Recomendar este blog Notificar al moderador

RESEÑAS

Reseñas

Biografía del silencio. Breve ensayo sobre meditación Juan Antonio Martínez de la Fe , 01/01/2017

Biografía del silencio. Breve ensayo sobre meditación
Ficha Técnica

Título: Biografía del silencio. Breve ensayo sobre meditación
Autor: Pablo d’Ors
Edita: Siruela, Madrid, 2016, 21ª edición
Colección: Biblioteca de Ensayo (Serie Menor)
Encuadernación: Tapa blanda con solapas
Número de páginas: 112
ISBN: 978-84-9841-838-5
Precio: 11,95 euros

Nos encontramos ante un libro pequeño, pero un gran libro. Un texto que no es nuevo, puesto que lleva ya veintiuna ediciones con más de cien mil ejemplares vendidos. Y porque su autor, Pablo d’Ors, llena las salas en las que habla del silencio y de la meditación, con personas que añoran su interioridad inmersas como están en un mundo que tiene horror al silencio.

También nos hallamos ante una obra de difícil clasificación. No se trata de un sistema de autoayuda, tampoco de un manual sistematizado para aprender a meditar, ni de un tratado filosófico lleno de conceptos abstractos. La cuestión es que participa de todos ellos y de algunos más. Por lo que comentarlo con detalles se presenta como una tarea cuasi imposible.

Lo que sí es acertado es su título, ya que se trata de la biografía de alguien que nos invita a seguir su senda, si nos place y consideramos adecuada, en su relación con la meditación, que, en la obra, es prácticamente un sinónimo del silencio. Silencio exterior y silencio interior también.

Meditar

La primera aproximación al libro se nos aparece como una encrucijada de caminos de los que desconocemos por qué derroteros nos llevará. Porque la primera dificultad es saber qué entendemos por meditación. En efecto: basta con echar un vistazo al panorama meditativo para que nos surjan muy diversos tipos: la budista o completa de la mente, la zazen, la trascendental, la vipassana o penetrante, la kabbalah, la mantra, la sufí, la dzoghen, la dinámica de Osho o kundalini, la metta bhavana, o la que puede acompañar al yoga en sus variantes, sin olvidar otras como la que proponía Ignacio de Loyola en sus Ejercicios Espirituales.

Pablo d’Ors no se refiere a ninguna de ellas en concreto. Por el contrario, nos narra cómo, de manera autodidacta, comenzó a meditar y, a raíz de algunas citas de su texto, nos expresa su inclinación por la meditación budista zen; nos cuenta sus experiencias, sus dificultades y cómo vive en la actualidad su meditación, su “sentada”, como él la llama, un camino espiritual que ha sido configurado por él y que intenta explicar en su obra. Para concluir en que, para meditar, no hay que detenerse en tanta teoría, sino, por el contrario, dedicarse a practicarla.

Es cierto que nos da una serie de consejos para llevar a cabo una buena meditación: tiempo diario que hay que dedicarle, la preparación del escenario donde llevarla a cabo, la postura corporal que es conveniente adoptar. Y nos advierte de las dificultades que encontraremos, para que no nos lleven a abandonar la meditación sino a insistir en ella: las molestias físicas de la postura adoptada, los embates del pensamiento que tienden a distraernos, lo que Santa Teresa llamaba “la loca de la casa”, el peligro de la rutina, etc.

Así, por ejemplo, nos dice: “En la meditación silenciosa y en quietud no hay adornos ni florituras: basta una habitación que no esté demasiado caldeada ni demasiado fría; basta un banquito o un cojín para sentarse y una esterilla; acaso incienso muy suave, o incluso un pequeño altar con una vela encendida … Todo está al servicio del recogimiento, todo invita a la interiorización”. Y evita instrumentos válidos en otros tipos de meditación, como recurrir a la imaginación, tal y como ocurre en la meditación ignaciana, o a la música.

Y, a la hora de emprender la lectura de este valioso libro, hemos de pensar que, si bien sus pequeños capítulos mantienen una ilación expositiva, sin embargo, permite por lo general que se puedan leer separadamente, constituyendo cada uno de ellos un mensaje sobre el que reflexionar.

Ejemplos útiles

Espigamos del texto algunas definiciones de meditar. Nos dice d’Ors: “Solo hay que pararse, callar, escuchar y mirar; aunque pararse, callar, escuchar y mirar -y eso es meditar- se nos haga hoy tan difícil y hayamos tenido que inventar un método para algo tan elemental”. O, en otro capítulo: “La meditación es una iniciación a la vida adulta: un despertar a lo que somos”. “Meditar es, fundamentalmente, sentarse en silencio, y sentarse en silencio es, fundamentalmente, observar los movimientos de la propia mente”. “La práctica de la meditación a la que me estoy refiriendo puede seguramente resumirse en saber estar aquí y ahora. No otro lugar, no otro tiempo”.

Detengámonos ahora en algunos de los resultados de la meditación. Hablándonos del silencio, nos dice d’Ors que no tiene nada de particular, sino que es el marco o el contexto que posibilita todo lo demás. ¿Y qué es todo lo demás? Nada, nada en absoluto, simplemente la vida misma que discurre; aunque puntualiza que, lo mismo que dice nada, puede decir todo. Por supuesto, no se detiene en el concepto filosófico de la nada, que afirma que la nada no existe. Se refiere, más bien, a un vaciamiento interior; nos explica: “fue un gran logro comprender, y empezar a vivir, que yo podía estar sin pensar, sin proyectar, sin imaginar, estar sin aprovechar, sin rendir: un estar en el mundo, un con-fundirme con él, un ser del mundo y el mundo mismo sin las cartesianas divisiones o distinciones”. Y, más adelante: “Gracias a la meditación he ido descubriendo que no hay yo y mundo, sino que mundo y yo son una misma y única cosa. La consecuencia natural de semejante hallazgo […] es la compasión hacia todo ser viviente”, una convicción que aleja cualquier suspicacia de egoísmo por parte de quien medita, por tener la apariencia de querer separarse de los demás para dedicarse a uno mismo. De hecho, aunque de manera tangencial, propone como buena opción el procurar meditar junto a otras personas.

A lo largo de su relato, el autor nos apunta orientaciones sobre aspectos concretos que surgen o pueden surgir en quien medita. Por ejemplo, es habitual que seamos nostálgicos de la felicidad pasada; sin embargo, d’Ors lo considera un intento absurdo, pues es imposible rastrearla; para él, la felicidad es percepción del momento, y si nos limitamos a ese percibir llegaríamos, por fin, a lo que somos, una meta perseguida en el meditar. Gracias a la meditación, se aprende a no querer ir a ningún lugar distinto del que se está: se quiere estar en el que está, pero plenamente.

