Recomendar este blog Notificar al moderador
VALENTINOS: Víktor Gómez

PRESENTACION EN MADRID DE TRAZAS DEL CALIGRAFO ZURDO


Martes, 16 de Julio 2013| Leído 467 veces | 0 Comentario(s)

Un breve texto que leí, como introducción a la lectura de los poemitas del libro "Trazas del calígrafo zurdo" en Madrid, en El Molar (Barrio La Latina) el 2 de julio de 2013.




La sintaxis, la herencia, variaciones del tiempo… Se hereda la estructura mental de lo escuchado? ¿Hacia dónde pues, trazar la fuga?

Marta Agudo (28010, Calambur)


 
EN ESTE MUNDO saturado de imágenes ¿qué nos puede perturbar ya? No hay dónde en el encuadre de la vida pantallizada que diga del horror y del estupor que nos cerca y asfixia, que nos arrincona y abaja, apozando la conciencia y hasta la inconsciencia a un estado más próximo a la rata apaleada o un topo ciego que a un ser humano. Las imágenes son muy poderosas. Lo son para encerrarnos en una cárcel de sentido homogeneizado, del sentir condicionado, del no pensar o del pensar desde lo prefijado e interiorizado como irrefutable. Están neutralizadas las miradas, así que todo lo que se ve está sometido a una sumisión del individuo al Sistema de control y funcionamiento. Nuestra función pasa por obedecer a las expectativas de rendimiento y consumo. Y lo que consumimos en gran medida son imágenes. Imágenes que disponen una constitución de la realidad en la que es "malo" sólo lo que no rinde lo esperado o consume lo pre-calculado. Así, en internet, el porno, la pedofilia, las armas, la estetización de las violencias con o sin objeto son el motor del Negocio.
 

La poesía, sin embargo, que a mí me interesa, trabaja desde otra lógica y atención. Busca en la inteligencia de los débiles y fracturados, en su impotencia o fracaso, en su desaparición unas claves, resortes, que saquen mi cuerpo del aturdimiento, de la hipnosis, de la pasividad cómplice de los asesinos. Leo poemas de Pasolini o de Blanca Varela, de Antonio Méndez Rubio o de Pilar Fraile, de Oscar Curieses, Olga Muñoz o María Salgado. Leo poesía cuyo lenguaje de entrada no está inmerso en las sintaxis y gramáticas del poder hegemónico, publicitario, sofistico o demagógico. No puede guionizarse en Tele 5 o en Hollywood. ¿Entonces? Qué pérdida de tiempo... Dirán muchos.
 

Puede ser, estas trazas, pobrecitas, a lo que invitan primero, si me lo permiten, es a que pierdan unos minutos ahora, quizá algún rato de lectura, después. "La poesía es pérdida. ¿Te atreves a perder?" Preguntaba Milán.
 

Hace unos días pase la mañana en la playa. Las olas en la orilla, suaves, casi minúsculas, fugaces, iban acercando a la arena restos. Virutillas del fondo. Las trazas quizá sean sólo eso, rumor y espuma, que brevemente aproximan un resto, residuo, astilla. Pero no olvide nadie el origen. "La meta es el origen" propuso un poeta. Cuando sientes que hay un gran horror, cuando vives con la certeza de tanto y tantos sin nombre "desnucados" y arrojados al olvido, hoy, ahora, a cada instante, en CIEs, en cárceles, en Campos de Refugiados, en suburbios, en malecones, en fábricas, en descampados, en costas, en minas, en Guantánamos, en casas, en chabolas, en cualquier rincón, y te preguntas por el origen del Daño y ves que no hay imágenes que lo muestren, no hay palabras que lo nombren, entonces, calígrafo torpe, zigzagueas contra la arena, trazas unos signos, un temblor… como dice en Sales (Col. Trasatlántica-Portbou), Esther Ramón:


“Donde sólo ruinas, / Donde hablan dos chimeneas”


Ahí van, unas pocas trazas y algunas astillas.
 
 
 
Víktor Gómez, Valencia, a 1 de julio de 2013 


[alto remanso
 
blancas hojas masticas
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
oculta cueva
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
 
lobos pisando nieve
 
de sangre y luz hilos]





En la misma rúbrica
< >

Jueves, 21 de Diciembre 2017 - 08:55 Reseña a Con todos los verbos, de Balbina Jiménez

Martes, 10 de Junio 2014 - 09:08 TUMBA DE SUEÑO, poema inédito de Viktor Gómez