Recomendar este blog Notificar al moderador
ESTRATEGAR: Rafael Alberto Pérez


¿Quién es?
Rafael Alberto Pérez
Rafael Alberto Pérez
Autor de referencia en comunicación estratégica, conferenciante y consultor. Es consejero de The Blueroom Project - TBP Consulting para temas de turismo y ocio

Considerado el padre de la Nueva Teoría Estratégica (NTE) y autor laureado. Su libro “Estrategias de Comunicación” (2001) ha recibido dos premios internacionales y ha sido seleccionado la revista “Razón y Palabra” como uno de los textos más influyentes en Iberoamérica.

En la actualidad divide su actividad entre impartir Seminarios- invitado por más de 170 Universidades y empresas de 14 países- y ejercer como consultor estratégico.








“MARQUIMTING: la Gestión empresarial con sentido común”


Tribuna: Cuando menos es más
Sé por propia experiencia que los autores solemos caer en el error de complicar lo que decimos y de adornarlo en exceso. Pero aquí, en este libro que hoy comento, eso no ocurre. El sentido común que aparece en el subtítulo del libro lo domina y es su gran virtud.  
Me estoy refiriendo al último libro de uno de los mejores expertos catalanes de la comunicación y el marketing, Quim Roca. Un libro que transmite un sistema, el Marquimting , que el mismo ha bautizado, no sin una buena dosis de humor, incorporando su propio nombre.
 
 
Su receta: el sentido común.
Fiel a una frase de Drucker “El propósito de un negocio es crear y mantener a un cliente” el nuevo libro de Quim Roca recupera la esencia del marketing y expone con gran claridad su idea de que la gestión empresarial  es ante todo una gestión de marketing, porque “…Sin pedidos no hay nada que gestionar. Pedidos quiere decir clientes; clientes a los que hay que entender, a los que les vayamos a ofrecer lo quieran, mejor si además lo necesitan y sobre todo si lo desean”.

Y tras decir esto nos recuerda una frase de su amigo Joaquin Lorente: “Pensar es fácil”.  A lo que me permito añadir: “Sí, pero simplificar no”.

Y eso, simplificar y ponérnoslo fácil, es lo que hace Quim Roca en su reciente libro.

“Marquimting, la Gestión empresarial con sentido común”.

En él, a través de 29 breves capítulos nos ilustra con palabras y gráficos el arte del “sentido común” aplicado a los negocios.

Cuando tuve el libro en mis manos, no pude sustraerme a mi vicio de lector, y como experto en Estrategia que soy, me fui directamente al Capítulo que lleva ese nombre, dispuesto y a tomar notas. A ver como Quim cuenta la Estrategia me dije. Y me llevé algunas sopresas. De entrada me encontré con una frase con la que no puedo coincidir mas:

“Estrategia como marketing (y tantas otras palabras) han sido tan pervertidas que se les ha desvirtuado el sentido” .

Todos mis lectores saben de mi preocupación por la confusión generada en torno a la palabra y al concepto de Estrategia.

Aquello era un buen comienzo. Como también lo fue la continuación, en ella Quim Roca destaca de la estrategia algo fundamental pero que la literatura estratégica -a base de un claro abuso de  fragmentación analítica- suele olvidar: su naturaleza holística. Esa visión que la Estrategia ha de tener del sistema como un todo, así como la importancia que ha de dar a las conexiones. En palabras del autor: “el resultado es fruto del sinergismo entre esas partes y no de la individualidad de cada una”
Lo que vino después no es que me gustase: lo siguiente, me ruborizó. Para mi sorpresa el autor no solo cita mis mensajes fundacionales de la Nueva Teoría Estratégica (NTE):   “La estrategia de hoy ha de ser menos encorsetada, menos racional y mas relacional” sino que también recoge mis ideas más recientes expuestas en mi último libro: “… de lo que se trata es de estrategar, vivir la estrategia” . Para concluir con una idea suya muy brillante: “la comunicación es la estrategia.

Si todo va bien, haré que este Capítulo dedicado a la Estrategia sea de lectura recomendada en mis seminarios. Soy muy consciente de que yo no tengo esas enormes dosis de sentido común que tiene Quim Roca ni lo cuento tan fácil y sencillo como él. Y, si el me lo permite, quisiera aprovechar sus cualidades en beneficio de mis participantes y alumnos.