Otro ejemplo: cómo actuar ante el dolor. Son estas sus palabras: “conectar con el propio dolor y con el dolor del mundo es la única forma, demostrable, para derrocar al principal de los ídolos, que no es otro que el bienestar. Para lograr tal conexión con el dolor es preciso hacer exactamente lo contrario a lo que nos han enseñado: no correr, sino parar; no esforzarse, sino abandonarse; no proponerse metas, sino simplemente estar ahí”. Sí, estar ahí con esa realidad, ya que los ideales, como el sueño de una vida sin dolor, son perniciosos, mientras que la realidad, sea la que sea, es liberadora.

Asunción de las propias responsabilidades es otro producto de la meditación. Llega el momento de no culpar a nada, a las circunstancias, ni a nadie de lo que nos acontece. Se logra evitar eso a lo que tan acostumbrados estamos, buscando responsables, cuando la dirección de la flecha indicadora, como si imantada estuviera, apunta hacia nosotros mismos.

Si alguna cita podría resumir el contenido de este bello libro, sería la del propio autor: “El camino de la meditación es por ello el del desapego, el de la ruptura de los esquemas mentales o prejuicios: es un irse desnudando hasta que se termina por comprobar que se está mucho mejor desnudo”. Es ahí donde nos encontramos a nosotros mismos, donde nos hacemos conscientes de la vida que pasa y nos limitamos a percibirla, sentirla y gozarla, libres de toda traba. Porque, según el autor, “la vida es un viaje espléndido, y para vivirla solo hay una cosa que debe evitarse: el miedo”.

Se podría seguir aportando aspectos concretos que d’Ors aborda en el libro. Pero eso sería casi reproducirlo por completo, pues no son extensas sus reflexiones, aunque sí profundas. Sirvan como invitación a sumergirnos en su lectura los ejemplos expuestos.

Concluyendo

Este es un libro para ser leído con detenimiento. Pero, sobre todo, para ser releído, para ser gustado y paladeado. A muchos de sus lectores les ha llevado a sumarse a los Amigos del Desierto, grupo creado por d’Ors y que cuenta con sedes en algunas ciudades españolas; un grupo que es más una congregación de solitarios que una comunidad. Pero que, a no dudar, servirá a cuantos sienten una inquietud interior que les lleva a desear algo más que ver pasar la vida como un simple observador, sin vivirla con plenitud. El autor nos invita a ese adentrarnos en nuestro interior, a vaciarnos para, desde la desnudez absoluta, encontrarnos y llenarnos de la plenitud de saber que soy yo.

D’Ors no propone un listado de capítulos, pero sí, al final de la obra incluye una guía que nos oriente en la lectura de la obra y que figura con los siguientes títulos:

Guía para la Biografía del silencio

1. Espíritu de principiante
2. Revolver el lodo
3. Las olas de las distracciones
4. Resistencias y perseverancia
5. Demasiadas búsquedas
6. El arte de la espera
7. El asombro de estar presente
8. La felicidad es percepción
9. Todo cambia
10. Yo soy el universo
11. Rutina y creatividad
12. La conciencia es la unidad consigo mismo
13. Matar los sueños
14. Me gusta o no me gusta
15. Calidad de las sentadas
16. Vislumbres de lo Real
17. Postraciones rituales y existenciales
18. Pensar menos
19. La sonrisa del maestro interioridad
20. La propia porción de dolor
21. El iceberg es solo agua
22. La puerta sin puerta
23. Falsos problemas
24. Oportunidades del destino
25. El silencio en quietud
26. El poder del ahora
27. Enamorados del drama
28. Observar la mente es el camino
29. Responsables de nuestro estar bien o mal
30. El escenario vacío
31. La única gran pregunta
32. Un largo proceso de decepción
33. Muerte de las ideas
34. Una llamada misteriosa
35. Ratas de biblioteca
36. Congregación de solitarios
37. El maestro de meditación
38. La mirada lateral
39. Frutos de la meditación
40. El pequeño yo
41. Preferencia por el no-hacer
42. Todo depende de nosotros
43. El dilema de la vida
44. Nacer dos veces
45. La vía purgativa
46. El país de la conciencia
47. El testigo del testigo
48. Ética de la atención del cuidado
49. La motivación inicial y las posteriores







Juan Antonio Martínez de la Fe
Facebook Google + Twitter LinkedIn Google Y! Technorati Meneame Viadeo Pinterest
01/01/2017 Comentarios




Reseñas

El Camino del Corazón. Una experiencia mágica Canal bibliográfico de T21 , 27/12/2016

El Camino del Corazón. Una experiencia mágica

Ficha Técnica
 
Título: El Camino del Corazón. Una experiencia mágica
Autora: María del Pinar Merino
Edita: Ediciones Erenar S.L.   Madrid, diciembre de 2015
Materia: Narrativa
Encuadernación: Tapa blanda con solapas
Número de páginas: 416
ISBN: 978-84-608-4956-8 
PVP: 18,00 €  
 
 
En esta obra, El Camino del Corazón, María Pinar Merino nos narra, paso a paso, una extraordinariamente rica experiencia de autoconocimiento, iniciada en 1999 con un grupo de amigos. Esta experiencia inicial aún hoy continúa viva, enriqueciéndose a través de la transmisión a otros muchos de aquellas vivencias, de los conocimientos adquiridos, de los métodos de introspección que los primeros caminantes ensayaron.
 
El Camino del Corazón se convierte así en un proceso que no tiene frontera conocida, mientras hayan “caminantes” que decidan tomar esa ruta iniciada por aquel grupo de primeros aventureros, transformando la vida de aquel colectivo con una experiencia particular, la cual es enriquecida en la medida que se comparte, a través del tiempo, con aquellos que se acercan a sus senderos vitales, animados a comprender y  adquirir mayores ratios de consciencia.
 
Este manual que resuma sabiduría, porque es a la vez testimonio vital y modelo para la búsqueda del sí mismo, está atravesado por tres niveles de profundidad, los cuales precisan ser aclarados para adentrarnos en una eficaz lectura del mismo. Estos niveles nos llevan al estudio del sentido que, para la autora, ha tenido toda la experiencia y su compromiso de darla a conocer, como una propuesta al alcance de todos aquellos y aquellas que, inquietos, desean encontrar la razón del Vivir.

