Tendencias 21. Ciencia, tecnología, sociedad y cultura




Los orangutanes pueden hablar del pasado

Informan de un depredador después de que se haya ido


Los orangutanes pueden hablar del pasado, ha descubierto una investigación: las hembras con crías esperan a que el depredador se vaya para alertar de su presencia. Una proeza cognitiva que se creía exclusiva de los humanos.





Los orangutanes son los únicos grandes simios, además de los humanos, que “hablan” sobre el pasado, ha descubierto una investigación desarrollada por investigadores británicos en las selvas de Sumatra y publicada en la revista Science Advances.

Estos investigadores descubrieron que la clásica señal de alarma que emiten muchas especies ante la presencia de depredadores tiene una característica particular en los orangutanes que les asemejan a los humanos: esperan a que pase el peligro y lo denuncian una vez ha desaparecido.

Es decir, las madres de orangutanes salvajes de Sumatra sopesan el peligro que representan los depredadores y esperan hasta que sea seguro: dejan que el bebé aprenda sobre el peligro una vez que ya ha pasado. Es la primera vez que se escucha a los animales salvajes anunciando el peligro después que haya desaparecido.

“Estos resultados muestran que la comunicación vocal de los orangutanes silvestres está dotada de una característica sorprendentemente similar a la referencia desplazada que se encuentra en el lenguaje humano, ya que las madres orangutanes solo responden vocalmente sobre un encuentro con un depredador potencial después de que el depredador se haya ido”, explica  Adriano Reis e Lameira, uno de los investigadores, en un comunicado.

Proeza cognitiva

Y añade: “los resultados muestran que el comportamiento vocal de los grandes simios se basa en una maquinaria cognitiva de alto orden mucho más poderosa que la que tradicionalmente se presume. El comportamiento vocal no es simplemente un reflejo o una respuesta condicionada hacia el peligro, sino un comportamiento medido y controlado".

No responder de inmediato a un peligro se considera un signo de inteligencia, explica Lameira. Es un talento que acompaña a otras habilidades que se encuentran en los grandes simios, como la memoria a largo plazo, la comunicación intencional, en lugar de la instintiva, y el control preciso de los músculos laríngeos, lo que en última instancia condujo a la evolución del lenguaje, argumenta.

"Los resultados son bastante sorprendentes", comenta Carel van Schaik, un primatólogo de la Universidad de Zurich en Suiza que no participó en el trabajo, en declaraciones a la revista Science. La capacidad de hablar sobre el pasado o el futuro "es una de las cosas que hace que el lenguaje sea tan efectivo", dice. Eso sugiere, agrega, que los nuevos hallazgos podrían proporcionar pistas sobre la evolución del lenguaje en sí.

Disfrazado de tigre

Los resultados se obtuvieron de una forma original. Los investigadores detectaron a unas hembras de orangután  en el denso bosque de Ketambe, en Sumatra, y uno de ellos se cubrió el cuerpo con un paño que imitaba la piel de un tigre. Caminó a cuatro patas debajo del árbol en el que estaba la hembra con sus crías para observar su reacción.

Descubrieron que las hembras no avisaron del falso peligro en el momento que se producía. Una de ellas percibió el aparente peligro, agarró a su bebé, defecó (un signo de angustia) y comenzó a trepar más arriba del árbol. En completo silencio.

Pasados veinte minutos, cuando ya el investigador disfrazado se había ido, la hembra comenzó a advertir a su bebé y a los demás, con sonoros gritos de alarma, del peligro que creía haber corrido. En total se observó el comportamiento de siete hembras y todas ellas esperaron una media de siete minutos para avisar de lo que había pasado.

Según los investigadores, las hembras son inicialmente silenciosas para no llamar la atención. "La madre sintió que el depredador era realmente peligroso para su hijo y decidió no avisar antes de irse ", continúa Lameira. Entonces, y solo entonces, proporcionó información, permitiendo que el bebé supiera sobre el peligro que había pasado".

Aunque para los seres humanos esperar unos minutos para compartir información es algo muy sencillo, en realidad es una proeza cerebral que implica complejas habilidades cognitivas, como evaluar riesgos, tomar decisiones ante un hecho, memoria a largo plazo, comunicación intencional.

Según se explica en el estudio, comunicar eventos pasados constituye un "bloque de construcción cognitivo" del lenguaje y esta habilidad, descubierta ahora en orangutanes, puede tener su origen en un antiguo homínido que luego evolucionó hasta los orangutanes y los humanos.

Referencia

Time-space–displaced responses in the orangutan vocal system. Adriano R. Lameira,  Josep Call. Science Advances  14 Nov 2018: Vol. 4, no. 11, eaau3401. DOI: 10.1126/sciadv.aau3401


Jueves, 22 de Noviembre 2018
Redacción T21
Artículo leído 2119 veces



Nota



Comente este artículo

1.Publicado por luis Braviz el 22/11/2018 16:45
Un gran momento para la humanidad, entender que los humanos, somos mucho menos inteligentes de lo que nos atribuimos.
Las respuestas siempre han estado a nuestro alcance, están tan cerca, que tan sólo cambiando de posición podríamos verlas.
Y, ya sabeis, que el transporte de grupages, dá más beneficios que el de un camión completo.
Como dijo San Agustin, Internet os abrirá los ojos, y para que la luz no cause daños a vuestras puras conciencias, Amazon os venderá gafas de sol.

Nuevo comentario:
Twitter

Los comentarios tienen la finalidad de difundir las opiniones que le merecen a nuestros lectores los contenidos que publicamos. Sin embargo, no está permitido verter comentarios contrarios a las leyes españolas o internacionales, así como tampoco insultos y descalificaciones de otras opiniones. Tendencias21 se reserva el derecho a eliminar los comentarios que considere no se ajustan al tema de cada artículo o que no respeten las normas de uso. Los comentarios a los artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores. Tendencias21 no asume ninguna responsabilidad sobre ellos. Los comentarios no se publican inmediatamente, sino que son editados por nuestra Redacción. Tendencias21 podrá hacer uso de los comentarios vertidos por sus lectores para ampliar debates en otros foros de discusión y otras publicaciones.

Otros artículos de esta misma sección
< >

Viernes, 14 de Diciembre 2018 - 09:00 Descubren cómo el cerebro procesa el dolor



Da alas a tus sueños