Pienso que Vd. Sr. Lector también debería aprovecharlas leyendo el libro. Si ya conoce o domina su contenido porque encontrará en él su esencia, y si no lo domina del todo porque simplificado se entiende mejor.  Yo diría que no falta nada de lo que uno ha de saber sobre el marketing, pero tampoco sobra nada. 

Por todo ello, recomiendo a todos mis lectores este libro. No sé hasta qué punto les enseñará cosas nuevas pero sí sé que les ayudará aponer en orden sus propios conocimientos e ideas. Que no es poco.

Gracias Quim por tu gran aportación.
Rafael Alberto Pérez

Martes, 24 de Septiembre 2019


Luis Jesús Galindo Cáceres
Ed. Benemérita Universidad Autónoma de Puebla (BUAP), México, 2014


Ingeniería en Comunicación Social Hacia un programa general.
Una obra imprescindible

Tengo en mis manos una obra corta en extensión, 214 páginas, pero grande en sustancia y contendido, de las que se aprende mucho al leerlas. Algo que no se puede decir todos los días. Y si ya de por sí la figura de Luis Jesús Galindo Cáceres genera atención en toda Iberoamérica hacia cualquiera de sus textos, este libro la merece doblemente pues en él sintetiza su programa en Ingeniería en Comunicación Social.

Y lo hace en dos tiempos. En la primera Parte explica el esquema general de trabajo del proyecto y su metodología. Mientras en la segunda ejemplariza su visión de la Ingeniería Social con aplicaciones a distintos campos de la acción social
 

  • Metodología

La metodología que nos propone Galindo parte de Piaget y de su idea de que la vida humana va detrás de la acción. El acontecimiento viene primero y la organización cognitiva viene detrás, tratando de dar cuenta de él. En eso coinciden tanto la ciencia como la ingeniería pues ambas necesitan configurar las operaciones básicas de observación del hecho externo que ha merecido su interés. Pero mientras la ciencia lo que pretende es entender y explicar el fenómeno observado y sus posibles consecuencias, la ingeniería pretende operar sobre dicho fenómeno social para transformarlo en el sentido que se pretende y así evitar las consecuencias no deseadas. Y, por ello, requiere una configuración cognitiva distinta que le dé al “operador social” los conocimientos y recursos necesarios no solo para entender sino también para saber qué hacer y cómo hacerlo.
 

La segunda reflexión que hace Galindo me atrae especialmente pues viene a coincidir con una de mis inquietudes: la diferencia entre estrategias de comunicación y estrategias desde la comunicación. Galindo se plantea si es posible percibir un ámbito de fenómenos y asuntos desde el punto de vista de lo que entendemos por comunicación. A lo que el propio Galindo se responde con un rotundo: Sí, es posible. La importancia de esta reflexión para mí radica no solo en que es certera sino además en que es la primera vez que la veo por escrito – al menos enunciada con esta claridad- Con ello la comunicación deja de ser un instrumento para convertirse en una perspectiva, un punto de vista constructivo desde el que observar la realidad social. En sus propias palabras: “… se puede llegar a un nivel de teoría general que permita construir todo fenómeno posible desde un espacio conceptual de la comunicación.” Pg. 13.
 

Desde esa mirada comunicológica, sistémica y constructivista Galindo plantea una metodología en dos grandes Fases: (I) Diagnostico de problemas y (II) Diseño de soluciones. A su vez estas dos grandes Fases se subdividen en diferentes operaciones hasta completar la guía sobre la cual se trabaja.
 

  • Fase I: Diagnóstico de problemas

Esta Fase implica una mirada comunicológica sobre un campo específico de la vida social del que proviene la demanda. “La lógica de la ingeniería se fundamenta en la problematización sobre un campo de relaciones. El ingeniero quiere resolver los problemas a diferencia del científico que lo que busca es respuestas a preguntas…” Pg 17.
 