En primer nivel se relata la experiencia insólita tenida a través del Camino del Corazón, la cual para explicarla María Pinar se apoya en su formación  en los campos de la psicología, la pedagogía y la filosofía. El segundo nivel refleja aquella selección de textos recogidos en su cuaderno, a lo largo de la experiencia, y que narran las “andanzas por el Territorio del Camino del Corazón buscando el despertar de un estado de conciencia superior”.
 
El tercer nivel, denominado por la autora el más profundo, (a su vez el más cargado de simbología) por reflejar las palabras textuales de los personajes que van apareciendo en los escenarios del Camino del Corazón: posaderos, magos, alquimistas, elfos, hadas, duendes… y todo un elenco de seres que actúan como maestros de ceremonias y cuyas sabias palabras están destinadas a activar las potencialidades de nuestro corazón.
 
A este libro hay que acercarse con el corazón predispuesto para amar el mensaje, con la curiosidad infantil y el sentido del juego que nos acompañó y nos hizo crecer entonces. Unas cualidades que no ponen límites a las fórmulas usadas por la Vida para el aprendizaje, porque todas son herramientas buenas si se descubre su juego.
 

Índice
 
Agradecimientos
Prólogo
A modo de bienvenida
  1. Historia del Camino del Corazón
  2. El Bosque Mágico del Caminó del Corazón
  3. La Matriz del Camino del Corazón
  4. El mundo real y el mundo de la magia
  5. Un territorio familiar: el Hogar
  6. La búsqueda del Tesoro
  7. Navegando por dos mundos
  8. Los Asaltantes del Camino
  9. Primera posada: el perdón
  10. Segunda posada: la Paciencia
  11. Un paso hacia la consciencia
  12. El Castillo de la Mente: Cerebro
  13. El compromiso personal: la Iniciación
  14. El Alquimista y el Mago
  15. El bosque del Desapego
  16. Posada del Humor
  17. Posada del Desconcierto
  18. Posada de la Oportunidad
  19. Posada de la Tranquilidad
  20. Posada de las Visiones
  21. Camino de la Reconciliación
  22. Camino del Reconocimiento
  23. Posada de la Patentización
  24. Posada de la Prosperidad
  25. Posada de las Loas y Punto
  26. Posada de la Gracia y la Ilusión
  27. Dilema ¿Sorpresas o Sanación?
  28. De nuevo en la Posada de la Paciencia
  29. Posada del Misterio Oculto
  30. Posada de la Paz
  31. Lo integrado o asumido
  32. Inodao, el hechicero de los Ayakates
  33. Posada de la Confianza
  34. Posada del Deseo
  35. Castillo de la clave oculta
  36. Posada de la Recapitulación
 
Epílogo
Palabras semanales
Glosario
 
Datos de la autora
Canal bibliográfico de T21
Facebook Google + Twitter LinkedIn Google Y! Technorati Meneame Viadeo Pinterest
27/12/2016 Comentarios




Reseñas

Entre nosotros... Canal bibliográfico de T21 , 19/12/2016

Reflexiones de Filosofía cotidiana


Entre nosotros...
Ficha Técnica
 
Título: Entre nosotros...  Reflexiones de Filosofía Cotidiana
Autor: Luis Arribas Mercado
Edita: Ediciones Erenar S.L.  Madrid, 2016
Materia: Autoayuda
Encuadernación: Rústica con solapas
Número de páginas: 224 págs.
ISBN: 978-84-608-6165-2
PVP: 15,00 € 

 
Este libro denominado Entre nosotros… Reflexiones de Filosofía cotidiana, cuyo autor es Luis Arriba Mercado, recoge 101 artículos de dicho autor, publicados en distintos medios.

Estos textos son, en gran parte, el fruto de sus reflexiones diarias sobre un gran número de hechos cotidianos, los cuales llevaron al autor a la idea de compartirlas generosamente, y de manera espontánea, entre sus lectores y amigos. El espacio usado para esta comunicación escrita fue, en la mayoría de las ocasiones, a través de las redes sociales. En vista de la respuesta positiva recibida decidió recopilar un buen número de ellas en este tomo que hoy presentamos.
 
Su estilo ameno y hasta íntimo permite que el lector o la lectora  sientan la voz cercana del que comparte, de forma sencilla y clara, sus opiniones y sus certezas. Unas opiniones y certezas que Luis Arribas va desgranando, hoja tras hojas, a través de su manera así de ver la vida, de entender lo humano, de interpretar lo cercano con espíritu de trascenderlo, tratando de no dejarse llevar de las apariencias y de desentrañar lo que las actitudes humanas encierran, las cuales nos llevan a acciones que no somos capaces de controlar, y cuanto menos de calibrar los efectos que causan.
 
Un pequeño ejemplo de lo que digo:
 
Surfear

“¿A quién no le gusta “hacerse el muerto” flotando sobre las aguas del mar o de la piscina (mejor del mar), dejándose llevar al pairo con un suave balanceo…? Bueno, pues siendo eso algo agradable para hacer en vacaciones, no lo es tanto cuando nos “hacemos el muerto” en la vida cotidiana esperando que las circunstancias nos lleven, en lugar de enfrentarlas y dirigirlas adecuadamente.

Esperar que sean los otros quienes se impliquen en nuestras circunstancias es como “hacerse el muerto”, con el agravante de que si insistimos, lo que nos ocurrirá es que nos quedaremos “fuera de juego”.

El término surfear es fantástico. Significa que ante las circunstancias adversas debemos tener la habilidad de surfear sobre ellas, sin dejarse arrastrar y voltear por su fuerza sino manejando uno mismo la situación para que su energía nos lleve a la playa, a la estabilidad.
 
Cosas del verano… para todo el año.”
 
 
Datos del autor
Canal bibliográfico de T21
Facebook Google + Twitter LinkedIn Google Y! Technorati Meneame Viadeo Pinterest
19/12/2016 Comentarios




Reseñas

Deja de intentar cambiar Canal bibliográfico de T21 , 30/11/2016

Deja de intentar cambiar
Ficha técnica

Título: 
DEJA DE INTENTAR CAMBIAR. Vive la vida como eres en vez de como deberías ser.
Autores: Rodrigo Martínez de Ubago y Mara Aznar Briones
Edita: Editorial Kolima, Madrid, 2016.
ISBN: 978-84-16364-79-4
 
"Deja de intentar cambiar" es un libro más profundo de lo que parece. Aunque es pequeño e intenta explicar de forma sencilla, trata conceptos que cuesta incorporar, ya que van en contra de todo lo que hemos oído desde pequeños (y desde hace siglos). Es un libro que habla de la naturaleza humana, tratando de transmitir lo que la ciencia va descubriendo al respecto y que en muchos casos está en clara contradicción con la creencia generalizada.
 
