Recomendar este blog Notificar al moderador
DERECHOS HUMANOS: J. R. Blanco


Según Naciones Unidas existen 854 millones de personas en el mundo que sufren malnutrición, y cien millones pasarán hambre a causa de la presente crisis.



El Consejo de Derechos Humanos de las Naciones Unidas celebra hoy una reunión extraordinaria para tratar la crisis mundial de alimentos.

La sesión fue propuesta por Cuba, en nombre del grupo del Movimiento de los No Alineados, y respaldada por Egipto representando al grupo africano; de Pakistán, en nombre de la Organización de la Conferencia Islámica y de Palestina, en el de los Estados Arabes.

Finalmente, la convocatoria contó con el apoyo de 41 de los 47 miembros del Consejo.

La sesión de hoy será la séptima reunión extraordinaria del Consejo de Derechos Humanos desde que fue creado hace dos años.

En la declaración-borrador preparada por Cuba y que se votará hoy, se afirma que con la actual crisis 'el derecho a la alimentación está amenazado de ser violado a gran escala'.

El texto señala varios factores como causantes de la crisis: especulación financiera, cambio climático, desastres naturales y la falta de tecnología en los países en desarrollo, entre otros.

'Un sexto de la población mundial, especialmente en los países menos desarrollados, sufren de hambre y de malnutrición e inseguridad alimentaria, y estamos particularmente preocupados por los efectos en los países netamente importadores', reza el texto.

Por ello, la declaración destaca 'que la comunidad internacional debería otorgar la asistencia necesaria a las poblaciones que necesiten ayuda de una forma efectiva y coordinada'.

El texto lamenta que la actual crisis amenaza la realización de los Objetivos del Milenio, en especial el primero que pretende reducir a la mitad el número de pobres en el mundo.

Según Naciones Unidas existen 854 millones de personas en el mundo que sufren malnutrición, y cien millones pasarán hambre a causa de la presente crisis.

Fuente

Terra Actualidad - EFE
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Viernes, 23 de Mayo 2008
(PD).- Cientos de monjes tibetanos en el exilio han suspendido sus protestas contra el gobierno Chino para rezar por las víctimas del terremoto.

Los religiosos que viven en la stupa de Bauddhanath, en Katmandú (Nepal), convocaron manifestaciones contra China a diario durante las pasadas semanas, pero han decidido suspenderlas dada la gravedad de la tragedia que vive el país y que se ha cobrado ya 32.000 víctimas.

Pero las revindicaciones del Tibet no han cesado. Ayer mismo, el Dalai Lama emplazó de nuevo al gobierno chino a que emprenda reformas en Tíbet que mejoren la situación de sus habitantes.

"Mientras no cambien las condiciones de vida de la gente en Tíbet se producirán situaciones violentas" como las protestas ocurridas en marzo, advirtióel líder espiritual tibetano en su tercera jornada de visita a Alemania.

Enfrentamiento pacífico

El Dalai Lama reafirmó que en ningún momento apoyó aquellos los actos vandálicos. "No puedo apoyar la violencia", dijo. A su juicio, el enfrentamiento con las autoridades chinas sólo se puede producir pacíficamente.

El Premio Nobel de la Paz hizo estas declaraciones en un acto multitudinario en Mönchengladbach (Alemania) al que asistieron varias miles de personas. Su visita ha estado teñida por cierta polémica entre las autoridades alemanas a la hora de decidir qué caracter darle al recibimiento, después de los incidentes de marzo.

El lunes, último día de su viaje, la jornada tendrá un gran acento político y a la vez simbólico, pues será recibido por altas autoridades alemanas y participará en una manifestación de solidaridad con el Tíbet ante la emblemática Puerta de Brandeburgo.

Fuente
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Lunes, 19 de Mayo 2008


Jean Bricmont, profesor de física teórica en la Universidad Católica de Lovaina, pertenece al género de los científicos comprometidos con los grandes debates de nuestra época. Autor de varias obras, entre ellas un Cahier de l’Herne consagrado a Noam Chomsky, con su característica mezcla de impertinencia y lucidez, algunas reflexiones a propósito de la izquierda y de las opciones de ésta en las luchas políticas de nuestro tiempo.




