niveles de humedad en las zonas orientales puede generar un círculo vicioso de inundaciones y sequías.

En otras palabras, una vez que una inundación o una sequía es provocada por procesos a gran escala, como anomalías en la temperatura superficial del mar, las inundaciones y sequías tienen mayores probabilidades de persistir y agudizarse en el este y el sur de los Estados Unidos. En el área occidental, la duración y frecuencia de las inundaciones y sequías está controlada únicamente por los procesos oceánicos, sin que las evaporaciones continentales tengan influencia alguna.

Gracias a los resultados de esta investigación, podrá desarrollarse un marco teórico que permita comprender con mayor eficacia el proceso de precipitaciones, así como también el papel que cumple la humedad del suelo y de la vegetación en la formación de nubes y en los distintos fenómenos climatológicos relacionados. De esta forma, gracias a estos nuevos datos los procesos predictivos serán mucho más certeros y eficaces.


Lunes, 6 de Junio 2011
Artículo leído 3713 veces



Nota

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Jueves, 24 de Noviembre 2016 - 10:30 Crean un laboratorio que se pega a la piel