Desde pequeños hemos oído que tenemos que cambiar aspectos nuestros que los que nos rodeaban no consideraban "normales", que no les gustaban o hemos tenido que sufrir las presiones para ser "perfectos", en la familia, en el colegio, o en el trabajo.

Y han puesto a nuestra disposición infinidad de medios para conseguirlo: educación, profesores, formación, experiencias,... sin embargo, y a pesar de que queríamos, no podíamos. La sociedad dicta las normas sobre como hay que ser, pone los medios he intenta homogeneizarnos. Pero no tiene en cuenta que cada uno somos diferentes.

Los medios, métodos, estrategias,... son los mismos para todos. Pero todos somos diferentes. Y somos diferentes porque tenemos una personalidad única que es lo que mejor nos define, es nuestra "forma de ser". Y nuestra personalidad tiene una base genética con una estructura biológica demostrada que no es modificable. Esto hace que nos comportemos con mayor probabilidad de un modo antes que de otro en una situación concreta. Y que nuestras formas de aprender, relacionarnos, trabajar, amar y comportarnos sean diferentes para cada uno.

Esta presión social se traduce en que tenemos la sensación de que en determinados aspectos "estamos mal" (como individuos y como padres, profesores o jefes, que no conseguimos que los demás cambien), que tenemos que esforzarnos para cambiar y adaptarnos al entorno. La propuesta del libro es muy diferente: puesto que tu eres como eres, único, y tu personalidad no es modificable, estaría bien adaptar el entorno a ti y no al revés.
Canal bibliográfico de T21
Facebook Google + Twitter LinkedIn Google Y! Technorati Meneame Viadeo Pinterest
30/11/2016 Comentarios




Reseñas

Justicia ecológica en la era del Antropoceno Juan Antonio Martínez de la Fe , 27/11/2016

Justicia ecológica en la era del Antropoceno
Ficha Técnica

Título: Justicia ecológica en la era del Antropoceno
Editora: Teresa Vicente Giménez
Autor: AA.VV.
Edita: Editorial Trotta, Madrid, 2016
Colección: Estructuras y Procesos
Serie: Derecho
Encuadernación: Tapa blanda con solapas
Número de páginas: 214
ISBN: 978-84-9879-659-9
Precio: 20 euros

Cambio climático, ecología, calentamiento global, … son términos que ya nos son familiares. Organismos nacionales e internacionales, organizaciones no gubernamentales, currículos educativos, etc. contribuyen, afortunadamente, a crear una conciencia medioambiental que se extiende a lo largo y ancho de la sociedad. Como destacados acontecimientos recientes, se nos presentan los informes del Club de Roma, la COP21 y la inmediata COP22, junto a la encíclica del Papa Francisco Laudato si que constituyen avances en ese reto de cuidar la casa común. Pero junto a todo ello figuran quienes se sitúan en una posición negacionista del problema, en la que se inscriben algunos científicos y pensadores a los que se une el recientemente elegido presidente de los Estados Unidos, que ya amenaza con replantearse sus compromisos internacionales en este asunto, junto con una drástica reducción de los fondos que hasta ahora destinaba a evitar la catástrofe ecológica que se nos anuncia de no tomar las medidas correctores y urgentes que se precisan.

La aparición de este libro que comentamos no puede ser más oportuna. Cuando se habla de justicia ecológica no se habla de una cuestión opcional, sino de algo más profundo y necesario como es la reparación del daño. Y cuando se refiere a la era del antropoceno, nos coloca a los humanos en el centro del problema, pues es a nosotros a quienes se cita, a quienes se investiga, a quienes se les exige enmendar el camino seguido hasta ahora; porque, no cabe duda, somos los culpables y responsables de lo que acontece y de lo que acontecerá.

Esta obra nos ofrece un panorama, una causa de ese panorama y arbitra una solución.

Panorama: Nos encontramos con un modelo económico que considera el medio natural como un objeto inagotable para su explotación sin límites, lo que ha conducido, a lo largo de más de cuatro siglos, a la situación de emergencia social y ecológica que padecemos en la actualidad.

La causa: “Los grandes problemas ambientales a los que se enfrenta el mundo, como el cambio climático, la pérdida de biodiversidad, la desertificación o la contaminación de las aguas, la atmósfera y el suelo tienen su causa en la conducta humana, en las formas de vida que ha impuesto a la humanidad el sistema económico dominante y el sistema jurídico-político que le sirve de apoyo y fundamento”.

Una solución: Nos encontramos con que ni el derecho ni la política poseen la radicalidad necesaria para enfrentarse al poder económico (que se defiende enérgicamente) que cada día es más abusivo. Se necesita de la fuerza vinculante de unos principios de justicia de contenido ecológico. La justicia climática forma parte de la justicia ecológica, que junto a la justicia social comparte el modelo de la justicia distributiva. El derecho debe permitir a los ciudadanos el acceso a la justicia ambiental y ofrecerles la posibilidad de que puedan obligar a sus gobiernos, pacíficamente, a cumplir con el deber de proteger el medio ambiente. Es llegado el momento de que la ciudadanía se ponga en pie y exija a sus dirigentes las medidas encaminadas a revertir la situación actual.

El libro no es de un solo autor. Se trata de una obra coral como corresponde a las especialidades que aborda en cada uno de sus seis apartados, firmados por auténticos especialistas que nos aportan un muy interesante y actualizado observatorio de la realidad que pretende describir.

Desarrollo ético-jurídico de la justicia ecológica

El primero de estos ensayos lleva por título El nuevo paradigma de la justicia ecológica y su desarrollo ético jurídico. Lo firma la editora de la obra, Teresa Vicente Giménez, profesora titular de Filosofía del Derecho en la Universidad de Murcia.

Inicia su exposición con un detallado análisis sobre Las raíces de la justicia ecológica, la conciencia ecológica y la ética ecológica, fruto de un clamor para dar al ser humano y a la naturaleza lo que les corresponde para su desarrollo y dignidad. Intenta dar una respuesta desde la teoría de la justicia para tratar de configurar el nuevo paradigma de la justicia ecológica, que busca sus raíces en el pensamiento, la conciencia y la reflexión ética de la humanidad, para ampliar el ámbito de la justicia a la ecología, y desde el reconocimiento de los límites del ecosistema, determinar la nueva medida de la conducta humana y el nuevo rumbo hacia una sociedad sustentable y duradera.

