Recomendar este blog Notificar al moderador
Filosofía y cristianismo. Relación histórica
                                                  De interés para los que vivan en el área de
 
                                                                            VIGO
                                                                    (Pontevedra)
 
                                                        Seminario sobre el tema
                                           “FILOSOFÍA Y CRISTIANISMO: RELACIÓN HISTÓRICA”
                                                               Impartido por el
                                                         PROF. XOAN CURRÁIS


Programa
 
1.- Introducción: ¿Qué es filosofía? Características del saber filosófico. Demarcación epistemológica: filosofía, ciencia y teología.

2.- Historia de la filosofía: constitución y grandes etapas. Tipos de problemas y evolución histórica. Pluralismo de sistemas, corrientes y escuelas.

3.- La filosofía griega: períodos y escuelas. Período cosmológico: escuelas presocráticas. Período antropológico: sofistas y Sócrates. Período ontológico (clásico): Academia de Platón y Liceo de Aristóteles. Período ético: escuelas helenísticas. Período religioso: escuelas neoplatónicas. Influjos en el cristianismo

4.- El cristianismo, religión sincrética: mesianismo judío, misterios paganos y filosofía griega. El pensamiento griego y la formación del Cristianismo. Helenismo y judaísmo: la Biblia griega de los LXX. La helenización progresiva del cristianismo desde Pablo.

5.- Encuentro y desencuentro de filosofía y cristianismo. Metáforas de la relación. La posibilidad de una “filosofía cristiana”. Aportaciones básicas de la doctrina cristiana. Escuelas filosóficas en el imperio romano.

6.- La Patrística. Doble actitud de los apologistas ante la filosofía pagana. La Gnosis cristiana. La lucha por la ortodoxia: cristianismos heréticos.

7.- La formulación de un pensamiento cristiano platónico. La síntesis de san Agustín.

8.- Filosofía medieval: características y problemas básicos. El agustinismo medieval: tesis básicas. La filosofía escolástica. La síntesis de cristianismo y filosofía griega en Tomás de Aquino. Las conflictivas relaciones de fe (pístis) y razón (lógos).

9.- Ruptura de la síntesis escolástica: el nominalismo de Guillermo de Occam

10.- Filosofía moderna y cristianismo. El nacimiento de la filosofía de la religión.

------------------------------------------------------------------------------------------------------

El curso sobre “Filosofía y Cristianismo”, cuyo amplio programa se acaba se señalar, surgió como una demanda de los participantes en el “Seminario de Investigación sobre Jesús”, que dirige “gratis et amore” el profesor D. Antonio Piñero, catedrático emérito de la Complutense, desde hace más de un año en la tierra gallega pontevedresa de Bayona / La Ramallosa. 

El curso “Filosofía y Cristianismo”, que imparte el profesor de filosofía XOAN CURRÁIS PORRÚA, está pensado como un complemento al “Seminario de investigación sobre Jesús”, y se imparte con la intención de ayudar a comprender tanto el marco teórico previo a la figura del predicador galileo, Jesús, como el desarrollo posterior a su muerte, que llevó a la formación de una nueva religión llamada cristianismo.
 
Para participar en este Seminario:
 
DÍAS: LUNES a lo largo de todo el año combinándose por bloques de temas con “Investigación sobre Jesús”.
 
Se ha indicado que este Seminario es un complemento del de “Investigación sobre Jesús”. Por ello, se irá dando por bloques o temas, intercalándose con este Seminario por bloques temáticos. Así y como ejemplo: el lunes que viene, 12 de junio 2017, se terminará el primer bloque (“Prolegómenos”) del Seminario “Filosofía y Cristianismo”. Y a partir del lunes siguiente, 19 de junio 2017, seguirá el bloque de “Milagros de Jesús. Su historicidad”, perteneciente al otro Seminario “Investigación sobre Jesús”. Cuando concluya este bloque, en unas 5/6 sesiones, por tanto a principios de julio, se iniciará otro bloque de “Filosofía y cristianismo”. Y así sucesivamente.
 