Constatamos, en cambio, que el Tibet suscita una movilización casi planetaria...

"Sí, al menos entre las “elites” intelectuales y mediáticas. Lo que viene a ilustrar una vez más la inversión de prioridades de una buena parte de la “izquierda”. Ya no controlamos a China. La época de las concesiones y la diplomacia de los cañones se acabó. Nada que podamos hacer puede forzarles a cambiar su política en el Tibet (y dejemos ahora de lado la cuestión de si esa política es buena o mala). No se enviarán tropas al Tibet (eso espero), ni se procederá a bombardear a China, que es un pelito más fuerte que Serbia. Lo único que podría tener algún efecto, a medio o largo plazo, sería convencer a los chinos de que ya no tenemos pretensiones imperialistas sobre esa región del planeta. Pero toda la agitación sobre el Tibet da exactamente la impresión contraria, por lo que, de hecho, no consigue sino dañar la “causa tibetana”. Esa agitación (como la que le precedió en Birmania) tiene por sólo efecto el de reforzar la buena conciencia de Occidente (“nosotros, al menos, respetamos los derechos humanos”) y el de facilitar que nos despreocupemos de cosas de las que somos más directamente responsables, como los problemas ecológicos –incluida la derivación de recursos alimentarios a la producción de biocarburantes—, Irak o Palestina. En vez de entender eso, y de oponerse a este tipo de discursos que no son, en el fondo, sino una forma de exaltación nacionalista (en la que Occidente ha reemplazado a los Estados nacionales de antaño) tan vieja como el mundo (denunciar con gran indignación los crímenes reales o supuestos de los demás y no hablar demasiado de los propios), el grueso de la “izquierda” actual lo que hace es “sumarse” al coro, pidiendo a los gobiernos occidentales una mayor intervención en los asuntos internos chinos, cuando la única cosa que les impide hacerlo a esos gobiernos –y que no parece preocupar gran cosa a esta “izquierda”— es una forma de realismo y de saludable conciencia de las relaciones de fuerza."


Fuente:
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Lunes, 19 de Mayo 2008

La UE pidió a China que ratifique la Convención Internacional de Derechos Civiles y Políticos, así como la abolición del programa de reeducación a través del trabajo y la liberación de los prisioneros de Tiananmen que todavía siguen encarcelados.


LA UE SEÑALA A CHINA SU "PROFUNDA ANSIEDAD" POR LA SITUACIÓN EN TÍBET

Bruselas, 16 may (EFE).- La Unión Europea (UE) manifestó hoy a China su "profunda ansiedad" por la situación humanitaria y de los derechos humanos en Tíbet, y también le pidió la liberación de los últimos prisioneros de Tiananmen.


Altos funcionarios de la UE y China participaron hoy en Brdo (Eslovenia) en la ronda vigésimo quinta de diálogo sobre derechos humanos, en el que se trataron cuestiones como la libertad de expresión, los derechos de las minorías o la cooperación con la organismos de la ONU.

Según un comunicado de la presidencia eslovena, los europeos mostraron su "profunda ansiedad" por la situación humanitaria en Tibet, mientras China "reiteró en detalle su posición habitual" acerca de esa región y el papel del Dalai Lama, aunque señaló que "siegue abierta la puerta para nuevas conversaciones".

La UE pidió a China que ratifique la Convención Internacional de Derechos Civiles y Políticos, así como la abolición del programa de reeducación a través del trabajo y la liberación de los prisioneros de Tiananmen que todavía siguen encarcelados.

Por su parte, China reiteró su compromiso de ratificar la citada Convención tan pronto como hayan tenido lugar las reformas apropiadas en el sistema judicial.

La parte europea acogió de forma positiva la reducción en ejecuciones que hubo en China en 2007 respecto al año precedente, pero pidió a la autoridades de Pekín que divulguen las estadísticas sobre sentencias de muerte y ejecuciones.