Se trata de una serie de páginas, densas de contenido y reflexión, que recorre los primeros momentos de ese movimiento a favor de la naturaleza hasta el actual, en que se impone ampliar el ámbito de la justicia al terreno de la ecología. Se detiene brevemente en autores como Teilhard de Chardin, quien desde los años cincuenta del siglo pasado, avanza constantes sugerencias a una conciencia ecológica, una conciencia trascendental e inmanente al proceso de hominización del cosmos, explicando de manera sucinta la tesis de la realidad física del pensador francés.

Capra y Boff son otros autores que aparecen a lo largo del itinerario propuesto, que, en este sentido de recorrer la historia de este movimiento, culmina con la encíclica Laudato si del Papa Francisco, de la que reconoce lo acertado de su diagnóstico, pero a la que reprocha que lo sobrenatural no es la vía para la solución del problema. Y aunque el Papa recoge importantes citas de pensadores, comenta que adolece de referencias al movimiento ecológico. Y, finalmente, pese a que trata bien el tema de la responsabilidad ambiental, elude la influencia del mensaje bíblico de dominio sobre la naturaleza en la imposición de un modelo de sumisión y saqueo de esta.

Aborda a continuación el tema de La justicia ecológica en la teoría de la justicia: la justicia pro futuro y la dimensión universal en la protección del medio ambiente. Es un apartado que se desarrolla en dos epígrafes, en los que nos hace reflexionar sobre la naturaleza como sujeto de derecho, no solo atribuyéndole un derecho concreto y específico propio del medio, sino mediante una responsabilidad del ser humano hacia la naturaleza en nombre de valores ecológicos conductores del obrar social, jurídico y político. Y ello no mirándonos a nosotros mismos únicamente, sino sabiéndonos responsables de su conservación para las futuras generaciones.

Trata, así mismo, sobre La proyección de la justicia ecológica en la política ambiental y en el derecho ambiental, tema al que dedica tres subepígrafes: La responsabilidad ecológica como obligación pública común, Los principios de justicia de contenido ecológico y Las funciones de la justicia ecológica. Recorre los principales eventos de carácter internacional relacionados con el medio ambiente y la ecología, de la mano de las Naciones Unidas. Explicita los principios que rigen la justicia ecológica: de conservación y previsión o prevención, de reparación o reconstrucción, de causación o de quien contamina paga, de carga común, de cooperación y solidaridad, de sostenibilidad, de participación pública o de democracia ambiental entre otros. En cuanto a las funciones de la justicia ecológica, analiza la de coordinación y crítica, la comparativa referencial y la heurística. En definitiva, “el ordenamiento jurídico del Estado, en especial en su sector de derecho público, como también los órganos internacionales con su contribución al desarrollo y la información de programas normativos objeto de la justicia ecológica, tendrán entre sus fines primarios: la conservación, el equilibrio y el desarrollo del medio ambiente con especial atención a la protección de la comunidad de los seres vivos, evitando las acciones que impliquen un daño o deterioro en el medio natural o su alteración profunda para el futuro del mismo, ponderando las acciones actuales incluso desde el punto de vista metahumano en la legalidad integral de los procesos ecológicos”.

Especial interés tiene el bloque siguiente del ensayo, La tiranía jurídica del capitalismo: desarrollo económico y deterioro de los derechos sociales y de los derechos ecológicos. Nos explica cómo, para lograr una sociedad sostenible, se precisa una estructura social basada en el desarrollo humano y ecológico; y no es eso lo que sucede, ya que el sistema económico capitalista impone, como principio rector, el mercado ilimitado y el crecimiento expansivo, incompatibles con el principio de desarrollo sostenible; así pues, la tiranía del capitalismo se expresa en la imposición de un modelo económico que impide el desarrollo social y ecológico de los pueblos y de los ciudadanos, por lo que propone que hay que deslegitimar el capitalismo, iniciando el proceso de someter el sistema económico al control del sistema jurídico democrático ciudadano, para lo que se necesita la fuerza y la movilización de estos.

Que es lo que aborda en el último bloque de su estudio: Los movimientos sociales como impulsores de la democracia socioecológica, en el que concluye que tales movimientos son eficaces grupos de acción social y política, pero que se necesita también de la acción jurídica de los ciudadanos para obligar a los gobiernos en materia de cambio climático y protección del medio ambiente, a través de operadores jurídicos, como abogados y jueces.

Capitalismo y justicia ecológica

Carlos Berzosa es catedrático de Economía Aplicada de la Universidad Complutense de Madrid y es el autor del segundo de los ensayos de esta obra, que titula Acumulación capitalista y justicia ecológica, y que desarrolla en cuatro epígrafes. El primero aborda Los pilares de la acumulación y el desarrollo desigual. De manera sucinta, expone la historia del capitalismo desde la revolución industrial hasta la actualidad, explicando cada uno de los pasos dados hasta llegar al actual proceso de acumulación, basado en el conflicto social, la competencia empresarial y la expansión del consumo, constatando las paradojas que encierra; hace hincapié en la existencia aún hoy día de países donde el hambre y la pobreza se siguen dando.

Aborda seguidamente La naturaleza cíclica del sistema. Lo explica resumidamente así: “El crecimiento económico no está exento de limitaciones y contradicciones y ello conduce a épocas de expansión, con unas ondas de crecimiento mayores que otras, pero también se producen fluctuaciones que provocan recesiones y crisis económicas. Una de las características del sistema es precisamente su naturaleza cíclica”. Así, nos describe las crisis de los años treinta del pasado siglo y la actual recesión, con especial acento en las teorías de Keynes.

Del nuevo orden económico internacional (NOEI) a la hegemonía comercial y financiera planetaria. Distingue tres fases en el proceso histórico del capitalismo; una primera abarca desde los orígenes de la Revolución Industrial hasta 1870, caracterizada por la internacionalización de las mercancías; una segunda fase iría desde 1870 a 1980, en la que la característica principal es la internacionalización del capital; finalmente, la tercera fase arranca en 1980 y perdura hasta nuestros días, caracterizándose por la internacionalización del capital monetario y financiero. En las páginas que componen este bloque, se detiene en la explicación de cada una de tales fases, concluyendo con las enormes desigualdades que padecemos en la sociedad actual.

El cuarto y último bloque de su aportación lo dedica a la Degradación ecológica y pobreza. La toma de conciencia sobre la justicia ecológica. Incide aquí en la capacidad del capitalismo de innovar y transformar para sobrevivir, teniendo como contrapartida que no tiene en cuenta el daño ecológico y social que produce, con un alto coste. Recorre la reciente historia, donde el capitalismo se va concentrando cada vez en menos manos, explotando la riqueza natural de muchos países a cuyos habitantes reduce a la pobreza; también nos anota la aparición de una creciente preocupación global por este problema.

