Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Diseñan un robot para cuidar a personas con dependencia

Podrá ayudar a personas mayores con las tareas cotidianas en sus propias casas


Científicos estadounidenses han creado un robot que, integrado a una casa inteligente, puede asistir a personas con dependencia en sus actividades diarias. El dispositivo podrá hacer la vida más fácil en su propio hogar a personas con demencia y otras limitaciones.





Un robot creado por científicos de la Universidad Estatal de Washington (WSU), en Estados Unidos, podría ayudar a las personas mayores con demencia y otras limitaciones a vivir independientemente en sus propios hogares.

 

El Sistema robotizado de actividades de apoyo, o RAS (Robot Activity Support System), utiliza sensores integrados en una casa inteligente para determinar dónde están sus residentes, qué están haciendo y cuándo necesitan asistencia con las actividades diarias, tales como preparar comidas y tomar medicamentos.

El robot navega por las habitaciones y alrededor de los obstáculos para encontrar personas por sí solo, proporciona instrucciones en vídeo sobre cómo realizar tareas sencillas e incluso puede guiar a su propietario a objetos, como sus medicamentos, o a lugares, como la cocina.

 

“El RAS combina la comodidad de un robot móvil con la tecnología de detección de actividad de un hogar inteligente de la WSU para brindar asistencia en el momento, a medida que se detecta la necesidad de ayuda”, explica Bryan Minor, investigador de la Escuela de Ingeniería Eléctrica y Ciencias de la Computación de la WSU.

 

Minor trabaja en el laboratorio de Diane Cook, profesora regente de ingeniería eléctrica y ciencias de la computación y directora del Centro de Estudios Avanzados de WSU en Sistemas Adaptativos (CASAS). Durante la última década, Cook y Maureen Schmitter-Edgecombe, profesora de psicología de esta universidad, han dirigido a los investigadores del centro en el desarrollo de tecnologías para hogares inteligentes que podrían permitir a los adultos mayores con problemas de memoria y otras discapacidades vivir independientemente.

 

Los nuevos sistemas permitirán ahorrar grandes costes en asistencia diaria a personas mayores con discapacidad. Solo en Estados Unidos, este servicio supone casi 2.000 millones de dólares al año. Además, Cook y Schmitter-Edgecombe prevén que el número de personas en situación de dependencia mayores de 85 años se triplicará para el año 2050.

 

Se espera que tecnologías como el RAS y los hogares inteligentes alivien un poco la presión financiera sobre el sistema de atención médica al hacer que sea más fácil para los adultos mayores vivir solos en sus hogares.

 


La estudiante Nisha Raghunath demuestra las interacciones entre un humano y un robot auxiliar en la Smart Apartment de la WSU, en Pullman. El robot detecta cuándo el sujeto comete un error en las tareas diarias y ofrece asistencia para ayudar a la persona a realizarlas. Imagen: Washington State University.
La estudiante Nisha Raghunath demuestra las interacciones entre un humano y un robot auxiliar en la Smart Apartment de la WSU, en Pullman. El robot detecta cuándo el sujeto comete un error en las tareas diarias y ofrece asistencia para ayudar a la persona a realizarlas. Imagen: Washington State University.

“Más del 90 por ciento de los adultos mayores prefieren envejecer en su casa en lugar de mudarse a un asilo de ancianos”, señala Cook.

“Queremos hacerlo para que, en lugar de traer a un cuidador o enviar a estas personas a una residencia, podamos usar la tecnología para ayudarlos a vivir independientemente por su cuenta”.
 

RAS es el primer robot que los investigadores del CASAS han intentado incorporar en su entorno doméstico inteligente. Su estudio, publicado en la revista Cognitive Systems Research, demuestra cómo el RAS podría hacer la vida más fácil para los adultos mayores que luchan por vivir de manera independiente.


La prueba

 

Los investigadores del CASAS reclutaron a 26 estudiantes para completar tres actividades en un hogar inteligente con el RAS como asistente: pasear al perro, tomar medicamentos con comida y agua y regar las plantas.

 

Cuando los sensores de la casa inteligente detectaron que un humano no inició o tenía dificultades con una de las tareas, el RAS recibió un mensaje para ayudarlo. El robot usó su cámara de localización y navegación, sensores y software para encontrar a la persona y ofrecerle asistencia.

 

La persona podría indicar, a través de la interfaz de la tableta, que quería ver un vídeo del siguiente paso en la actividad que estaba realizando, un vídeo de toda la actividad o pedirle al robot que la guiara a los objetos necesarios para completar la actividad, como la correa del perro o una barrita de cereales de la cocina.

 

Posteriormente, se pidió a los participantes del estudio que calificaran el rendimiento del robot. La mayoría de los participantes calificaron favorablemente el rendimiento del RAS y encontraron que la interfaz de la tableta del robot era fácil de usar. También informaron que el vídeo del siguiente paso es el más útil de los mensajes.

 

“Si bien todavía estamos en una etapa temprana de desarrollo, nuestros resultados iniciales con RAS han sido prometedores”, señala Minor. “El siguiente paso en la investigación será probar el desempeño de RAS con un grupo de adultos mayores para tener una mejor idea de qué mensajes, recordatorios de vídeo y otras preferencias tienen sobre el robot”.


Referencia

Robot-enabled support of daily activities in smart home environments. G. Wilson et al. Cognitive Systems Research, Volume 54, Pages 258-272. January 2019. DOI: 10.1016/j.cogsys.2018.10.032.
 



Viernes, 18 de Enero 2019
Eva Reneses
Artículo leído 1553 veces



Nota



Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >


¡Participa en el diseño del futuro!