La delegación de la UE expresó también su intranquilidad sobre las "continuas restricciones" a la libertad de expresión en China, tanto en la libertad de prensa como por internet.

En este contexto, los comunitarios plantearon las normas oficiales chinas sobre el trabajo de los periodistas extranjeros.

Además, la Unión Europea recalcó su preocupación sobre la situación que afrontan los defensores de los derechos humanos en China.


Esta sesión fue precedida por un seminario de dos días sobre los derechos y la salud de los niños, el primer intercambio de este tipo que se produce desde 2006.


El próximo diálogo entre la UE y China sobre derechos humanos tendrá lugar en el segundo semestre de este mes en Pekín y con la presidencia comunitaria de turno a cargo de Francia.

Fuente:
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Lunes, 19 de Mayo 2008

Textos y Documentos

El Dalai Lama apoya la celebración de los Juegos Olímpicos, el progreso en China, y lamentó los trágicos eventos en Tíbet.


Carta del Dalia Lama al pueblo Chino
UN LLAMADO DE SU SANTIDAD EL 14º DALAI LAMA AL PUEBLO CHINO

Hoy hago llegar mi sincero saludo a mis hermanas y hermanos chinos en el mundo, en particular, a aquellos en la República Popular China. Ante los hechos acontecidos en Tíbet, quisiera compartir con ustedes mis pensamientos en cuanto a la relación entre los pueblos de Tíbet y China, y realizar un llamado personal a todos ustedes.

Siento gran tristeza por la pérdida de vidas en los trágicos eventos recientes en Tíbet. Estoy consciente de que algunos chinos también fallecieron. Lo lamento por las víctimas y sus familias, y elevo mis plegarias por ellos. La inquietud actual ha demostrado la gravedad de la situación en Tíbet y la necesidad urgente de buscar una solución pacífica y mutuamente beneficiosa mediante el diálogo. Incluso en estas circunstancias, he expresado mi voluntad a las autoridades chinas de trabajar en conjunto para traer paz y estabilidad.

Hermanas y hermanos chinos, yo les aseguro que no tengo deseo alguno de buscar la separación de Tíbet, como tampoco ninguna intención de provocar una brecha entre los pueblos de China y Tíbet. Al contrario, mi compromiso siempre ha sido el encontrar una solución genuina al problema de Tíbet que asegure los intereses a largo plazo de chinos y tibetanos. Mi mayor preocupación, como lo he repetido una y otra vez, es asegurar la supervivencia de la cultura distintiva del pueblo tibetano, su idioma e identidad. Como simple monje que lucha por llevar su vida cotidiana de acuerdo con los preceptos budistas, yo les aseguro la sinceridad de mi motivación.

Le he solicitado al liderazgo de la RPC que comprenda con toda claridad mi posición y trabaje para resolver estos problemas mediante "la búsqueda de la verdad en los hechos". Insto al liderazgo chino a ejercer la sabiduría e iniciar un diálogo significativo con el pueblo tibetano. También les llamo a realizar un sincero esfuerzo en su contribución a la estabilidad y armonía de la RPC, y evitar el crear rupturas entre las nacionalidades. La representación de los medios estatales de los sucesos recientes en Tíbet, utilizando imágenes engañosas y distorsionadas podrían sembrar la tensión racial con consecuencias impredecibles a largo plazo. Esto me resulta muy grave. Igualmente, a pesar de mi permanente apoyo a los Juegos Olímpicos de Beijing, las autoridades chinas afirman que intento sabotear los Juegos, esto con la intención de crear división entre el pueblo chino y mi persona. No obstante, me alienta el que varios intelectuales y eruditos chinos también han expresado su fuerte preocupación por las acciones del liderazgo chino y el potencial de las consecuencias adversas a largo plazo, en particular, en las relaciones entre las distintas nacionalidades.