El Antropoceno

El catedrático de Geografía Física en la Universidad de Murcia Francisco López Bermúdez es el autor del ensayo titulado Interacción humanidad-tierra: el antropoceno. Se trata de un muy documentado trabajo que nos pone al día acerca de la acción del hombre sobre el planeta y sus consecuencias. Parte de unas consideraciones generales en las que destaca cómo los cambios producidos en la tierra hasta ahora eran producto de su propia actividad o de agentes exteriores, pero que en los últimos tiempos es la actividad del hombre la que está provocando serios cambios en todos los niveles; esta es la razón por la que hay quienes defienden que nos hallamos ante una nueva era, el antropoceno que, aunque existen opiniones diferentes sobre el momento de su origen, todas coinciden en que se trata de un concepto que implica que los humanos hemos cambiado gran parte de la geología y de la naturaleza de la tierra hasta un punto que posiblemente una nueva época en la historia de nuestro planeta haya comenzado. Ante este panorama, lo que se necesita es una comprensión global de la simbiosis entre el sistema humano y el sistema geoecológico que aporte soluciones globales y coordinadas.

A continuación, el autor se refiere a El cambio global. Un fenómeno de alcande mundial y un reto de nuestro tiempo. Nos dice: “La intensificación en las últimas décadas de las actividades socioeconómicas para conseguir más bienes y servicios suministrados por los ecosistemas y el correlativo impacto que produce sobre los grandes ciclos de la naturaleza, está provocando una situación crítica en el planeta, que se caracteriza por una gran transformación de los ecosistemas y una alteración de los equilibrios de la biosfera”. Esto ha dado lugar a la aparición de la globalización, vocablo que designa a la vez mercados globales y calentamiento global, con una brutal y creciente división entre los ricos y los pobres y con una progresiva difusión de la preocupación ambiental. De donde se deriva el cambio global, un conjunto diversificado de cambios (ambientales, sociales, económicos, culturales, institucionales), de origen natural y humano que afectan a los procesos físicos, químicos, biológicos y socioeconómicos y a la forma como se interrelacionan en el ámbito local y regional. Se trata de un gran desafío para la humanidad cuya respuesta ha de venir de la mano de la ciencia y de la tecnología, por supuesto, pero, y muy importante, por el compromiso de los políticos para aplicar políticas de sostenibilidad que hagan de sus sitios de origen lugares perdurables.

Dentro de este cambio global, El cambio climático es el mayor desafío global que tiene la humanidad. No en vano se le considera la muestra más significativa del abuso humano sobre la tierra y que incide no solo en el terreno ambiental, sino también en el económico, el social, el político y el ético. El autor analiza las causas de ese calentamiento y sus consecuencias, detallando los diferentes impactos que produce en el planeta, especialmente en lo referido a los océanos. Destaca, así mismo, cómo este cambio climático no nos afecta a todos por igual, pues su incidencia es mucho mayor entre los pobres que entre los ricos, de lo que resulta una exigencia de justicia climática. También hace referencia a las alternativas a ese cambio climático, reclamando un cambio radical en nuestra escala de valores antes de que planeta nos resulte inhabitable, ofreciéndonos un panorama sobre el futuro que nos espera de no hacerlo.

Con excelente detalle nos habla de Las cumbres de las Naciones Unidas sobre el cambio climático: de Estocolmo a París. Se refiere a la Conferencia de Estocolmo de 1972, la de Ginebra en 1979, la de Río de Janeiro de 1992, al Procolo de Kioto de 1997, la Conferencia de Johannesburgo en 2002, de Copenhague en 2009, de Cancún en 2010, la Cumbre de París de 2015, de la que nos explica su arranque y contribuciones contra el cambio climático y analiza si se trató de un éxito o un fracaso.

Concluye que se puede constatar que los países más industrializados no tienen voluntad política ninguna para asumir compromisos vinculantes de reducción de los gases invernadero (cuando no amenazan con desdecirse de los acuerdos firmados, como sucede con el presidente electo de Estados Unidos, Donald Trump) y además procuran dividir a los países más afectados por el cambio climático. Y ante este panorama de tan grises pinceladas que nos describe, nos expone que “no se pretende sembrar el miedo entre la población, sino de dar información contrastada y razonada para que los ciudadanos entiendan la importancia del fenómeno, reaccionen con actitudes individuales y colectivas, y presionen a los gobiernos para que desarrollen y apliquen políticas que prevengan y mitiguen los efectos actuales y potenciales del cambio climático”.

Protección internacional del medio ambiente

La protección jurídica internacional del medio ambiente en el ámbito universal es el título del trabajo de Eva María Rubio Fernández, profesora de Derecho Internacional Público y Relaciones Internacionales de la Universidad de Murcia.

Tres son los aspectos que contempla este trabajo: el cambio climático, la biodiversidad y la desertificación. En cada uno de ellos, comienza por una muy somera presentación del problema, para abordar seguidamente la actuación internacional. Comienza por Las Convenciones de Río como respuesta a los principales retos del desarrollo sostenible.

Ya dentro del apartado La emergencia frente al cambio climático: la evolución de la protección convencional y por lo que se refiere al cambio climático, analiza en detalle la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático y el Protocolo de Kioto, para seguir con los siguientes pasos principales acordados por la Conferencia de las Partes (Cancún, Bali, Doha y Varsovia, finalizando este bloque con el Acuerdo de París.

A continuación, aborda La indefectible e imperiosa protección de la biodiversidad, puesto que esta es fundamental y se impone la acción para su consecución. En primer lugar, analiza los hitos en la protección convencional: la Convención sobre la Diversidad Biológica y sus Protocolos para, seguidamente, estudiar el Plan Estratégico para la Biodiversidad (2011-2020), incluidas las Metas de Aichi para la Diversidad Biológica.

Por último, trata La acción frente al implacable avance de la desertificación, uno de los grandes problemas sociomedioambientales que presente la humanidad. Comienza con el análisis de la Convención de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación, así como con el Marco y Plan Estratégico decenal para mejorar la aplicación de la Convención (2008-2018).

Cierra su estudio con un apartado para conclusiones, en el que avisa de que se necesitaría avanzar en el alcance de las obligaciones asumidas y en la garantía de su cumplimiento, aunque no parece que sea esa la tendencia predominante, pues los grandes lobbies económicos adormecen a la humanidad con los cantos de sirena del hedonismo consumista que exporta a los países en desarrollo. Piensa que aún hay cierto margen de rectificación, pero “la voluntad política para que se cumpla lo pactado se muestra esquiva. Corresponde, pues, a la ciudadanía reconducirla para la satisfacción del bien colectivo”.

