Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Los incendios forestales serán más voraces y frecuentes

El cambio climático y el fracaso de las políticas ambientales explican la tragedia de Gran Canaria


El gran incendio forestal de Gran Canaria, que arrasó más de 9.000 hectáreas y provocó el desalojo de 10.000 personas, fue el resultado del calentamiento global combinado con el fracaso de la política ambiental de los últimos 40 años, según los profesionales forestales.





Esta imagen en falso color, capturada el 19 de agosto, fue creada usando las bandas infrarrojas de onda corta del instrumento Copernicus Sentinel-2, y nos permite ver claramente los incendios en el suelo en color naranja brillante. Las cicatrices de quemaduras son visibles en marrón oscuro. Estas bandas también nos permiten ver a través del humo, pero no de las nubes. Foto: ESA.
Esta imagen en falso color, capturada el 19 de agosto, fue creada usando las bandas infrarrojas de onda corta del instrumento Copernicus Sentinel-2, y nos permite ver claramente los incendios en el suelo en color naranja brillante. Las cicatrices de quemaduras son visibles en marrón oscuro. Estas bandas también nos permiten ver a través del humo, pero no de las nubes. Foto: ESA.
Los profesionales forestales agrupados en PROFOR Canarias advierten en un Manifiesto que los grandes incendios forestales de las islas, como el que afecta todavía a Gran Canaria, serán cada vez más frecuentes debido al calentamiento global y al fracaso de las políticas ambientales territoriales y forestales desarrolladas en el archipiélago en los últimos 40 años.

Señalan que el desarrollo de la sociedad global ha propiciado el crecimiento de las ciudades y el abandono de las actividades agrícolas, lo que ha provocado el abandono de actividad en los territorios de las medianías y cumbres y creado un entorno propicio para los incendios forestales.

Asimismo, ponen de manifiesto que el progresivo calentamiento global vuelve más vulnerables a los montes de las islas, expuestos cada vez con más frecuencia a temperaturas en muchos casos históricas que contribuyen también a la aparición de incendios forestales cada vez más frecuentes, voraces y perniciosos, tanto para la naturaleza como para los seres humanos.

Los profesionales forestales de Canarias destacan al respecto que las zonas propicias para la repetición de episodios como el que vive Gran Canaria estos días abarcan cada vez más a mayores núcleos de población, exponiendo por ello a las personas a los nuevos peligros derivados de los incendios forestales.

Posibles soluciones

Plantean que reconducir esta situación demanda una recuperación y potenciación de las actividades forestales, agrícolas y ganaderas de las islas, lo que implica un cambio de modelo que permita un desarrollo rural sostenible y reduzca la biomasa que producen los montes, antes de que lo hagan de forma virulenta los incendios forestales.

Este cambio de modelo demanda un esfuerzo colectivo sin precedentes que implica a los agentes sociales y políticos, así como a la ciudadanía y a su forma de entender la vida y la actividad económica, tanto urbana como rural.

Consideran que es preciso alumbrar un nuevo modelo de desarrollo sostenible específico para Canarias que conserve la biodiversidad y la existencia de paisajes naturales que resistan mejor el impacto del fuego, así como que fomente el desarrollo de un mosaico de usos rurales, más o menos naturales, que rompan en su momento la continuidad de las llamas.

Según Profor, los políticos están especialmente llamados a resolver sus diferencias y a generar consensos ante la emergencia climática en la que estamos, perfeccionando el modelo institucional y guiando su actividad medioambiental con criterios científicos y técnicos y con la sabiduría ancestral de nuestros campesinos y ganaderos.

Afrontar los retos

Los profesionales forestales de Canarias concluyen señalando que es posible afrontar los retos que representa la crisis climática para las islas y su impacto sobre los montes.

Proponen en lo inmediato proteger el suelo de las zonas quemadas frente a las lluvias del otoño para evitar la erosión y potenciales corrimientos de tierras, y, disponer puntos de agua seguros y alimentos a los animales silvestres que hayan sobrevivido a los incendios forestales.

También animan a la población a consumir productos locales de temporada y mantener limpio el entorno de las viviendas en las zonas de alto riesgo de incendio de las islas.

El Manifiesto concluye: Abordar la transformación que precisa el momento requiere de un uso adecuado del conocimiento y la profesionalidad. En nuestras islas existen profesionales altamente cualificados de múltiples ramas de conocimiento, empresarios y empresarias del sector, investigadoras e investigadores de primer orden, y, también, personas profundamente conocedoras del medio rural por su experiencia de vida y por la herencia recibida de sus antecesores.

Y añade: Necesitamos todo este conocimiento colaborando, desde la honestidad, la apertura, el reconocimiento y el respeto, para generar la innovación y la transformación que nuestra forma de vida en las islas precisa. También para aprovechar esta transformación como fuente de empleo verde, profesional, cualificado y digno, que genere prosperidad y diversifique nuestra economía, haciéndola más resiliente frente a los momentos convulsos que nos traerá el futuro. La economía verde puede y ha de ser unos de los pilares de la economía canaria del futuro.

9.000 hectáreas y 10.000 desalojados

El incendio forestal de Gran canaria se inició el 17 de agosto y arrasó  más de 9.000 hectáreas en un perímetro de 112 kilómetros, así como forzó la evacuación de unas 10.000 personas.

Según la ESA, el incendio comenzó cerca de la localidad de Tejeda y se extendió hasta el Parque Natural de Tamadaba, avivado por una combinación de altas temperaturas, fuertes vientos y baja humedad.

De acuerdo con las autoridades, más de 700 efectivos sobre el terreno y 16 medios aéreos han contribuido a luchar contra el fuego, cuyas llamas han llegado a alcanzar 50 metros de altura.

Referencia

Manifiesto de PROFOR CANARIAS tras los últimos incendios (descargar)


Lunes, 26 de Agosto 2019
PROFOR/T21
Artículo leído 2805 veces



Nota




1.Publicado por Beatriz Basenji el 26/08/2019 21:36
Hay que decir que aquí se actuó con inmediatez. Imagináos los incendios de la Amazonia donde no acudió ningún cuerpo de bomberos para luchar contra el fuego. Se han conocido estos datos fehacientes por medio del periodista, médico y neurólogo argentino Nelson Castro, que viajó a la zona de Matto Groso y dio un amplio testimonio de lo que allí ocurría.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Lunes, 18 de Noviembre 2019 - 08:34 La emergencia climática ya amenaza a la humanidad



¡Participa en el diseño del futuro!