Desde tiempos antiguos, los pueblos de Tíbet y China han vivido como vecinos. En la historia registrada de dos mil años de nuestros pueblos, en ocasiones desarrollamos relaciones amistosas, incluso llegando a alianzas matrimoniales, mientras que en otros tiempos nos enfrentamos. Sin embargo, ya que el Budismo floreció en China antes de llegar a Tíbet desde India, nosotros los tibetanos hemos tenido históricamente el debido respeto y afecto hacia el pueblo chino como hermanos y hermanas en el Dharma. Esto es algo que los miembros de la comunidad china que viven fuera del país conocen muy bien, algunos de ellos han asistido a enseñanzas budistas, como también a peregrinajes desde el territorio de China, a quienes he tenido el privilegio de conocer. Yo tengo en profunda consideración estos encuentros y siento que pueden contribuir a un mejor entendimiento entre nuestros pueblos.

El siglo XX fue testigo de enormes cambios en muchas partes del mundo y Tíbet también se vio atrapado por esta turbulencia. Luego después de la fundación de la República Popular China en 1949, el Ejército de Liberación Popular entró en Tíbet llegando luego entre ambas naciones al Acuerdo de 17 Puntos en mayo de 1951. Cuando estuve en Beijing en 1954-55, asistiendo al Congreso Nacional Popular, tuve la oportunidad de conocer y desarrollar una amistad personal con varios líderes superiores, incluyendo al Presidente Mao. De hecho, el Presidente Mao me aconsejó sobre varios aspectos, como también me ofreció compromisos personales con respecto al futuro de Tíbet. Alentado por estas seguridades, e inspirado por la dedicación de muchos líderes revolucionarios de China en esa época, regresé a Tíbet lleno de confianza y optimismo. Algunos miembros tibetanos del Partido Comunista también compartían dicha esperanza. Tras mi regreso a Lhasa, puse todo mi esfuerzo en buscar una autonomía genuina para Tíbet dentro de la familia de la República Popular China (RPC). Creí que esto sería lo mejor para los intereses a largo plazo de los pueblos de Tíbet y China.

Infortunadamente, las tensiones que comenzaron a escalar en Tíbet a mediados de 1956, eventualmente condujeron al levantamiento pacífico del 10 de marzo de 1959 en Lhasa, y a mi eventual escape al exilio. Aunque en Tíbet se han dado muchos desarrollos positivos bajo el mando de la RPC, estos avances, como indicó el anterior Panchen Lama en enero de 1989, se vieron opacados por el inmenso sufrimiento y la extensa destrucción. Los tibetanos fueron impelidos a vivir en un estado de temor permanente, mientras el gobierno chino se mantuvo receloso de ellos. Sin embargo, en vez de cultivar la enemistad hacia los líderes chinos responsables por la cruel represión del pueblo tibetano, oré por ellos para que desarrollaran amistad, lo que expresé en las líneas a continuación en una oración que compuse en 1960, un año después de llegar a India: "Puedan ellos alcanzar la sabia visión que discierne entre lo correcto y lo incorrecto, y puedan ellos mantenerse en la gloria de la amistad y el amor". Muchos tibetanos, niños escolares entre ellos, recitan estas líneas en sus plegarias cotidianas.

En 1974, tras serias conversaciones con mi Kashag (gabinete), como también con el Presidente y Vicepresidente de la entonces Asamblea de Diputados del Pueblo Tibetano, decidimos encontrar una Vía del Medio que buscara no separar a Tíbet de China, pero que facilitara el desarrollo pacífico de Tíbet. Aunque no tuvimos ningún contacto en ese momento con la RPC –que se encontraba en plena Revolución Cultural–, ya habíamos reconocido que tarde o temprano, tendríamos que resolver el tema de Tíbet mediante negociaciones. También reconocimos que, al menos en relación a la modernización y el desarrollo económico, sería de gran beneficio para Tíbet si permanecía dentro de la RPC. Aunque Tíbet tiene una herencia cultural rica y antigua, materialmente no se ha desarrollado.