Los asistentes que vayan por primera vez, pueden dar su correo electrónico a la encargada de los dos Seminarios para recibir, normalmente lo domingos, el plan de la clase del lunes.
 
LUGAR: Avenida de Portugal 35 (carretera de La Ramallosa a Gondomar, pasado el mercado de la Ramallosa. El local se llama “Espáciate”.
 
HORA: 18.00 a 19.30.
 
TELÉFONO DE CONTACTO: Nieves Loperena: 686 484 812, o bien 679 904 007.
------------------------------------------- 
                                      Fundamentación del curso  "FILOSOFÍA Y CRISTIANISMO”

 
Aunque el profeta apocalíptico Jesús de Nazaret no fue cristiano ni mucho menos fundador del cristianismo, pues se mantuvo siempre dentro del estricto marco del judaísmo, cuya religión trató de reformar, sí es el fundamento sobre el que se edificó la nueva religión cristiana, a partir de la fe de sus discípulos en su resurrección, exaltación y posterior divinización de un Jesús convertido en Cristo e Hijo de Dios. La nueva religión se va construyendo en un proceso histórico largo y complejo, en medio de grandes disputas ideo(teo)lógicas entre los diversos grupos cristianos, seguidores del Mesías Jesús. Por ello, conviene aclarar que propiamente no se puede hablar de cristianismo en singular, sino de múltiples y variados cristianismos.
 
Desde la óptica de la ciencia histórica, el cristianismo no nace, sin embargo, por generación espontánea ni es un acontecimiento “caído del cielo”, como señala el historiador Charles Guignebert  (véase su obra El cristianismo antiguo), cual si fuera un misterio inescrutable. A los ojos del historiador y a diferencia de la mirada confesional del teólogo, el cristianismo se origina como un río, a partir de fuentes precristianas, judías y helenísticas y con variados afluentes, que vierten en él sus ricas aguas, aumentando cada vez más el caudal del mismo, hasta inundar el vasto territorio de la historia occidental, deudora de la cultura griega y semita, en particular de Atenas y Jerusalén. Pues bien, entre esas fuentes destaca por su calidad y cantidad la filosofía griega.
 
Los historiadores investigan la religión cristiana como un fenómeno sincrético. Este sincretismo consistió en la fusión de elementos religiosos y filosóficos heterogéneos. En el caso del cristianismo se mezclan el mesianismo judío reinterpretado en clave espiritual, los misterios paganos del helenismo y la filosofía griega, también pagana. Paradójicamente, el cristianismo se alimentó de paganismo durante siglos: ritos mistéricos para los simples (bautismo y eucaristía en la visión paulina) y filosofía griega para los doctos.
 
Ya en Pablo, el primer gran teólogo cristiano, aparece un sincretismo que mezcla elementos gnósticos, judíos, estoicos y mistéricos. Posteriormente, en las grandes construcciones teológicos de Agustín y de Tomás de Aquino, aparecerá una síntesis de ideas platónicas, aristotélicas, neoplatónicas, estoicas etc., donde el lógos griego sirve de apoyo y fundamento racional a los dogmas de fe del theós cristiano.
 
El cristianismo nace como una rama o secta apocalíptica dentro del árbol frondoso del judaísmo. El grupo de los “nazarenos” dará lugar al movimiento de los “cristianos” antioquenos, que proclaman a Jesús como Mesías. Pero el fenómeno cristiano surge de un judaísmo previamente helenizado. El helenismo, con la prestigiosa y rica lengua griega, inunda de elementos gnósticos los textos del Nuevo Testamento, comenzando por Pablo, y muy  notorios en el evangelio de Juan.
 
