Recomendar este blog Notificar al moderador
SUPERCOMPUTACIÓN: Isidro Cano
España como novena potencia económica mundial se enfrenta actualmente a un gran reto. Ha de seguir siendo competitiva y aprovechar la innovación y la tecnología para potenciar el crecimiento económico, la creación de empleo y la calidad de vida de los ciudadanos.

Según el informe de la OCDE de 2007 sobre ciencia, tecnología e industria, la innovación y la globalización son los dos principales determinantes de la salud económica de un país ya que ambas inciden directamente sobre la productividad y la creación de empleo.

Es evidente que en un entorno globalizado no se puede concebir la innovación como una actividad local que se desarrolla de forma aislada. En la sociedad de la información y del conocimiento en la que nos encontramos inmersos, las redes de la Investigación y Desarrollo (I+D) y de la innovación son globales y su desarrollo constituye una pieza estratégica en el avance de los países. Por ello, el mundo empresarial y la Administración pública han de esforzarse al máximo para lograr que las autopistas mundiales de la innovación pasen por nuestro país de forma que podamos utilizarlas y convertir a España en un punto de referencia también en innovación.

En este sentido, las multinacionales que realizan actividades de I+D son de vital importancia debido a que son uno de los ejes fundamentales de esas autopistas mundiales de la innovación. Por sus especiales características y organización estas empresas potencian el desarrollo de las redes globales de innovación, pero a su vez repercuten en el desarrollo de la innovación local, ya que se genera un caldo de cultivo que propicia la creación de compañías locales con un fuerte componente innovador, e incluso, en algunos casos, dando lugar a clusters.

No cabe duda de que el eje fundamental de la competitividad en nuestro país está en la localización de actividades de alto valor añadido, sustituyendo los modelos de negocio y las tecnologías que van quedando obsoletas. Y este es un camino que no tiene retorno.

España cuenta con unas características que la hacen muy atractiva para las empresas como son, un entorno empresarial abierto, un marco político y jurídico estable, la creatividad y capacitación de sus profesionales, su calidad de vida.



Muestra de que España cuenta con aspectos que hacen posible el establecimiento de centros de I+D, incluso compitiendo con otras localizaciones que a priori podría pensarse que son más interesantes, es el hecho de que siete grandes multinacionales líderes en sus respectivos sectores y de diferentes procedencias geográficas, cuentan con centros de I+D punteros en nuestro país. Se trata de Alstom, Arcelor Mittal, Ericsson, Hero, Hewlett-Packard, Sony y ThyssenKrupp Elevator que conjuntamente han creado la Fundación Innovación España cuya misión principal es crear un clima de negocios favorable a la inversión internacional en I+D+i en nuestro país, apoyándose en la experiencia propia de los patronos. Estas siete empresas facturan en España más de 10.000 millones de euros, cuentan con más de 30.000 empleados y en sus centros de I+D ubicados en España se están desarrollando algunos de los productos más revolucionarios e innovadores que saldrán al mercado en los próximos años. Estas compañías cuentan con profesionales altamente cualificados dedicados a actividades de I+D capaces de generar ideas que satisfagan necesidades futuras. Las siete multinacionales son un ejemplo de cómo es posible establecer y mantener actividades de alto valor añadido con relevancia en el ámbito internacional y gran éxito dentro de organizaciones globales. Pero además, estas sedes en España tienen un gran atractivo a la hora de atraer talento de fuera de nuestras fronteras.

Este entorno favorable se ve enormemente favorecido por la colaboración Empresa-Universidad que, aunque tiene todavía margen de mejora, está avanzando por buen camino. Es necesario conseguir una mayor accesibilidad a los centros de I+D en las universidades, y que éstas tengan más presentes a las empresas en su desarrollo, y sobre todo, una formación más orientada a permitir que la contratación de profesionales sea eficiente. En este sentido, las siete multinacionales que integran la Fundación Innovación España cuentan con importantes acuerdos en forma de cátedras, becas y otras fórmulas interesantes de colaboración, que permiten un intercambio de conocimiento de gran ayuda para conseguir los objetivos marcados.

La Administración está realizando enormes esfuerzos por crear el ambiente adecuado para que la inversión privada en I+D sea cada vez mayor, a través de ayudas de diversa índole. Es aquí también donde las compañías queremos aportar nuestra experiencia para que este clima sea cada vez más favorable a la implantación de actividad innovadora en nuestro país. Es necesario que el “triángulo virtuoso” empresa-universidad-administración funcione al más alto nivel para que España sea conocida como uno de los principales países generadores de actividades I+D y de innovación tecnológica.


La Fundación I+E Innovación España es una entidad sin ánimo de lucro promovida por multinacionales líderes en los sectores que representan. Esta Fundación compuesta por Alstom, Arcelor Mittal, Ericsson, Hero, Hewlett-Packard, Sony y ThyssenKrupp Elevator (ES/PBB) nace con el objetivo de poner de relieve el papel de las multinacionales en el desarrollo de la I+D+i a nivel local. Para ello promoverá la imagen de España como lugar idóneo para la ubicación de actividad en materia de I+D sirviéndose de la experiencia propia de los patronos, que cuentan con importantes centros de investigación en nuestro país con responsabilidad internacional.


Isidro Cano
Jueves, 12 de Febrero 2009


Nuevo comentario:



Editado por
Isidro Cano
Eduardo Martínez de la Fe
Ingeniero Superior de Telecomunicación por la ETSIT de Madrid (1977), Isidro Cano es asimismo MBA's en Marketing y en Administración de Empresas por ESEM de Madrid. Con 28 años de experiencia laboral en compañías como Omron, Gould, Commodore, Digital/Compaq, en la actualidad es Director de Supercomputación en HP Iberia. También es autor del libro "El don de la Palabra" (Paraninfo, 2006)


Secciones

Archivo

Noticias sobre supercomputadores


RSS ATOM RSS comment PODCAST Mobile