Ubicado en el techo del mundo, Tíbet es la fuente de muchos ríos importantes de Asia, por lo tanto, la protección del medio ambiente en la planicie tibetana es de suprema importancia. Puesto que nuestra mayor preocupación es salvaguardar la cultura budista tibetana –enraizada como está en los valores de la compasión universal-, como también el idioma tibetano y la identidad tibetana única, hemos trabajado con gran sentimiento hacia el logro de una autonomía significativa para todos los tibetanos. La constitución de la RPC otorga el derecho a las nacionalidades, como la tibetana, a contar con ello.

En 1979, el entonces principal líder chino, Deng Xiaoping, aseguró a mi emisario personal que "a excepción de la independencia de Tíbet, todo otro asunto podía negociarse". Puesto que ya habíamos formulado nuestro enfoque para el encuentro de una solución al tema tibetano dentro de la constitución de la RPC, estábamos en buena posición para responder a esta nueva oportunidad. Mis representantes se reunieron varias veces con los oficiales de la RPC. Tras renovar nuestros contactos en 2002, hemos tenido seis rondas de conversaciones. No obstante, en el tema fundamental, no ha habido ningún resultado concreto. Sin embargo, como he dicho muchas veces, yo me mantengo firmemente comprometido con el enfoque de la Vía del Medio y reitero aquí mi voluntad de continuar en búsqueda del proceso de diálogo.

Este año el pueblo chino espera orgullosa y entusiastamente la apertura de los Juegos Olímpicos. Desde un comienzo yo he apoyado la designación de Beijing como sede de los Juegos. Mi posición permanece intacta. China tiene la mayor población del mundo, junto con una historia y civilización enormemente rica. Hoy, dado su impresionante progreso económico, China emerge como una gran potencia. Esto es algo a recibir con beneplácito. Pero China también necesita ganarse el respeto y estima de la comunidad global mediante el establecimiento de una sociedad abierta y armoniosa en base a los principios de la transparencia, libertad y el mando de la ley. Por ejemplo, hasta hoy, las víctimas de la tragedia de la Plaza Tiananmen que afectó adversamente las vidas de tantos ciudadanos chinos, no han recibido reparación alguna, como tampoco una respuesta oficial. De igual forma, cuando miles de chinos comunes en las áreas rurales sufren injusticia a manos de los oficiales locales explotadores y corruptos, sus quejas legítimas son ignoradas o respondidas con agresión. Expreso estas preocupaciones como un ser humano y como alguien que está preparado a considerarse miembro de la gran familia que es la República Popular China. Al respecto, aprecio y apoyo la política del Presidente Hu Jintao para la creación de una "sociedad en armonía", pero esto sólo puede surgir en base a la confianza mutua y una atmósfera de libertad, incluyendo la libertad de palabra y el mando de la ley. Creo profundamente que si estos valores son albergados, muchos problemas importantes con las minorías se pueden resolver, como el tema de Tíbet, al igual que Turquistán del Este y Mongolia Interior, donde el pueblo nativo constituye hoy solo el 20% de un total de 24 millones de habitantes.

He mantenido la esperanza de que la declaración reciente del Presidente Hu Jintao de que la estabilidad y la seguridad de Tíbet se relacionan con la estabilidad y seguridad del país, pueda representar el inicio de una nueva era para la resolución del problema de Tíbet. Resulta infortunado que a pesar de mis sinceros esfuerzos por no separar Tíbet de China, los líderes de la RPC continúen acusándome de "separatista". Igualmente, cuando los tibetanos en Lhasa y muchas otras áreas protestaron espontáneamente para expresar su profundo resentimiento, las autoridades chinas me acusaron de inmediato de haber orquestado sus demostraciones. He solicitado que un cuerpo respetado realice una amplia investigación sobre este argumento.
Hermanas y hermanos chinos –donde quiera que se encuentren-, con profunda preocupación les pido que ayuden a aclarar los malentendidos entre nuestras dos comunidades. Además, les ruego que nos ayuden a encontrar una solución pacífica y duradera al problema de Tíbet mediante el diálogo en el espíritu del entendimiento y acuerdo.