Derecho ambiental y acceso a la justicia ecológica

La obra nos ofrece seguidamente el trabajo Derecho ambiental y acceso a la justicia ecológica, firmado por Eduardo Salazar Ortuño, abogado, ambientalista, profesor asociado de Derecho Administrativo en la Universidad de Murcia, doctorando en Derecho Ambiental por la Universidad de Alicante y Magister Legum por la Universidad de Dresde.

Su trabajo se refiere al ordenamiento jurídico dedicado a la protección del medio ambiente en los ámbitos europeo y estatal y a cómo los caracteres y principios de la justicia ecológica se integran en normas positivas.

La aplicación de las normas ambientales se evidencia en la actuación de los tribunales, provocada por el acceso público a la justicia para exigir su cumplimiento o para reparar los daños ocasionados por no ser cumplidas. Propone un cambio del paradigma ecológico desde la ciudadanía, cuestionando decisiones o actuaciones insostenibles de las autoridades y de otros particulares, o que ponen en riesgo o dañan el ecosistema.

La cuestión es, pues, cómo actuar en defensa del ecosistema y de qué modo acceden los conflictos ambientales a los tribunales. Reclama que la naturaleza sea poseedora de su propio derecho, cuya protección esté garantizada por un juzgado que reaccione ante la violación de tal derecho. A tal fin y dado que para ello se precisan órganos jurisdiccionales capacitados, propone la creación de tales órganos que faciliten las acciones colectivas de los afectados.

Seguidamente y concretando, propone un análisis amplio y bien documentado sobre La protección del medio ambiente en el derecho europeo, comenzando por la génesis y evolución del derecho ambiental en la Unión Europea para, a continuación, explicar la jurisprudencia ambiental en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos. Le sigue La protección del medio ambiente en el ordenamiento jurídico español, estudiándolo en el derecho sustantivo y analizando las vías jurisdiccionales para la protección del medio ambiente.

Interesante y mucho es su reflexión sobre El acceso a la justicia ecológica y las oportunidades del Convenio de Aarhus, a la que dedica varias páginas. Y cierra su ensayo con unas Conclusiones y propuestas. Así, solicita el reconocimiento pleno e incardinación del derecho al medio ambiente saludable como un derecho humano y fundamental; la creación de una sala medioambiental en la Corte Internacional de Justicia o de un Tribunal Internacional Ambiental, con acceso abierto a los ciudadanos y sus organizaciones; el fomento de la aplicación del derecho ambiental comunitario mediante un mayor y más transparente control de la Comisión Europea del cumplimiento de los estados miembros; el acercamiento del régimen procesal de las acciones judiciales en defensa del medio ambiente a los principios de la justicia ecológica; la ampliación y fomento por parte de los estados del acceso a la justicia mediante el establecimiento de medidas dirigidas a disminuir o eliminar las trabas para las acciones judiciales ambientales; o la creación de una jurisprudencia europea y estatal basada en la defensa de los principios y obligaciones del Convenio de Aarhus. Unas propuestas que esperemos no tarden en ser aceptadas y puestas en práctica.

Injusticia ecológica

Es el ingeniero, periodista y doctor en Ciencias Políticas y Sociología, Pedro Costa Morata, el autor del último apartado de esta más que interesante obra: Destrucción e injusticia ecológica: el caso de América Latina.

Trata de la confrontación del mundo indígena campesino con el modelo occidental productivista de crecimiento económico; es “un choque drástico entre la cosmovisión indígena tradicional y la tradición judeocristiana, estructura básica de lo que entendemos por civilización occidental y que, a la hora de la verdad, se expresa por una explotación inmisericorde de la naturaleza y sus recursos”. Hay, pues, un enfrentamiento entre una creciente reivindicación indígena y las oleadas de inversiones depredadoras; hecho especialmente relevante en América Latina y que estudia el autor, con especial atención al caso de Guatemala.

Aborda inicialmente el tema de América Latina ante el extractivismo minero, que resume en los siguientes puntos: 1) Un modelo de explotación económica calificado de neoextractivismo o neodesarrollismo, de características generalmente negativas; 2) Impulso a la reprimerización de economías que consideraban haber superado ya la primerización, con un nuevo boom en actividades mineras, agroindustriales, forestales, etc.; 3) Supeditación de las políticas públicas a las inversiones en estos sectores; 4) Consolidación de la pobreza en áreas de predominio campesino o indígena; 5) Deterioro de la consideración como patrimonio esencial, social o moral de recursos hasta ahora considerados de protección especial, económica y jurídica; y 6) Deterioro de la gestión económica de bienes que de cualquier forma poseen el carácter de comunales. Este conjunto de consecuencias deviene, inevitablemente, en conflictividad social.

Trata, a continuación, de El proceso de desarrollo y las exigencias de justicia ecológica: contradicciones entre modo productivo de saqueo y el modelo indígena-campesino de integración en la naturaleza. Palabras del autor resumen el contenido de este epígrafe, que desglosa con precisión a lo largo de varias páginas, con escuetas y certeras concreciones: “Las contradicciones de fondo y forma entre las sociedades desarrolladas y las sociedades que llamamos tradicionales, concretamente las indígenas de América, son muy numeras e importantes: corresponden a cosmovisiones y culturas diferentes y generalmente enfrentadas, y se fundamentan en relatos y evoluciones históricas construidos sobre bases mentales e incluso materiales bien distintas”. En este apartado, basa su argumentación sobre todo en los trabajos de Jerry Mander. Y dedica una especial atención al caso guatematelco.

Nos propone luego un análisis sobre La Cumbre de Cochabamba: denuncia del sistema imperante, ofensiva por la madre tierra y nos hace ver su importancia objetiva ya que en ella, por primera vez, se produjo la proclamación solemne, oficial y oficiosa, popular y multitudinaria de los derechos de la Tierra, a instancias de los pueblos del mundo. Y posteriormente nos presenta las coincidencias entre indigenismo y ecologismo, que resume en que ambos plantean una enmienda a la totalidad al modelo económico predominante y que ambos critican el antropocentrismo, que coloca al hombre como dueño y señor de la naturaleza, y el eurocentrismo, que marca la superioridad de la cultura productivista y de génesis occidental sobre cualquier otra.

Cierra su colaboración con un apartado dedicado a Conclusiones y perspectivas, donde compendia su exposición de páginas precedentes.