Y se mueve sobre una dimensión espacio temporal. El primer movimiento es el espacial y consiste en una lectura comunicológica de las relaciones sistémicas de dominación y comunicación que se Vistageneran en la situación concreta que se está observando. Se trata de ver lo que une o separa a la gente. A partir de ahí se formula una hipótesis de trabajo. El segundo movimiento es el temporal de la estructuración que el ingeniero ejecuta en dos partes: primero del presente al pasado tratando de observar las trayectorias pretéritas y deteniéndose en algunos momentos precisos. Y después proyectivamente del presente hacia el futuro. A tal fin se consideran distintos estados posibles y su eventual conveniencia para la ecología del sistema estudiado. Esta última operación del Diagnóstico es también la primera de la siguiente Fase pues en ella se identifican las tendencias que van a favorecer o desfavorecer ciertos escenarios futuros y las tensiones entre sistemas que promueven una u otra posibilidad.
 

  • Fase II: Diseño de Soluciones

El Diseño de la Intervención implica la Decisión sobre la intervención y la confección del Diseño técnico de la intervención propiamente dicho.
 

Para la Decisión, el ingeniero tiene en sus manos- como herencia de la fase anterior- un retrato de la situación actual del sistema con un apunte de las trayectorias que lo trajeron a esta situación presente y otro de las tendencias probables hacia su futuro. El ingeniero trabaja así con escenarios. El punto clave aquí es concretar lo que se desea que suceda después de la intervención.
 

El Diseño de la Intervención parte pues de la decisión de favorecer ciertas tensiones y tendencias y desfavorecer otras. Y para ello tiene que marcar las zonas y los modos de intervención. Lo normal no es que el ingeniero social proponga un solo escenario posible deseable hacia el futuro, sino varios. Y que para ello se plantee dos cuestiones previas: una técnica ¿puedo hacerlo? Y otra ética ¿debo hacerlo? Una vez despejadas ya se puede confeccionar el último movimiento la aplicación técnica del diseño de la aplicación.
 

  • Ejemplos

En la segunda parte del Libro, Galindo ejemplariza su visión de la Ingeniería Social con casos de aplicaciones a distintos campos de la acción social: al deporte, la participación ciudadana y los colectivos sociales, las comunidades estéticas, la familia, Facebook, los jóvenes y las redes sociales, la participación en la educación, para cerrar con los mundos posibles de la ciencia ficción.
 

Este ejercicio, de una parte, le permite a Galindo explicar su personal visión sobre esos espacios de la realidad social y, de otra parte, facilita al lector un mejor entendimiento de las metodologías ya explicadas en la 1ª Parte.
 

  • A modo de conclusiones:

En una época en la que prospera una cultura de la superficialidad y los distintos expertos nos quieren vender sus ideas apoyándose en “modelitos” cada vez más light y descremados, es reconfortante encontrar libros como este que afrontan con rigor las cuestiones metodológicas y nos enseñan los entresijos de la materia que tratan. Y, por ello, desde este blog de “Estrategar” damos la más cordial bienvenida a este nuevo libro de Luis Jesús Galindo, que desde aquí sugiero a mis lectores no solo como lectura “recomendada” sino como pieza “obligada” de su biblioteca.
 

Los que me conocen saben que suelo ser corto en elogios, y que cuando los hago es por motivos fundados. Pero no sería bueno que esta reflexión se quede en un único punto de vista y por ello les agradeceré a todos Vds. que participen y, una vez lo hayan leído, compartan en este mismo Blog sus opiniones. Las esperamos con todo interés. Gracias anticipadas. 

Rafael Alberto Pérez

Lunes, 31 de Agosto 2015



Libros

El Autor
Con 26 libros (y capítulos de libros) editados en España, Argentina, Colombia, Ecuador,  México y Alemania, más de un centenar de artículos y un blog siempre activo. Rafael Alberto Pérez es, para muchos, el autor de referencia sobre estrategias de comunicación en habla hispana.  De toda su obra, el propio Rafael Alberto destaca cuatro libros (tres en co-autoría y uno en solitario) que marcan su trayectoria con propuestas singulares. El resto- capítulos en obras colectivas, prólogos, ponencias, artículos en revistas, etc.- configura lo que María Jesús Martínez Pestaña denominó en su día el “mosaico constructor” a través del cual el autor ha ido hilvanando las líneas de investigación que le conducían a cada nueva propuesta.

4 Libros Básicos
Bibliografía Completa
Actividades Editoriales
Recursos Open Access
Equipo CINTE

Domingo, 5 de Febrero 2006