Con mis oraciones,

El Dalai lama
28 de marzo de 2008

Fuente:

Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Lunes, 19 de Mayo 2008

Hoy han declarado tres monjes como testigos en la Audiencia Nacional en un proceso abierto por querella que fue admitida a trámite en junio de 2006.


El abogado del Comité de Apoyo al Tíbet (CAT), José Elías, denunció la 'obstrucción del proceso' llevada a cabo por el juez de la Audiencia Nacional Ismael Moreno tras la declaración de tres monjes tibetanos que acudieron hoy como testigos a estas dependencias judiciales, para testificar en la causa en la que se investiga el presunto genocidio llevado a cabo por las autoridades de China tras la ocupación de este país en 1950.

'Ha habido una gran limitación por parte del juez ya que no ha dejado que los testigos se extendiesen todo lo que hubiesen querido y no ha dejado que se formulasen algunas preguntas que él mismo ya había aceptado previamente obstruyendo parte del proceso', explicó Elías en declaraciones a los medios, al tiempo que anunció que hizo constar en acta una protesta formal contra la actitud del magistrado.

El letrado incidió en que precisamente las preguntas que vetó el juez fueron aquellas referentes al tiempo que los testigos pasaron en la cárcel y las torturas que en ese lugar sufrieron por parte del Gobierno chino.

'Al tener varios libros escritos sobre esa fase de su vida el juez no ha querido que se formulasen algunas preguntas alegando que con los libros era suficiente', denunció Elías. Dichos escritos han sido aportados como prueba a la causa a petición del juez, informaron fuentes jurídicas.

Pese a todo, el abogado explicó que las declaraciones duraron aproximadamente una hora cada una y expresó su deseo de que el juez acepte remitir el interrogatorio a los querellados, 'lo que daría para pedir órdenes internacionales de detención', dijo.

QUERELLA INTERPUESTA EN 2006.

El titular del Juzgado Central de Instrucción número 2 Ismael Moreno investiga estos hechos desde enero de 2006, después de que el Comité de Apoyo al Tíbet (CAT), la Fundación Casa del Tíbet y la asociación Thubten Wangcheg Sherpa Sherpa presentaran una querella contra el ex presidente chino Jiang Zemin y otros seis ex responsables comunistas en el Tíbet o en el Gobierno chino.

Entre los testigos que declararon hoy ante el juez Moreno se encuentra el monje del monasterio de Drepung Palden Gyatso, que permaneció 33 años en la cárcel tras ser detenido en 1959 por liderar a un grupo de religiosos que realizaron manifestaciones de protesta contra el Gobierno chino. Éste transmitió su alegría por 'haber podido expresar ante un juez su sufrimiento y el del Tibet a causa de la tortura infligida por el Gobierno de China'.

'SALIÓ BAILANDO'.

Según dijo el jefe de la casa del Tibet en Barcelona Thubten Wangcheg quien acompañó hoy a sus correligionarios en al Audiencia Nacional, Gyatso entró en el despacho del juez 'con cara de preocupación y salió bailando, su sueño es poder explicar al mundo y dar luz a su vida', añadió. 'Nuestro arma es la verdad y la no violencia', concluyó Wangcheg.

Junto a Gyatso comparecieron también Jampel Monlam, monje de Drepung que fue torturado en marzo de 1989, y Bhagdro, antiguo religioso del monasterio de Ganden que fue detenido y torturado junto con otros 60 compañeros en mayo de 1996, al negarse a cooperar con la 'campaña de reeducación patriótica' emprendida por las autoridades chinas en los monasterios tibetanos. De igual modo, estaba prevista la declaración del activista Tenzin Tsundue, aunque finalmente no podrá acudir a la convocatoria judicial.

Monlam, quien mostró una serie de imágenes de compatriotas suyos torturados supuestamente en los últimos enfrentamientos entre ciudadanos tibetanos y el Gobierno chino, instó a la comunidad internacional a asumir que 'este es el momento del Tibet ya que lo que sucede allí no es un problema interno sino una violación de derechos humanos'. 'Hablar del Tibet no es política, sino defender un pueblo', aseveró.