Concluyendo

Este libro no debería de pasar desapercibido. Por varios motivos. Por ejemplo, por la importancia de la materia que aborda; una importancia que deriva de la imperiosa necesidad que tiene la humanidad de encontrar soluciones al deterioro a que sometemos a nuestra casa común, con gravísimas consecuencias económicas, sociales, de salud, ambientales, etc. También por la categoría de los autores que firman los trabajos que componen la obra. Por sus enfoques reivindicativos de la necesidad de considerar a la naturaleza como sujeto de derecho y por urgir a la acción ciudadana para alcanzar estos objetivos. Por constituir un excelente compendio de la situación actual en esta materia en el ámbito internacional y, de modo más local en el estatal.

Una enumeración de motivos que no es exhaustiva, pero que supone una invitación a tener presente esta iniciativa editorial.

Índice

Introducción: Teresa Vicente Giménez

EL NUEVO PARADIGMA DE LA JUSTICIA ECOLÓGICA Y SU DESARROLLO ÉTICOJURIDICO, por Teresa Vicente Giménez
I. Las raíces de la justicia ecológica: conciencia ecológica y ética ecológica
II. La justicia ecológica en la teoría de la justicia: la Justicia pro Futuro y la dimensión universal en la protección del medio ambiente
1. La protección de la naturaleza desde su propio valor
2. Los derechos de las generaciones futuras
III. La proyección de la justicia ecológica en la política ambiental y en el Derecho ambiental
1. La responsabilidad ecológica como obligación pública común
2. Los principios de justicia de contenido ecológico
3. Las funciones de la justicia ecológica
IV. La tiranía jurídica del capitalismo: desarrollo económico y deterioro de los derechos sociales y de los derechos ecológicos
V. Los movimientos sociales como impulsores de la democracia socioecológica
Bibliografía

ACUMULACIÓN CAPITALISTA Y JUSTICIA ECOLÓGICA, por Carlos Berzosa
I. Los pilares de la acumulación y el desarrollo desigual
II. La naturaleza cíclica del sistema
III. Del nuevo orden económico internacional (noei) a la hegemonía comercial y financiera planetaria
IV. Degradación ecológica y pobreza. La toma de conciencia sobre la justica ecológica
Bibliografía

LA INTERACCIÓN HUMANIDAD-TIERRA: EL ANTROPOCENO, por Francisco López Bermúdez
I. Consideraciones generales
II. El cambio global, un fenómeno de alcance mundial y un reto de nuestro tiempo
III. El cambio climático, el mayor desafío global que tiene la humanidad
1. Causas del calentamiento climático y cambios observados
2. Vulnerabilidad y consecuencias del cambio climático
3. Cambio climático, cuanto más pobres, más amenazados: justicia climática
4. Alternativas al cambio climático
5. ¿Cómo evolucionará el clima en el futuro? ¿Hacia un clima de extremos?
IV. Las cumbres de las Naciones Unidas sobre el cambio climático.
De Estocolmo a París
1. La Conferencia de Estocolmo, 1972
2. La Conferencia de Ginebra, 1979
3. La Conferencia-Cumbre de Río de Janeiro, 1992
4. El Protocolo de Kioto, 1997
5. La Conferencia de Johannesburgo, 2002
6. La Conferencia de Copenhague, 2009
7. La Conferencia de Cancún, 2010
8. La Cumbre de París, 2015
9. Arranque y contribuciones del Acuerdo de París contra el Cambio Climático
10. La Cumbre de París ¿fue un éxito o un fracaso?
11. Conclusión
Bibliografía

LA PROTECCIÓN JURÍDICA INTERNACIONAL DEL MEDIO AMBIENTE EN EL ÁMBITO UNIVERSAL, por Eva María Rubio Fernández
I. Las Convenciones de Río como respuesta a los principales retos del desarrollo sostenible
II. La emergencia frente al cambio climático: la evolución de la protección convencional
1. La Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático y el Protocolo de Kioto
2. Los siguientes pasos principales acordados por la Conferencia de las Partes (Cancún, Bali, Doha, Varsovia)
3. El Acuerdo de París
III. La indefectible e imperiosa protección de la biodiversidad
1. Los hitos en la protección convencional: la Convención sobre la Diversidad Biológica y sus Protocolos
2. El Plan Estratégico para la Biodiversidad (2011-2020), incluyendo las Metas de Aichi para la Diversidad Biológica
IV. La acción frente al implacable avance de la desertificación
1. La Convención de Naciones Unidas de Lucha contra la Desertificación
2. El Marco y Plan Estratégico decenal para mejorar la aplicación de la Convención (2008-2018)
V. Conclusiones
Bibliografía

DERECHO AMBIENTAL Y ACCESO A LA JUSTICIA ECOLÓGICA, por Eduardo Salazar Ortuño
I. La protección del medio ambiente en el Derecho europeo
1. Génesis y evolución del Derecho ambiental en la Unión Europea
2. La jurisprudencia ambiental en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos
II. La protección del medio ambiente en el ordenamiento jurídico español
1. La protección del medio ambiente en el derecho sustantivo
2. Las vías jurisdiccionales para la protección del medio ambiente
III. El acceso a la justicia ecológica y las oportunidades del Convenio
de Aarhus
IV. Conclusiones y propuestas
Bibliografía

DESTRUCCIÓN E INJUSTICIA ECOLÓGICA: EL CASO DE AMÉRICA LATINA, por Pedro Costa Morata
I. América Latina ante el extractivismo minero
II. El proceso de desarrollo y las exigencias de justicia ecológica: contradicciones entre modo productivo de saqueo y el modelo indígena-campesino de integración en la naturaleza. El caso maya-guatemalteco
III. La cumbre de Cochabamba: denuncia del sistema imperante, ofensiva por la Madre Tierra
IV. Coincidencias entre indigenismo y ecologismo
V. Conclusiones y perspectivas
Bibliografía

Nota biográfica de los autores

Índice

Juan Antonio Martínez de la Fe
Facebook Google + Twitter LinkedIn Google Y! Technorati Meneame Viadeo Pinterest
27/11/2016 Comentarios




1 2 3 4 5 » ... 126


Canal bibliográfico de T21
Este canal ofrece comentarios de libros seleccionados, que nuestra Redacción considera de interés para la sociedad de nuestro tiempo. Los comentarios están abiertos a la participación de los lectores de nuestra revista.



Secciones

Archivo
L M M J V S D
            1
2 3 4 5 6 7 8
9 10 11 12 13 14 15
16 17 18 19 20 21 22
23 24 25 26 27 28 29
30 31          

Compartir contenidos
RSS ATOM RSS comment PODCAST Mobile