El encuentro de filosofía y cristianismo no comienza en el s. II e.c., como a menudo se ha sostenido, puesto que el cristianismo ya nace helenizado (véase Antonio Piñero (ed.): Biblia y Helenismo. El pensamiento griego y la formación del cristianismo, edit. Almendro). El medievalista Etienne Gilson, en El Espíritu de la filosofía medieval, utiliza la metáfora del matrimonio para expresar las tensas relaciones seculares entre cristianismo y filosofía griega. Pero, si hubo nupcias, éstas fueron más bien con su madre, como ha sugerido algún historiador. Al final de la Edad Media, el franciscano Guillermo de Occam, en nombre de la fe cristiana, declara la disolución de un matrimonio de conveniencia, por estar contaminado de paganismo. Tal era el caso, por ejemplo, de la Ideas ejemplares, de origen platónico y neoplatónico, que atentaban contra el dogma de la omnipotencia divina y la libertad absoluta de la voluntad de Dios.
 
La helenización es un proceso que se da en varias fases, cada vez más intensas, destacando sin duda la escuela alejandrina de Clemente y Orígenes. Pero la intensidad de la síntesis sincrética aparece sobre todo en la teología agustiniana y culmina en la gran síntesis tomista con el apogeo de la escolástica en el s. XIII. La fuerte potencia intelectual de la filosofía griega, especialmente del platonismo, sedujo primero a los judíos (Filón de Alejandría es el caso más notorio, después de la Biblia griega de los LXX) y luego a los cristianos. A partir del s. III e.c., será el neoplatonismo quien seduzca a los teólogos cristianos, en especial a Agustín. Y durante los siglos medievales Platón será el filósofo griego que más influya en la teología cristiana, hasta la aparición del aristotelismo en occidente a principios del s. XIII. Ello sin olvidar las aportaciones del estoicismo al campo de la moral cristiana, ya manifiesta en las cartas paulinas.
 
La importancia de los conceptos técnicos de la metafísica griega, tales como substancia, naturaleza, hipóstasis etc., fue enorme para la formulación ortodoxa de los dogmas cristológicos y trinitarios. Piénsese en la polémica del “homooúsios”, donde se discutía la consubstancialidad del Padre y del Hijo en el dogma trinitario, dentro de la controversia arriana. O el problema de la “transubstanciación” en la interpretación del sacramento (misterio) de la eucaristía.
 
 El historiador Charles Guignebert, en la obra antes  mencionada, señala  cómo los grandes y complejos debates teológicos, en clave metafísica griega, se desarrollaron en Oriente y en lengua griega, especulaciones difíciles de entender para los Padres occidentales, que se expresaban en latín y más centrados en los problemas prácticos de la moral, como el pecado original, la gracia o el libre albedrío.
 
Finalmente, hay que señalar cómo la ortodoxia se abre paso y se impone en los primeros concilios (Nicea, Éfeso, Constantinopla, Calcedonia) a golpe de anatema frente a los diversos grupos heterodoxos  (sectas gnósticas, arrianos, nestorianos, monofisitas, etc.). En estas duras disputas sobre la ortodoxia y heterodoxia de la doctrina, que recorre toda la historia del cristianismo hasta hoy, habrá vencedores y vencidos. Éstos últimos,  los enemigos internos de la gran Iglesia, serán declarados herejes y perseguidos como tales en aras de la defensa del monoteísmo de la Verdad cristiana (véase A. Piñero: Los cristianismos derrotados (EDAF, Madrid 32009, y Bart Ehrmann: Los cristianismos perdidos).

Saludos cordiales de 
Xoan Curráis

Domingo, 11 de Junio 2017

Nuevo comentario:



Editado por
Antonio Piñero
Antonio Piñero
Licenciado en Filosofía Pura, Filología Clásica y Filología Bíblica Trilingüe, Doctor en Filología Clásica, Catedrático de Filología Griega, especialidad Lengua y Literatura del cristianismo primitivo, Antonio Piñero es asimismo autor de unos veinticinco libros y ensayos, entre ellos: “Orígenes del cristianismo”, “El Nuevo Testamento. Introducción al estudio de los primeros escritos cristianos”, “Biblia y Helenismos”, “Guía para entender el Nuevo Testamento”, “Cristianismos derrotados”, “Jesús y las mujeres”. Es también editor de textos antiguos: Apócrifos del Antiguo Testamento, Biblioteca copto gnóstica de Nag Hammadi y Apócrifos del Nuevo Testamento.








RSS ATOM RSS comment PODCAST Mobile