Asimismo agradeció que 'España es el primer país que accede a aceptar a trámite una querella contra el Gobierno chino'. 'Hemos venido desde le India para contar la verdad de las detenciones, torturas y sufrimientos a miles de tibetanos', dijo.

UNA DECLARACIÓN ANTERIOR.

La única declaración sobre esta causa que se ha producido hasta la fecha tuvo lugar el 5 de junio de 2006, cuando compareció en la Audiencia Nacional el ciudadano español de origen tibetano Thubten Wangchen, que ratificó su querella y entregó al juez diversos documentos escritos y visuales que acreditarían la muerte de 1,2 millones de tibetanos tras la invasión china.

Además de Jiang Zemin la querella que estudia la Audiencia Nacional está dirigida contra el primer ministro durante la represión tibetana Li Peng; los secretarios del partido Comunista en el Tíbet entre 1971 y 1980, Ren Rong, entre 1980 y 1985, Yin Fatang, y entre 1992 y 2001, Chen Kuiyan; el ministro de Planificación Familiar en los 90, Deng Delyun; y el jefe de Seguridad china y responsable de la Policía Armada Popular durante la represión de finales de los 80, Chen Kuiyan.

Fuente
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Lunes, 19 de Mayo 2008

Valores

¿Qué puede hacer al individuo más humano? ¿qué relación tienen los valores y los derechos humanos? Veamos algunos ejemplos de campañas de concienciación y solidaridad.


Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Jueves, 15 de Mayo 2008

I have a dream (Yo tengo un sueño): LIBERTAD (Discurso del 28 de agosto de 1963).
& Ultimas palabras del Premio Nobel (3 de abril de 1968).


http://buscabiografias.com/cgi-bin/verbio.cgi?id=279


Tengo un sueño
Por Martin Luther King, Jr.

Discurso leído en las gradas del Lincoln Memorial durante la histórica Marcha sobre Washington

(fragmento)

Hoy les digo a ustedes, amigos míos, que a pesar de las dificultades del momento, yo aún tengo un sueño. Es un sueño profundamente arraigado en el sueño "americano".

Sueño que un día esta nación se levantará y vivirá el verdadero significado de su credo: "Afirmamos que estas verdades son evidentes: que todos los hombres son creados iguales".

Sueño que un día, en las rojas colinas de Georgia, los hijos de los antiguos esclavos y los hijos de los antiguos dueños de esclavos, se puedan sentar juntos a la mesa de la hermandad.

Sueño que un día, incluso el estado de Misisipí, un estado que se sofoca con el calor de la injusticia y de la opresión, se convertirá en un oasis de libertad y justicia.

Sueño que mis cuatro hijos vivirán un día en un país en el cual no serán juzgados por el color de su piel, sino por los rasgos de su personalidad.

¡Hoy tengo un sueño!

Sueño que un día, el estado de Alabama cuyo gobernador escupe frases de interposición entre las razas y anulación de los negros, se convierta en un sitio donde los niños y niñas negras, puedan unir sus manos con las de los niños y niñas blancas y caminar unidos, como hermanos y hermanas.

¡Hoy tengo un sueño!

Sueño que algún día los valles serán cumbres, y las colinas y montañas serán llanos, los sitios más escarpados serán nivelados y los torcidos serán enderezados, y la gloria de Dios será revelada, y se unirá todo el género humano.

Esta es nuestra esperanza. Esta es la fe con la cual regreso al Sur. Con esta fe podremos esculpir de la montaña de la desesperanza una piedra de esperanza. Con esta fe podremos trasformar el sonido discordante de nuestra nación, en una hermosa sinfonía de fraternidad. Con esta fe podremos trabajar juntos, rezar juntos, luchar juntos, ir a la cárcel juntos, defender la libertad juntos, sabiendo que algún día seremos libres.

Ese será el día cuando todos los hijos de Dios podrán cantar el himno con un nuevo significado, "Mi país es tuyo. Dulce tierra de libertad, a tí te canto. Tierra de libertad donde mis antesecores murieron, tierra orgullo de los peregrinos, de cada costado de la montaña, que repique la libertad". Y si Estados Unidos ha de ser grande, esto tendrá que hacerse realidad.

Por eso, ¡que repique la libertad desde la cúspide de los montes prodigiosos de Nueva Hampshire! ¡Que repique la libertad desde las poderosas montañas de Nueva York! ¡Que repique la libertad desde las alturas de las Alleghenies de Pensilvania! ¡Que repique la libertad desde las Rocosas cubiertas de nieve en Colorado! ¡Que repique la libertad desde las sinuosas pendientes de California! Pero no sólo eso: ! ¡Que repique la libertad desde la Montaña de Piedra de Georgia! ¡Que repique la libertad desde la Montaña Lookout de Tennesse! ¡Que repique la libertad desde cada pequeña colina y montaña de Misisipí! "De cada costado de la montaña, que repique la libertad".

Cuando repique la libertad y la dejemos repicar en cada aldea y en cada caserío, en cada estado y en cada ciudad, podremos acelerar la llegada del día cuando todos los hijos de Dios, negros y blancos, judíos y cristianos, protestantes y católicos, puedan unir sus manos y cantar las palabras del viejo espiritual negro: "¡Libres al fin! ¡Libres al fin! Gracias a Dios omnipotente, ¡somos libres al fin!"

http://es.wikisource.org/wiki/Tengo_un_sue%C3%B1o
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Jueves, 15 de Mayo 2008

Premios Nobel de la Paz

Testamento de Alfred Nobel
"La totalidad de lo que queda de mi fortuna quedará dispuesta del modo siguiente: el capital, invertido en valores seguros por mis testamentarios, constituirá un fondo cuyos intereses serán distribuidos cada año en forma de premios entre aquéllos que durante el año precedente hayan realizado el mayor beneficio a la humanidad. Dichos intereses se dividirán en cinco partes iguales, que serán repartidas de la siguiente manera: una parte a la persona que haya hecho el descubrimiento o el invento más importante dentro del campo de la Física; una parte a la persona que haya realizado el descubrimiento o mejora más importante dentro de la Química; una parte a la persona que haya hecho el descubrimiento más importante dentro del campo de la Fisiología y la Medicina; una parte a la persona que haya producido la obra más sobresaliente de tendencia idealista dentro del campo de la Literatura, y una parte a la persona que haya trabajado más o mejor en favor de la fraternidad entre las naciones, la abolición o reducción de los ejércitos existentes y la celebración y promoción de procesos de paz. Los premios para la Física y la Química serán otorgados por la Academia Sueca de las Ciencias, el de Fisiología y Medicina será concedido por el Instituto Karolinska de Estocolmo, el de Literatura, por la Academia de Estocolmo, y el de los defensores de la paz por un comité formado por cinco personas elegidas por el Storting (Parlamento) noruego. Es mi expreso deseo que, al otorgar estos premios, no se tenga en consideración la nacionalidad de los candidatos, sino que sean los más merecedores los que reciban el premio, sean escandinavos o no."

Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Jueves, 15 de Mayo 2008

Premios Nobel de la Paz

La relación completa de los galardonos con el Premio Nobel de la Paz se puede consultar aqui
Juan Ramón Blanco Aristín


Facebook Twitter LinkedIn Digg Google Meneame Viadeo Pinterest

Jueves, 15 de Mayo 2008
1 ... « 5 6 7 8 9 10

Búsqueda

Editado por
Juan Ramón Blanco Aristín
Juan Ramón Blanco Aristín
Juan Ramón Blanco es Licenciado en Derecho y abogado en ejercicio. Es asimismo asesor jurídico de Tendencias21, Secretario General Técnico del Instituto Ciencia y Sociedad y socio fundador del Instituto de Derechos Humanos Sri Aurobindo.






Noticias de AI